Despliega el menú
Aragón

terrorismo 

El etarra Pakito sale de la cárcel de Zuera en el aniversario del atentado de la casa cuartel

La Audiencia Nacional reduce de la condena los 584 días que Francisco Múgica Garmendia estuvo preso en Francia.

La Audiencia Nacional comunicó a última hora de la mañana de este viernes la puesta en libertad del que fuera histórico jefe de ETA Francisco Múgica Garmendia, alias 'Pakito', condenado por el atentado de la casa cuartel de la Guardia Civil de Zaragoza. Era justo el día en que se cumplía el 33 aniversario de la masacre. La llamada fue una sorpresa tanto para el preso como para la prisión, porque estaba prevista su salida el 11 de abril de 2021, pero a las 17.05 quedó en libertad. Salió protegido por varios familiares, que vinieron desde el País Vasco a recogerlo y le taparon con paraguas para evitar que se le fotografiara.

Un oficio judicial de la sección de ejecutorias de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, en el que se reconocía el cumplimiento de 584 días en las prisiones de Francia, fue remitido a la prisión de Zuera para restarle la parte de su condena, lo que ha precipitado su salida de la cárcel.

Pakito, en una imagen del año 2000.
Pakito, en una imagen del año 2000.
Efe

El histórico miembro de ETA no se creía al principio la comunicación que le llevó una funcionaria a la celda 71 del módulo 7 de la prisión de Zuera, según comentaron fuentes penitenciarias a este periódico. En esta misma celda llevaba preso desde su traslado al centro en 2009, cuando el entonces ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, premió que el exjefe etarra se desvinculara de la línea oficial de los presos de ETA antes de su desaparición, motivo por el que fue expulsado del colectivo terrorista.

Fuentes penitenciarias comentaron que el etarra tuvo que llamar rápidamente a sus allegados del País Vasco para que pudieran acudir a recogerlo a primera hora de la tarde.

Francisco Múgica Garmendia, alias 'Pakito', sale de la prisión de Zuera
Francisco Múgica Garmendia, alias 'Pakito', con mascarilla azul claro, sale de la prisión de Zuera
TONI GALAN

Una "coincidencia" judicial

Aunque estaba previsto que abandonara la cárcel en abril del próximo año, su abogado había reclamado adelantar su puesta en libertad ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) al reducir su pena en España por haber cumplido ocho años en Francia, tras ser detenido en Bidart en 1992. La propuesta fue denegada en una decisión que fue recurrida y que la Audiencia Nacional ha decidido ahora reconocer.

Fuentes de la Audiencia Nacional confirmaron a este diario que la decisión fue adoptada por la sección de ejecutorias de la Sala de lo Penal y se le aplicó la reducción de los 584 días que estuvo preso en Francia, pero indicaron que fue una "mera coincidencia" que se produjera justo en el 33 aniversario del atentado de la casa cuartel de Zaragoza.

Pakito fue condenado a 2.356 años de cárcel por su participación en una masacre que causó la muerte de once personas (seis de ellos menores de edad) y 82 resultaron heridas. El terrorista fue jefe del ‘comando Argala’, que cometió este y otros atentados. Este grupo secreto de ETA, conocido también como comando itinerante, fue fundado en 1978 por Domingo Iturbe Abasolo ‘Txomin’ y era el brazo ejecutor de la dirección de ETA.

Los etarras Henri Parot, Jean Parot, Jacques Esnal y Frederic Haramboure fueron los miembros del ‘comando Argala’ que cometieron el atentado en Zaragoza bajo las órdenes directas de Pakito, de José María Arregui Erostarbe, alias Fiti o Fitipaldi, y de José Antonio Urruticoechea, alias Josu Ternera. Este último será extraditado por Francia en 2021 para ser juzgado por estos hechos, después de repetirse otros dos juicios pendientes en Francia, donde fue condenado en rebeldía.

Varios funcionarios de la prisión de Zuera consultados por este periódico coincidieron en que la posición de Pakito fue "distante", pero "respetuosa" con ellos. "Actuaba como jefe de la banda y así lo respetaban los que llegaban a la prisión", coincidieron. Aun así, él y su compañero Kepa Leguina eran los únicos que hacían una huelga de hambre simbólica los últimos viernes de cada mes para protestar por la dispersión de los presos. Pakito lo hizo hasta el último de noviembre, mes en el que más presos fueron acercados por el Gobierno.

Este viernes por la mañana, en el acto en memoria de los asesinados en el atentado de la casa cuartel de la Guardia Civil, Lucía Ruiz, delegada de la Asociación de Víctimas de Terrorismo en Aragón, criticó esta política y lamentó en un intervención premonitoria que en lugar de ayudarlos, el Gobierno "premia a los culpables".

Etiquetas
Comentarios