Despliega el menú
Aragón

aragón

Los gimnasios duplican las clases tras quedar limitadas a seis personas

Los gimnasios aragoneses tuvieron que trabajar ayer contra reloj para adaptar sus instalaciones a las nuevas restricciones del nivel 2.

Zona de mancuernas de un gimnasio.
Zona de mancuernas de un gimnasio.
PXFUEL

Los gimnasios aragoneses tuvieron que trabajar ayer contra reloj para adaptar sus instalaciones a las nuevas restricciones del nivel 2. La principal dificultad estuvo en cuadrar las actividades dirigidas, ahora limitadas a un máximo de seis personas. «A las 12.00, podían entrar 19 y a la hora siguiente, en teoría, solo se permitía el acceso a una tercera parte. Ha sido todo muy rápido», reconoció Óscar Gimeno, director de Viva Gym Puerta del Carmen, que confirmó que los cambios se harán 100% efectivos a partir de hoy.

En este caso, se ha optado por duplicar casi todas las clases. «Si antes las sesiones estaban separadas por espacios de media hora, ahora se harán cada 15 minutos y repartidas durante toda la jornada. La duración, en cualquier caso, se mantiene en la media hora», agregó. Como ejemplo puso las sesiones de spinning, que pasarán de cuatro a siete. Aunque el servicio será el mismo para el cliente, la empresa tendrá que pagar más sueldos.

Más fácil fue regular el aforo, ya que, al tener que solicitarse cita previa, la limitación al 50% se aplicó prácticamente «en el momento». Gimeno espera que, al tratarse de medidas de carácter temporal, la gente sea comprensiva y entienda que el objetivo es atajar los contagios.

Las autoescuelas tampoco podrán superar el 50% de su aforo. Esto afectará, sobre todo, a la parte teórica, la que se imparte en las aulas. «Es una medida lógica. No podremos tener a tantos alumnos en clase, pero parece de sentido común. Hay autoescuelas que ya habían limitado su aforo. Con estos nuevos porcentajes, se fomentará la formación telemática, habrá sistemas de cita previa o se doblarán las clases teóricas», apuntó Sergio Olivera, presidente de la asociación provincial de autoescuelas de Zaragoza, que espera que estas medidas no afecte en exceso al número de alumnos matriculados. «Quienes hubiesen previsto sacarse el carné este mes seguirán haciéndolo», razonó.

La principal ventaja estará en que, en lo que respecta a las clases prácticas, no habrá cambios.

Donde sí se producirán será en las iglesias de la Comunidad, que no podrán superar el 50% de su aforo. Tampoco se podrá cantar y, como ya viene sucediendo, se tendrán que regular entradas y salidas. Esto afectará, por ejemplo, a la Seo y al Pilar. El Arzobispado de Zaragoza recibió ayer las novedades «con sentido de responsabilidad» y comenzó a aplicarlas «inmediatamente».

Etiquetas
Comentarios