Aragón
Suscríbete por 1€

La covid provoca una caída del empleo y de las atenciones de dependientes en Aragón

La pandemia ha marcado los servicios de atención a la dependencia en Aragón que, por primera vez en 5 años, rompe la serie de incremento continuado de personas atendidas.

Zaragoza, 15 mar (EFE).- La pandemia de covid-19 ha marcado los servicios de atención a la dependencia en Aragón que, por primera vez en 5 años, rompe la serie de incremento continuado de personas ...
ayuda-domicilio-cinca-medio-noticia1
La atención domiciliaria se dirige a personas mayores y dependientes.
HA

La pandemia de covid-19 ha marcado los servicios de atención a la dependencia en Aragón que, por primera vez en 5 años, rompe la serie de incremento continuado de personas atendidas, con 1.419 dependientes atendidos menos, con todas las prestaciones del sistema en tasas de reposición negativas y una caída del empleo del 12 %.

Así se desprende del dictamen del Observatorio de la Dependencia realizado por la Asociación Estatal de Directores y Gerentes de Servicios Sociales correspondiente a 2020, año en el que en Aragón se valoraron 3.017 personas menos, un -6,32 %, las personas con derecho cayeron en 2.844 (-7,26 %) y se entregaron 1.778 servicios menos, un -9,20 %, si bien también se presentaron 3.299 solicitudes menos, un -6,44 %.

Solo presentaron valores positivos la atención con cuidados familiares, que se incrementó en 442 personas hasta las 16.131, un 2,82 % más.

La tasa de desatendidos (limbo) también se redujo en 1.425 personas como consecuencia -en su mayor parte- de los fallecidos a la espera de recibir una prestación. De continuar el ritmo de las atenciones de los últimos tres años, Aragón tardaría en absorber esa cifra 2,4 años.

La atención residencial representó el 96 % de las pérdidas con 1.599 plazas menos -bien a través de plazas de residencias concertadas (674), como en PEVS (prestación económica vinculada) (925)- debido, según la Asociación, a la "altísima mortalidad" registrada en estas prestaciones por la covid-19.

El coste global estimado del Sistema de Autonomía y Atención a la Dependencia asciende a 236.679.801,54 euros, de los que el 81 % lo asume la Comunidad, el 14 % mediante copago y 39 millones, un 19 %, el Estado, administración que, sin embargo, obtiene unos retornos económicos -vía impositiva- superiores a los 63,6 millones.

El sistema genera en Aragón 63,6 millones de euros provenientes de las cotizaciones a la Seguridad Social, IRPF de los trabajadores o recaudación de IVA por los servicios prestados, con una tasa de recuperación del gasto público total del 32,57 %.

Los recortes económicos de los últimos 9 años han supuesto un quebranto acumulado para el sistema aragonés de 142,3 millones de euros con los que la asociación de directores y gerentes de servicios sociales calcula que podrían haberse atenido a 24.138 personas dependientes y haberse generado 4.154 puestos de trabajo.

El promedio de gasto por dependiente se sitúa en 5.513 euros anuales, similar al de los últimos 4 ejercicios, un 15 % inferior a la media nacional, como consecuencia -entre otras- de la importancia que asumen en su cartera de servicios atenciones de menor coste económico tales como las PECEF (prestación económica para el cuidado en el entorno familiar) que suponen el 43,2 %, o el Programa de Autonomía Personal (PAR) (9,8 %).

El gasto público por habitante se mantiene en torno a los 133 euros por habitante, un 13 % inferior a la media nacional.

Según las estimaciones de esta asociación, en 2020 Aragón ha perdido un 12 % del empleo con -759 puestos destruidos, como consecuencia, fundamentalmente, de la drástica reducción de las prestaciones de contenido residencial (-16 % AR y -15 % PVS).

El impacto de la pandemia sobre las atenciones residenciales, así como la congelación de prestaciones altamente generadoras de empleo como la ayuda a domicilio, ha provocado paralelamente un acuciado descenso de la tasa de generación de empleo que vuelve a valores de 2015 con 28 empleos por millón de euros invertido, en el tramo de las más bajas del país.

Durante 2020 ha descendido el número de personas atendidas (PIAS) por cada mil habitantes por la paralización general del sistema por la pandemia, y se situó en 24,09 por mil habitantes, sólo unas décimas por debajo a la media nacional (24,28 por mil).

Asimismo, se redujo drásticamente la relación de personas desatendidas con derecho reconocido hasta situarse en valores de 132,37/1.000 como consecuencia no del incremento de las atenciones (que bajaron un 4,3 %) sino del alto número de personas fallecidas a la espera de recibir la prestación.

Entre marzo y diciembre de 2020 fallecieron en Aragón 6.942 personas con solicitud de dependencia, un 23,8 % más de lo esperado. Una vez excluidas las 565 personas que no acreditaban situación de dependencia (sin grado), la cifra alcanzó las 6.377 personas fallecidas, entre personas con derecho y personas pendientes de resolución de grado.

De ellas, el 81,2 % estaban siendo atendidas pero el 18,8 % restante formaban parte de la lista de espera, concretamente el 7,7 % (492) estaban a la espera de resolución de grado y el 11,1 % (710) tenían ya el derecho reconocido, pero estaban a la espera de resolución de prestación.

En concreto, entre marzo y diciembre, en Aragón fallecieron 1.202 personas en lista de espera, sin ser atendidas.

De las 934 personas que han abandonado la lista de espera, el 76,02 % ha sido como consecuencia del fallecimiento de la persona y no por la gestión de la comunidad autónoma.

Aunque la tasa de mortalidad ha sido superior a lo esperado, el exceso de mortalidad ha sido notablemente superior entre las personas atendidas en residencias que entre quienes lo son en sus domicilios.

Destaca la reducción de la atención en residencias en 937 personas y en 193 personas en centros de día, incluyendo en ambos casos la atención mediante prestación económica vinculada al servicio.

En Aragón el tiempo medio de tramitación de expedientes de dependencia desde la solicitud hasta la resolución de prestación es de 368 días frente a los 430 de media.

Con el incremento de 623 millones en el presupuesto del nivel mínimo y acordado aprobado por los PGE, Aragón recibiría una cantidad adicional de 20 millones de euros con los que se podrían atender 3.780 nuevos beneficiarios y generar 559 nuevos empleos. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión