Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Panticosa abre el sábado 27 al público sus nuevas pasarelas con más de 500 entradas vendidas en tres días

Hay dos opciones para realizar el recorrido: el que incluye el mirador de O Calve, que se realiza en 55 minutos, y el que va por la variante del camino de las Paúles, de 45 minutos.

Las nuevas pasarelas sobre el río Caldarés de Panticosa no se han abierto de manera oficial todavía y ya están teniendo una gran repercusión. Desde que se puso en marcha hace tres días la venta 'online' de las entradas para esta infraestructura, que permite recorrer un lugar hasta ahora inaccesible, ya se han comprado más de 500 entradas, tanto para este fin de semana como para los próximos días festivos de Semana Santa. Por lo tanto, desde el principio está cumpliendo uno de sus principales objetivos, que es atraer turismo en primavera y otoño, temporadas con menos afluencia de visitantes.

Desde este sábado 27 de marzo, vecinos de la Comarca Alto Gállego y visitantes podrán descubrir la magia de la montaña en apenas una hora, rodeándose de naturaleza salvaje, verticalidad y emoción en un recorrido con vistas inigualables. Hay dos opciones para realizar el recorrido: el que incluye el mirador de O Calve, que se realiza en 55 minutos; y el que va por la variante del camino de las Paúles, de 45 minutos. El tramo de pasarelas son 700 metros, pero tanto para llegar a éstas como para volver a Panticosa, hay sendero por el que hay que discurrir.

El recorrido se inicia en el parquin que la telecabina de Panticosa, justo antes de cruzar el puente. Ahí habrá una maquina expendedora de entradas, y también se pueden comprar en la página web de las pasarelas (https://pasarelasdepanticosa.com/). Una vez que se cruza el puente, hay que continuar por detrás del edificio de la telecabina, y por un camino que se llama Las Tierras, se accede al desvío para entrar a las pasarelas. Atravesada esta infraestructura, se llega a una zona de bosque, por el que se alcanza el mirador O Calve, o para volver a Panticosa.

El paseo por las pasarelas es espectacular. Permiten al visitante adentrarse en una zona desconocida e inaccesible hasta el momento, dejando el río Caldarés bajo los pies, pero en un entorno de montaña seguro. Hay hasta 100 metros de desnivel, un puente que permite cruzar de una vertiente a otra que pasa a 40 metros sobre las aguas y vistas impresionantes, tanto del propio cauce como del entorno de Panticosa desde el mirador. Se trata pues de una nueva oferta turística apta para el público familiar, así como un nuevo aliciente tanto para esta localidad como para el Valle de Tena.

Esta nueva oferta turística estará abierta desde finales de marzo hasta el 15 de junio los fines de semana y a partir de junio todos los días. Y permanecerá cerrada de diciembre a mediados de marzo. Para esta Semana Santa, estarán abiertas del 1 al 4 de abril, de 10.00 a 18.00. Hay aforo limitado, y accederán 40 personas cada 20 minutos. Por lo tanto, tiene una capacidad de 960 personas al día.

Tendrán acceso limitado cada 20 minutos y el precio de la entrada será de 4 euros si se compra en la máquina expendedora, ubicada en el parking de la Telecabina, o de 3 euros si se adquiere en la página web.

Un proyecto que comenzó hace 3 años

Este proyecto comenzó a gestarse hace 3 años, con la elaboración del estudio medioambiental y geotécnico para comprobar si la roca aguantaba las estructuras, según explica el alcalde Jesús María Úriz. En 2019 se aprobó el proyecto definitivamente, se licitó y se adjudicó a Prames. En principio, la idea era comenzar a ejecutar los trabajos en febrero de 2020 para que estuvieran finalizadas en agosto de ese mismo año, "pero la pandemia retrasó todo y obligó a empezar con la instalación en junio", añade el primer edil. Para el puente de la Inmaculada "estaban prácticamente terminadas, a falta de algunos detalles que se han terminado en estas últimas semanas". Esta iniciativa pretende ser "un aliciente importante de cara a primavera y otoño, que es cuando más flojo esta el turismo en esta zona", asegura Úriz. Las nuevas pasarelas han supuesto una inversión de 320.000 euros, financiados íntegramente por el Ayuntamiento de Panticosa.

Lorena López Esmiol, de la oficina de turismo de esta localidad ha subrayado que se trata de un recurso a añadir a la oferta de Panticosa y del Valle de Tena. Y ha resaltado el interés que han suscitado en la zona, por lo que "creo que va a ser un recurso importante".

Las pasarelas sobre el río Caldarés se abrirán al público el sábado 27 de marzo, pero este miércoles ha tenido lugar la inauguración oficial, con autoridades locales y regionales. El jueves se mostrarán a empresarios y sector turístico de la zona, y el viernes a los vecinos de Panticosa.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión