Aragón
Suscríbete

terrorismo 

El Gobierno de Sánchez ya ha acercado a 15 etarras a las cárceles de Zuera y de Daroca

La última decisión del Ejecutivo ha sido traer a los terroristas Igor Solana y su pareja Eider Pérez Aristizabal

El terrorista Igor Solana, a la izquierda, en un juicio por un atentado del comando Andalucía.
El terrorista Igor Solana, a la izquierda, en un juicio por un atentado del comando Andalucía.
Efe

El Gobierno de Pedro Sánchez ya ha acercado a un total de 15 etarras a las cárceles de Zuera y Daroca desde que tomara posesión en junio de 2018. Los dos últimos son el terrorista Igor Solana y su pareja Eider Pérez Aristizabal, ambos presos en la cárcel de Algeciras (Cádiz), que el Ministerio del Interior decidió trasladar a Zuera el pasado viernes y que llegarán próximamente.

Aragón sigue siendo una de las piezas decisivas en esos movimientos. Las prisiones de Zuera y Daroca van a tener ahora un total de 18 presos de ETA, mientras que en la de Teruel hay uno. De esta cifra, solo cuatro habían sido trasladados antes de que Sánchez accediera a La Moncloa. De los 15 restantes, en las tres últimas semanas se ha acordado el traslado de seis a Zuera y uno a Daroca. Hay que tener en cuenta que el 40% de los acercamientos de terroristas de ETA se han producido en el entorno de la tramitación de los presupuestos generales del Estado, en un contexto de negociación entre el Gobierno de Sánchez con los partidos PNV y EH-Bildu.

A la espera de que lleguen Igor Solana y Eider Pérez, el último miembro de ETA que ingresó en Zuera fue Guillermo Merino Bilbao, miembro del comando Vizcaya, que el viernes fue trasladado desde la cárcel del Picassent (Valencia). Con estos nuevos internos, la prisión zufariense tendrá ahora 14 terroristas presos.

Poco a poco, el ministro de Interior Fernando Grande-Marlaska se está acercando al récord de veinte etarras que tuvo el centro penitenciario de Zuera en 2010, cuando su antecesor socialista Alfredo Pérez Rubalcaba utilizó el acercamiento de presos para debilitar a ETA. Además, en los últimos días fue enviado a la prisión de Daroca el etarra Sebasten Jon Gurtubay Sánchez, procedente de la cárcel de Puerto I.

El traslado de dos parejas 

Igor Solana Matarrán cumple una condena de 30 años por los delitos de asesinatos, atentados, homicidio, estragos y quebrantamiento de condena. Fue condenado a 30 años por matar en Málaga a José Martín Carpena, a 45 años por el de Luis Portero en Granada y a 53 años por asesinar al médico sevillano Muñoz Cariñanos, todos ellos entre julio y octubre del año 2000.

Interior también ha aprobado el traslado a Zuera de su pareja, Eider Pérez Aristizabal, condenada en 2005 a 75 años como responsable del atentado contra el agente de los Mossos d’Esquadra Santos Santamaría en Gerona, primera víctima de la policía catalana en un atentado de ETA.

En este proceso de acercamiento, es la primera vez que hay dos parejas de ETA en una prisión aragonesa que además están relacionados con el comando Andalucía. La primera estaba compuesta por Mikel Azurmendi, un terrorista condenado por el asesinato en 1998 del concejal del PP de Sevilla Alberto Jiménez-Becerril, y Maite Pedrosa, que fue condenada por la misma causa y con quien tuvo un hijo en 2009. Procedían de la cárcel de Valencia y ella todavía no ha llegado a la prisión de Zuera.

Etarras acercados 

ZUERA: Jon López Gómez (enero 2019). Libre. Andoni Murga Zerranobeitia (febrero 2019). Libre. Ekaitz Samaniego Curiel (junio 2019). Libre. Kepa Arrontegui (sept. 2018). Álava. José Luis Barrios Martín (sept. 2020). Mikel Azurmendi (nov. 2020). José Luis Lerín (nov. 2020). Maite Pedrosa (dic. 2020). Guillermo Merino Bilbao (dic. 2020). Igor Solana (dic. 2020). Eider Pérez Aristizabal (dic. 2020).

DAROCA: Unai López de Okarin (abril 2019). Asier Bengoa (sep. 2020). Faustino Martínez (sep. 2020). Sebasten Gurtubay (dic. 2020).

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión