Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

laboral

Los nuevos ERTE aumentan el colapso del SEPE con citas en las oficinas de Zaragoza para enero

La sobrecarga del servicio de empleo se ha incrementado con las prórrogas, nuevos expedientes de regulación y prestaciones. Los empleados ven difícil absorber el actual 'tsunami' de casos.

Imagen de antes de la pandemia de una oficina del SEPE.
Imagen de antes de la pandemia de una oficina del SEPE.
Heraldo

Las restricciones para contener los contagios de covid continúan afectando a muchos sectores, como la hostelería, el turismo y el ocio, por lo que sigue siendo larga la lista de empresas que permanecen inmersas en expedientes de regulación de empleo (ERTE). Los últimos tipos aprobados por el Gobierno para sostener el empleo, con fecha de caducidad el 31 de enero (que ya estudia prorrogar) han provocado una segunda oleada de casos en las colapsadas oficinas del servicio público de empleo estatal (SEPE). En Aragón, se ha traducido en 941 ERTE más en octubre, que han elevado el número de trabajadores afectados a un total de 10.400, según los últimos datos oficiales.

"Está habiendo muchas quejas de la gente. No se ha desatascado nada", asegura Miguel Ángel Poveda, presidente de la Asociación Empresarial de Asesores Laborales de Aragón (Aeal). "Acabo de recibir una queja de una empresa porque les reclaman el desempleo de los trabajadores de julio y agosto por cobro indebido y estuvieron sin trabajar", pone como ejemplo de los errores que se siguen produciendo en las tramitaciones.

Además de las reclamaciones por cobro indebido que no proceden, entre los problemas más frecuentes se encuentra no haber recibido aún la prestación por desempleo o haber cobrado de más.

Teléfono colapsado

Los ERTE nuevos (de limitación de actividad) que se han pedido en octubre "todavía no se han cobrado". Por ello, cree que con esta "nueva oleada de ERTE, sin haber superado el primer atasco, el caos va a ser peor".

Esta situación mantiene retrasos de meses en la cita previa para acudir a las oficinas, que actualmente puede llegar hasta enero en ciudades como Zaragoza. Eso, para quien "tenga la suerte de que le cojan el teléfono", añade Poveda, ya que también sigue colapsado. Hay parados que llevan sin cobrar desde el verano. Madrid, Barcelona y Baleares han necesitado el apoyo de otras provincias, según el sindicato de funcionarios CSIF.

La sobrecargada de trabajo hace que el atasco en la tramitación de expedientes y el retraso en el pago se mantenga desde la primera avalancha de ERTE en marzo. "Es como intentar vaciar el océano con una taza", explican desde CSIF, que vienen denunciando la falta de medios pese a los últimos refuerzos.

Desde el sindicato CSIF son conscientes de que "miles de personas afectadas siguen pendientes de regularizar sus prestaciones, muchas de ellas en una situación de una gran vulnerabilidad". Por ello, han pedido más medios humanos y materiales. En toda España se han presentado este mes unos 150.000 ERTE que afectan a más de 700.000 trabajadores, tras finalizar el plazo dado hasta el 20 de octubre para los nuevos tipos por impedimento o limitación de actividad.

"Esto ha sido un tsunami", confiesa Manuel Galdeano, coordinador nacional de CSIF en el SEPE, sobre el incremento de la carga de trabajo por la pandemia. "No es lo mismo anunciar medidas que acometerlas", advierte, ya que no se da abasto en las oficinas. Al trabajo por las iniciativas extraordinarias para afrontar la crisis actual, como el nuevo subsidio para parados sin ingresos, se unen el resto que siguen tramitando, por lo que el servicio continúa en una situación "extremadamente compleja y delicada", reconoce.

Refuerzos sin formación

Aunque se ha aumentado el personal con la incorporación de 1.500 trabajadores temporales en toda España (17 para la provincia de Zaragoza), destaca que no son suficientes y no tienen formación porque proceden de "actividades que nada tienen que ver con el SEPE ni con tramitar prestaciones por desempleo, que es un trabajo muy cualificado". En todo el país hay 711 oficinas de atención presencial, 52 oficinas atención telefónica, 52 direcciones provinciales y servicios centrales. 

CSIF considera "alarmante" la deficiencia de efectivos y que "estemos trabajando con aplicaciones informáticas que tienen 35 años"

El sindicato pide que se contrate a cerca de 5.500 funcionarios que aprobaron las últimas oposiciones y a los que todavía no se les ha ofertado destino. "No tiene sentido que se incorpore a personas cuando tenemos funcionarios con expectativa de destino que han superado un proceso selectivo", señala. 

La organización ha solicitado que se implante la jornada de tarde "de manera voluntaria" en el SEPE, como ya sucede en la Seguridad Social. Ya hay empleados que trabajan por la tarde y sábados pero "las horas extras autorizadas para el SEPE no son suficientes para afrontar la actual carga de trabajo, circunstancias que se podría paliar habilitando una jornada de tarde", señalan.

Galdeano considera que esta pandemia ha mostrado "las costuras del SEPE". Considera "alarmante" la deficiencia de efectivos y que "estemos trabajando con aplicaciones informáticas que tienen 35 años". Se han ido "parcheando", pero no aguantan el volumen actual y a veces se cuelgan.

Las previsiones desde los funcionarios no son nada halagüeñas. Auguran que el atasco continúe el año que viene ya que las previsiones económicas para España "son nefastas". 

Apúntate a la newsletter de economía y tendrás cada semana las últimas noticias del sector, claves y recomendaciones de expertos. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión