Aragón
Suscríbete por 1€

industria

Aragón suma fuerzas para conseguir la fábrica de baterías para el coche eléctrico

El sector del automóvil confía en que la ubicación de la futura planta se decida con criterios objetivos y no políticos

Instalaciones de la planta de Opel PSA (Grupo Stellantis) en Figueruelas.
Instalaciones de la planta de Opel PSA (Grupo Stellantis) en Figueruelas.
Guillermo Mestre | Guillermo Mestre

Aragón está en el epicentro de los fabricantes de coches de España. «Tiene una de las factorías más eficientes de Europa, la de Opel PSA (Grupo Stellantis), una potente industria auxiliar, un clúster, institutos de investigación, redes logísticas, estabilidad política, paz social, buenos centros de formación y talento». Unas fortalezas que, según Ricardo Mur, presidente de CEOE Aragón, posicionan bien a la Comunidad en la carrera abierta con otras regiones para lograr ser sede de la gran planta de baterías para vehículos eléctricos a la que aspira España.

 

«Tenemos que seguir haciendo los deberes. Es una inversión muy grande que no puede acometer un solo fabricante y requiere contar con todo el apoyo a nivel nacional», asegura. Eso sí, advierte, siempre que la elección por parte del Gobierno «no sea una cuestión política de sumar mayorías, sino que responda a criterios objetivos». 

El anuncio de la ministra de Industria, Reyes Maroto, de impulsar un consorcio público-privado con Volkswagen, Seat e Iberdrola para crear una fábrica de baterías cerca de Martorell -aunque luego el presidente aragonés, Javier Lambán, precisase que la ubicación no está decidida- ha destapado la caja de los truenos. La batalla está servida entre las comunidades que o tienen fábrica de coches -Aragón, Cataluña, País Vasco, Valencia, Navarra y Galicia- o la materia prima necesaria, el litio, como es Extremadura.

Abierta la puja por esta fábrica -primer Perte o proyecto estratégico del Gobierno para avanzar en la transición hacia la movilidad eléctrica-, Lambán confirmó en una entrevista a HERALDO que ya están iniciadas las negociaciones para atraer la inversión que ronda los 5.000 millones. 

La DGA lleva trabajando en eletromovilidad desde 2018, dos años antes de que Zaragoza fuera pionera en producir en serie el primer eléctrico 100%, el Corsa, en una fábrica española. En noviembre de 2018, Lambán viajó a China y contactó con varios fabricantes de baterías como DLG. Además, convencido de que la electromovilidad es el futuro, en 2019 concedió una ayuda directa de 4 millones a PSA y de 2,7 a la industria auxiliar, que suma 12 millones más en subvenciones de la DGA para apoyar la innovación.

«En el coche eléctrico, Aragón ha trabajado pronto y bien. Fue la primera comunidad que anunció la producción en sus líneas de un vehículo eléctrico 100%. Es un tiempo ganado en la puja», reconoce Ana Sánchez, secretaria general de Industria de CC. OO. Aragón. «Que nos adjudicasen una fábrica de baterías sería la guinda», afirma, al estar la región en «un triángulo privilegiado». Sin embargo, añade, «no parece lógico que Seat, si puede tener la fábrica de baterías a su puerta y asume parte de la inversión, se plantee otra opción».

«Zaragoza es el mejor punto para esa fábrica de baterías. Está a 300 kilómetros de camión de todos los fabricantes de coches de España», señala José Juan Arcéiz, secretario general de MCA-UGT Aragón. Si bien, «nadie invierte sin saber si tiene mercado y compradores». «Estamos hablando de fabricar el proceso completo de la batería, incluida la celda. Las eléctricas son difíciles de almacenar y por tanto, cuantos más fabricantes se adhieran al proyecto, antes se podría rentabilizar». Es muy distinto, aclara, «hablar de ensamblaje de baterías, un proceso del que ya disponen casi todos los constructores de coches en España, que de una fábrica que las haga al completo». Para hacer realidad esa planta, gran parte de esos constructores que ahora compran las baterías en Asia, tendrían que apostar por hacerlo aquí, explica.

Los proveedores, preparados

De la industria auxiliar no hay que preocuparse, según Arcéiz. «Está más que preparada» tras unas inversiones por valor de 85 millones para el lanzamiento del vehículo eléctrico. «Los proveedores están acostumbrados a cambiar rápidamente ante lo que les demanda el fabricante» y menciona a Proma, que está transformando su planta para producir la carcasa de la batería en un proyecto que le acaba de asignar PSA. Lo principal, insiste Arcéiz, es que haya «una apuesta decidida del Gobierno de España; la de DGA ya es total».

«Vamos un paso por delante de otras comunidades. Tenemos un nivel de conocimiento tecnológico muy alto en automoción. Eso es un valor muy importante que Extremadura no tiene», apunta Tomás Ramos, director general de la planta de Arcelor Mittal Tailored Blanks en Pedrola. «Veremos a ver cuánto pesan los votos en la decisión», añade el directivo.

«No conozco los entresijos de la política pero desde el punto de vista industrial, Aragón como mínimo podría estar igual que la región mejor situada para ubicar una fábrica de baterías. Lo tiene todo: logística; paz social, determinante para que cualquier multinacional sepa que no va a tener problemas; y costes salariales inferiores a los de Cataluña, País Vasco o Navarra», destaca Jorge Blanchard, director general del Grupo Cefa.

«Está claro que el futuro es el coche eléctrico, pero hay muchos intereses políticos», indica Román Soro, presidente del comité de empresa de Adient en Pedrola. «Si está Cataluña de por medio, será difícil captar la inversión», reconoce Isidro Agustín, de Lear Épila. No obstante, dice, «si nos ponemos todos juntos, con el apoyo de PSA podría salir adelante».

Maroto, hoy, en la celebración de la Jornada sobre movilidad

La ministra de Industria, Reyes Maroto, inaugurará hoy telemáticamente la jornada sobre movilidad en el edificio Pignatelli, organizada por la DGA, para poner en valor el potencial industrial que tiene Aragón para albergar una fábrica de baterías eléctricas. Intervendrán representantes de todo el sector de la automoción, desde Juan Antonio Muñoz Codina, hasta ahora director de la planta zaragozana de PSA (grupo Stellantis) y desde el 1 de marzo responsable del nuevo clúster de vehículos comerciales ligeros del grupo en Europa, hasta José Luis Rodrigo, director general de ‘Mobility City’ de la Fundación Ibercaja, pasando por Gloria Cuenca, vicerrectora de la Universidad de Zaragoza, y Benito Tesier, presidente del clúster de automoción de Aragón. El vicepresidente aragonés, Arturo Aliaga, y la consejera de Economía, Marta Gastón, participarán en este evento que cerrará el presidente autonómico Javier Lambán.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión