Aragón
Suscríbete por 1€

Los universitarios de Aragón que irán a casa por Navidad ven difícil reducir su vida social aún más

Aseguran que intentarán limitar los contactos y dicen que están acostumbrados a que les señalen como foco de contagios.

Estudiantes de Óptica y Optometría, este jueves, en las escaleras de la Facultad de Ciencias.
Estudiantes de Óptica y Optometría, este jueves, en las escaleras de la Facultad de Ciencias.
Toni Galán

Una vez más se apela a la responsabilidad de la gente joven para frenar los contagios por coronavirus. Con la Navidad a la vuelta de la esquina, el Gobierno y las comunidades recomiendan a los estudiantes universitarios que residen fuera de su localidad que antes de volver a sus hogares extremen las medidas de prevención durante 10 días, limiten sus relaciones sociales y contactos y, una vez en su casa, respeten su burbuja e interactúen sobre todo al aire libre.

Una recomendación que no cae en saco roto, pero que muchos universitarios ven difícil cumplir a rajatabla cuando ya su día a día se reduce casi a acudir a las clases y prácticas presenciales y a pasar el tiempo con los mismos amigos y compañeros del aula.

Es mediodía y en el campus universitario San Francisco de Zaragoza hay algunos grupos de personas sentadas en las escalinatas de la Facultad de Ciencias mascarilla mediante. Aquí son muchos los alumnos que acuden diariamente.

Eva Tejedor es una estudiante de primero de Química procedente de Guadalajara. "Yo vengo a clase todos los días y tengo las prácticas con la misma gente. Siempre somos los mismos. Comemos al aire libre en el campus. Somos como un grupo burbuja y tampoco veo lógico que ahora cada uno almorzáramos sentados en diferentes bancos", explicaba sobre los consejos para estas fiestas navideñas. En el puente del Pilar pudo ir a su ciudad y también espera hacerlo en el de la Constitución. Pueden moverse a su lugar de residencia habitual, algo que justifican con su DNI y con algún documento universitario.

Alumnos de primero de Químicas en el campus de San Francisco de Zaragoza
Alumnos de primero de Químicas en el campus de San Francisco de Zaragoza
Toni Galán

Ángel de Pedro, también de Guadalajara, lo que ya tiene claro es que para Nochevieja no se reunirán la treintena de familiares que suelen y pasará unas fiestas "muy en familia, mis padres y los tres hermanos". "Como siempre hay gente que hace bien las cosas y otra no tan bien. Pero ¿cómo van a controlar cuántas personas se reúnen en un domicilio privado?", se preguntaba a su lado Andrés Córdoba, otro futuro químico.

La posibilidad de hacerse una PCR o un test de antígenos como medida preventiva no entra en los planes de una mayoría. Fernando Badías, de Alicante, hace 1º de Medicina y juega en el Racing Zaragoza. Desde que empezó el curso no ha vuelto a casa. Reconocía que tiene la suerte de que cada dos semanas le hacen una PCR por el fútbol. Aún así, aseguraba, intentará no moverse en exceso. Aunque la juventud vuelve a estar en el punto de mira de las administraciones públicas, no siente que se la esté "criminalizando", pero sí se queja de que el Gobierno "no se fija en lo que debiera".

Para los que cada fin de semana regresan a su localidad la situación no cambia mucho. María Urmente, de Daroca, estudiante de tercero de Óptica y Optometría, cuenta que casi siempre está "con las mismas ocho o nueve personas" y se enfrenta a una semana de exámenes que tampoco les permitiría hacer una cuarentena aunque quisieran.

Los colegios mayores universitarios cerrarán sus puertas durante el periodo navideño, al igual que tienen previsto hacer en Semana Santa. El director del centro del Carmen, Pedro José Girón, apuntaba que otros años ha habido alumnos, especialmente extranjeros, que se quedaban y a los que atendían sin tener que estar funcionando todas las instalaciones, pero este año no ha recibido ninguna solicitud de este tipo.

Leyre Vallés lleva trabajando en York como 'au pair' desde el pasado enero
Leyre Vallés lleva trabajando en York como 'au pair' desde el pasado enero
Heraldo.es

"Hacerse la PCR para regresar a España es complicado"

La obligatoriedad, desde el pasado 23 de noviembre, de llegar a España desde el extranjero con una PCR negativa en las 72 horas anteriores se ha convertido en un auténtico quebradero de cabeza para los que preparan su vuelta a casa por Navidad. Es el caso de Leyre Vallés, una zaragozana licenciada en Magisterio Infantil que lleva desde el pasado 10 de enero trabajando de ‘au pair’ en York (Inglaterra) para mejorar su inglés. La pandemia frustró el viaje de sus padres para verla en abril y tampoco pudo volar en agosto ni para el Pilar. Hace tres meses compró un billete de avión para el 20 de diciembre, pero no sabe si podrá cuadrar todo para someterse a tiempo a a la prueba.

"Hay muy pocas clínicas privadas que la hagan y están saturadas. También la ofrecen en las farmacias, pero el problema es que el certificado que expiden no adjunta el número del pasaporte y no es válido. Incluso está la opción de adquirir un kit para hacerse el test uno mismo, pero tampoco lo veo seguro. Al final a lo mejor tengo que acabar desplazándome varias horas a otra ciudad", explica. El servicio público de salud británico tarda más de tres días en hacerla y tampoco incluye los datos del pasaporte.

Otro problema añadido es que los vuelos en estas fechas y con las restricciones por la covid "se están cancelando y retrasando continuamente y puede ocurrir que tengas la PCR y al final no te valga". El coste de la prueba, que puede rondar los 200 euros, es un sobrecoste que asume en aras a ver a los suyos y dar por finalizada su estancia.

Su madre, Macarena Esteban, presentó una queja al Justicia de Aragón. Considera una "incoherencia" que el test se necesite si se llega en avión o en barco, pero no en coche o en tren. Denuncia que se implante esta exigencia sin tener en cuenta las dificultades que se están encontrando en los diferentes países. "El Gobierno tendría que dar una solución intermedia, como pemitir que las PCR se hicieran en España", reclama.

Muchos aragoneses ven así cómo se puede truncar la esperada vuelta a casa por Navidad. El Justicia de Aragón ha recibido otras dos quejas de estudiantes de Dinamarca y Suecia y una docena de consultas sobre esta misma problemática. Unas denuncias que ha trasladado al Defensor del Pueblo y al Gobierno aragonés.

La actualidad de la covid-19, minuto a minuto.

Toda la información sobre el coronavirus, en HERALDO.

Apúntate a nuestro boletín y recibe en tu correo las últimas noticias, claves y datos sobre el coronavirus.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión