Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

elecciones catalanas

Aragoneses ante el 14-F: "Cataluña necesita una reconstrucción de los lazos internos"

Primer proveedor y también primer cliente de Aragón, el resultado que salga de las urnas este domingo en la comunidad vecina es de trascendental importancia.

Arriba, a la izquierda, Ignacio Martínez de Pisón y, a la derecha, Jesús Félez. En medio, a la derecha, Javier Sebastián. Y abajo, a la izquierda, Ernesto M. Pascual y, a la derecha, Beatriz Villagrasa.
Arriba, a la izquierda, Ignacio Martínez de Pisón y, a la derecha, Jesús Félez. En medio, a la derecha, Javier Sebastián. Y abajo, a la izquierda, Ernesto M. Pascual y, a la derecha, Beatriz Villagrasa.
Heraldo.es

Más de 5,6 millones de personas están llamadas este domingo a ejercer su derecho a voto en las elecciones autonómicas en Cataluña, entre ellas muchos de los aragoneses que llevan años residiendo en la comunidad vecina (más de 95.000). El resultado que salga de las urnas es vital no solo para España, ante el desafío soberanista, sino también para Aragón, ya que esta región es nuestro primer proveedor y también el primer cliente.

Según apuntan todos los sondeos, no se esperan mayorías sólidas y sí una legislatura todavía más tensa tras 15 días de campaña electoral de bronco intercambio de golpes entre los nueve principales candidatos a la presidencia de la Generalitat. Además, los vetos cruzados para pactos poselectorales hacen temer incluso una hipotética repetición de los comicios en julio.

Los aragoneses consultados por Heraldo.es acudirán este 14-F a sus respectivos colegios electorales. "No tengo especial miedo al contagio (a la covid). No creo que haya más peligro en ir a votar que en acudir al supermercado", indica Ignacio Martínez de Pisón.  Mientras, Javier Sebastián califica de "decepcionante" que el "asunto territorial" siga siendo "el centro de los debates". Estos son sus análisis:

El escritor aragonés Javier Sebastian, en una imagen de archivo.
El escritor aragonés Javier Sebastián, en una imagen de archivo.
Heraldo

Javier Sebastián: "Sorprende que, después de lo visto estos años, no se busquen vías de entendimiento por parte del independentismo"

El escritor zaragozano Javier Sebastián, que vive en Barcelona desde hace tres décadas, señala que las "heridas" son "profundas y que hay gente que no puede dejar de vivir del conflicto. "Es su medio natural. Viven lejos y nos olvidaríamos de ellos. Han secuestrado un lenguaje que es de todos. Y eso es tramposo. Porque, ¿a quién no le gusta ser libre, demócrata? A mí me gusta y no soy independentista. El problema son los nacionalismos. Todos los nacionalismos, como dice Javier Cercas. Sin embargo, las cosas no están como hace dos o tres años. Parece", afirma.

Él, confiesa, se encuentra entre los "ingenuos" que creen que mantener el conflicto no lleva a nada. "El problema es que hay gente que piensa exactamente lo contrario. Pero sorprende que, después de lo visto durante estos años, no se busquen vías de entendimiento por parte del independentismo. No es democrático lo que hicieron, nadie en el mundo los reconoció, no se siguieron las recomendaciones del Tratado de Venecia, no hubo garantías. No entiendo cómo se puede hablar de implementar el 1-O", indica.

"No es democrático echar emocionalmente del país a más de la mitad de la población"

Asimismo, Javier Sebastián considera que un referéndum no es ninguna salida y que no es "agradable" que intenten "convertirte en extranjero en tu propio país". "En un territorio dividido en dos mitades no puedes satisfacer a una de las dos mitades y la otra que se aguante, habrá que encontrar espacios intermedios en los que todos tengamos que ceder. Pero eso habrá que hacerlo por cauces legales", advierte.

Hablar, hablar y más hablar. Negociar una y otra vez, en público y en privado. Eso es, lo que a su juicio, necesita Cataluña. "Pactar. Hacer política. Naturalmente. No hay alternativa a eso. No es democrático echar emocionalmente del país a más de mitad de la población", resalta el escritor aragonés, quien espera que no gane un partido independentista. "Y entre los no independentistas, solo hay uno con posibilidades de hacerlo", recuerda.

Ernesto M. Pascual, en una imagen de archivo.
Ernesto M. Pascual, en una imagen de archivo.
E. P.

Pascual: "Mi deseo sería que hubiera un gobierno de gestión real que abandonase que solo un tema, la independencia, domine la agenda"

El politólogo zaragozano Ernesto M. Pascual ha seguido muy de cerca estos comicios autonómicos por razones profesionales. Tras acabar Derecho en Zaragoza, se trasladó a Barcelona en 1991 y ahí continúa, donde imparte clases en varias universidades entre ellas en la UAB, la Universidad Oberta de Cataluña y la UNED. "Hay quien sigue abogando por la independencia y quien aboga por la gestión de Cataluña porque se ha perdido competitividad, puestos de trabajo y ha bajado en calidad de vida. Así ha estado la campaña", explica.

Pascual desearía que este 14 de febrero hubiera una "sorpresa", es decir, que el bloque constitucionalista sumara en escaños más que el independentista. "Mi deseo sería que hubiera un gobierno de gestión real, que abandonase lo que técnicamente llamamos herestesia: que solo un tema domine la agenda pública, en el caso de Cataluña la independencia. Todo estaba centrado en el debate sobre independencia 'sí' o 'no' y a la gente, en general, ese debate le empieza a cansar; necesita otras salidas. ERC se ha dado cuenta y Junts no. Pero me temo que no va a pasar; creo que vamos a estar en las mismas que estábamos", afirma.

Este politólogo habla de una desmovilización del independentismo, de "una gran" abstención que no sabe a quién va a beneficiar y también de la sorpresa de Vox. "Las encuestas predicen seis escaños y yo creo que van a poder llegar hasta los nueve. Eso va a polarizar de nuevo el debate político y lo va a enrarecer", avanza.

"Es ridículo enfrentar a la población y más a una que está dividida a un 50% como están demostrando sistemáticamente las elecciones"

Para Pascual, Cataluña necesita "sobre todo una reconstruccción de los lazos internos que una a quienes aquí vivimos". "Necesitamos reconstruir el pluralismo político que existía en 2010, antes de que se iniciase todo este periodo. Es ridículo enfrentar a la población y más a una población que está dividida en este caso a un 50% como están demostrando sistemáticamente las elecciones. Se necesita trabajar conjuntamente y volver a tejer lazos de unión", dice. No obstante, asegura que no hay problemas "reales de convivencia". "Sí que hay una degradación de la cultura cívica en general. Antes hablar de política no era un enfrentamiento y ahora en ciertos sectores lo es", añade.

El escritor aragonés Ignacio Martínez de Pisón, en una foto de archivo.
El escritor aragonés Ignacio Martínez de Pisón, en una foto de archivo.
Asier Alcorta

Martínez de Pisón: "No me extrañaría que hubiera que convocar otras elecciones. La matemática parlamentaria va a ser muy complicada"

"Aquí está todo tan politizado desde hace años que no hace falta ni siquiera seguir la política porque te sigue ella", contesta el escritor aragonés Ignacio Martínez de Pisón cuando se le pregunta por su interés ante el 14-F. "Ha sido la campaña electoral más rara que uno pueda imaginar; prácticamente no ha existido. Se ha alimentado la esperanza de que va a haber muchos cambios y yo creo que no. Me da la sensación de que ya desde hace 10 años Cataluña es lo que es; de que está todo como estancado y que no va a cambiar ni en una dirección ni en otra. Ya se repartieron las cartas", indica.

A pesar de esa percepción de inmovilismo, a él le gustaría que ganara algún partido no independentista. "Que no todo se moviera en torno al eje digamos patriótico o identitario. Los independentistas siguen siendo los mismos. Lo único que saben es que las cosas no se hacen así y eso es lo que les va a obligar a replantear. Esto va a abrir un ciclo muy largo en el que si de verdad pretenden llegar a la independencia de Cataluña saben que el camino es muy complicado, que lo que tienen enfrente es la realidad -y esta es muy tenaz y testaruda- y que con la escasísima fuerza de un cuarenta y tanto por ciento de los votos no pueden conseguir la independencia de nada", subraya.

"Con la escasísima fuerza de un cuarenta y tantos por ciento de los votos no pueden conseguir la independencia de nada"

Martínez de Pisón, afincado en la Ciudad Condal camino de 40 años, espera que el PSC vuelva a recuperar "algo" de protagonismo. "Además, me parece que Salvador Illa podría ser un gran presidente teniendo en cuenta lo que hemos tenido, que han sido presidentes corruptos e inoperantes", dice. Sin embargo, reconoce que los acuerdos postelectorales van a ser muy complicados. "No me extrañaría que dentro de cuatro meses hubiera que convocar otras elecciones. Me parece que va a estar todo tan fracturado que la matemática parlamentaria va a ser muy complicada. Ya veremos, igual resulta que no", aventura.

Jesús Félez, presidente del Centro Aragonés de Barcelona.
Jesús Félez, presidente del Centro Aragonés de Barcelona.
J. F.

Jesús Félez: "Me gustaría que todos fuéramos hacia una situación mucho menos atrincherada, pero sin duda es difícil"

Lleva 45 de sus 65 años residiendo en la Ciudad Condal, hasta donde se trasladó en 1976 desde su Alcorisa natal para continuar con su carrera universitaria tras estudiar Magisterio en Teruel. Jesús Félez, actual presidente del Centro Aragonés de Barcelona y ya jubilado, ha dedicado toda su vida a la educación. "Desde 1990 como profesor de educación física tras acceder por oposiciones", detalla.

Cuando llegó a Cataluña, Feléz recuerda que educativa y pedagógicamente era uno de los sitios "más punteros" en innovación. Ahora, sin embargo, considera que la escuela se entiende "como un lugar estratégico dentro de ese ideario de naciones". 

Personalmente, está en contra del independentismo. "Una de las razones es porque creo en Europa", subraya, al tiempo que habla de las consecuencias "negativas" que este proceso está teniendo en la vida económica y social de la comunidad. "En esta huida hacia adelante, es muy poco lo positivo que como sociedad hemos sacado", sostiene.

"En esta huida hacia adelante, es muy poco lo positivo que como sociedad hemos sacado con el proceso independentista"

Este 14-F, no está seguro si el resultado electoral clarificará la situación. "O, como tantas otras veces, estaremos en una posición prácticamente equilibrada entre independentistas y no independentistas. Me gustaría que hubiera un cambio en el mejor de los sentidos; que todos fuéramos hacia una situación mucho menos atrincherada, pero sin duda es difícil", asegura. 

Por otro lado, el presidente del Centro Aragonés de Barcelona (con 850 socios) señala que necesitan ayuda. Las instalaciones -en el corazón de la ciudad- están cerradas no solo por la covid sino por el deterioro y mantenimiento del edificio. "Tenemos que afrontar obras importantes. Queremos que sea de todos y para todos los aragoneses. Esperamos que seremos ayudados por la DGA porque además pretendemos que este centro pase a formar parte del patrimonio de Aragón", destaca.

La joven psiquiatra Beatriz Villagrasa en Barcelona, en una imagen de archivo.
La joven psiquiatra Beatriz Villagrasa en Barcelona, en una imagen de archivo.
B. V.

Beatriz Villagrasa: "La gente es muy respetuosa en todos los sentidos, incluido en el político"

La psiquiatra zaragozana Beatriz Villagrasa vive en Barcelona desde hace año y medio y trabaja en el centro hospitalario Benito Menni, en Sant Boi de Llobregat, en el área de psicogeriatría. Hace escasos meses que se empadronó ahí y, por lo tanto, no podrá votar este domingo. Eso sí, ha seguido un poco la campaña electoral a través de los medios de comunicación. "No tengo claro que pasará; habrá que esperar", dice.

Esta joven médico apela al diálogo entre independentistas y no separatistas, aunque considera que es un tema "muy complejo". "Me gustaría que no tuvieran ese sentimiento de quererse separar de España; eso sería lo ideal. Y ahora que veo la situación entre comillas desde el otro lado, porque me toca estar aquí, también creo que hay mucha catalanofobia. Desearía que todo eso se pudiera resolver de alguna manera", afirma.

"Me gustaría que no tuvieran ese sentimiento de quererse separar de España"

Asimismo, Villagrasa resalta las facilidades con las que se ha encontrado en Cataluña y la ausencia de crispación. "La gente es muy respetuosa en todos los sentidos, incluido en el político. Fue una de las cosas que más me sorprendió cuando llegué. Y tengo compañeros de trabajo de todas las tendencias políticas. En cuanto al idioma, no he tenido ningún problema", señala.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión