Despliega el menú
Aragón

Aragón recibirá 82,25 millones para compensar desviación del déficit de 2019

El acuerdo abordado este viernes asigna el importe restante de dicha desviación, una vez que se han conocido los datos definitivos de 2019.

Francisco Javier Falo, Sira Repollés y José María Abad, en la Consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón
Francisco Javier Falo, Sira Repollés y José María Abad, en la Consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón
José Miguel Marco

El Gobierno, a través de la Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos (CDGAE), ha acordado este viernes asignar a las comunidades 1.704 millones de euros, 82,25 a Aragón, con cargo al Fondo de Financiación a las autonomías para atender el importe que faltaba de las desviaciones del objetivo de déficit de 2019.

En concreto, se destinan 809,25 millones de euros al compartimento denominado Extra Facilidad Financiera (FF) y 894,75 millones de euros al Extra FLA (Fondo de Liquidez Autonómica), según ha informado el Ministerio de Hacienda.

Estos 1.704 millones se suman a los 4.152 que se asignaron en mayo y que constituían el 75 % del importe de la desviación del objetivo de déficit de 2019. El acuerdo abordado asigna el importe restante de dicha desviación, una vez que se han conocido los datos definitivos de 2019.

Los recursos aprobados están destinados a atender parte de las desviaciones del objetivo de déficit del pasado ejercicio pendientes de financiar, de acuerdo con lo previsto el real decreto-ley de medidas de sostenibilidad financiera de las comunidades y entidades locales y otras de carácter económico.

Estos acuerdos permiten que las autonomías afectadas puedan cumplir con los plazos de pago previstos en la normativa sobre morosidad, así como garantizar que cuenten con la financiación necesaria para atender de forma inmediata sus vencimientos y sus necesidades de financiación del déficit público.

El Ministerio de Hacienda destaca que los recursos que hoy se distribuyen adquieren más importancia en la situación actual, en la que las comunidades deben enfrentarse al impacto financiero provocado por la crisis sanitaria derivada de la covid-19.

La financiación otorgada por este acuerdo se realiza en unas condiciones financieras favorables que coadyuvan, en este contexto de pandemia internacional, a dotar de mayor liquidez y a reducir los costes de las comunidades beneficiadas, favoreciendo su sostenibilidad financiera.

El propio acuerdo prevé que estos préstamos atenderán especialmente a los servicios públicos fundamentales. 

Etiquetas
Comentarios