Despliega el menú
Aragón

INNOVACIÓN

Pastores desde el cielo

El CITA, junto con una empresa especializada, ha comprobado la eficacia del uso de drones como ayuda al pastor.

Pastores desde el cielo
Pastores desde el cielo
Delsat

La Finca Experimental de La Garcipollera del Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón(CITA) ha desarrollado durante este verano una iniciativa para demostrar la utilidad de los drones en la gestión de rebaños de ovino en distintos tipos de pasto. El grupo Delsat, dirigido por Daniel Yuste, ha aportado su experiencia como empresa operadora de drones: "La filosofía de este proyecto es implantar los drones como herramientas de ayuda al trabajo del pastor. Nunca va a sustituir a los pastores, sino que lo que pretende es ahorrarles trabajo físico", explica Yuste.

“Para ello hemos realizado vuelos en distintas épocas del año y sobre distintos tipos de pastos, básicamente en praderas de fondo de valle durante la primavera y en puertos de montaña en el verano”, detalla Isabel Casasús, investigadora de la Unidad de Producción y Sanidad Agroalimentaria del CITA. Los pastos de fondo de valle suelen presentar una orografía suave, estar muy parcelados y más o menos cercanos a las explotaciones, por lo que el pastoreo se realiza mediante cercados o guiados por el pastor. Los pastos de montaña, por el contrario, presentan gran extensión y una orografía mucho más abrupta; en ellos los rebaños suelen pastar libremente, con visitas periódicas y frecuentes de los ganaderos para su vigilancia y cuidado. Es en ese caso cuando el dron puede evitar muchos desplazamientos para, por ejemplo, revisar el estado de bebederos o saladeros.

Pero, además, el dron puede servir como elemento de control y redireccionamiento del ganado. “El dron podría hacer la labor que hace el perro pastor”, explica Yuste, que incide en la importancia de analizar el comportamiento de los animales ante el dron ya que, si al principio de la jornada, las ovejas respondían perfectamente, pasado un cierto tiempo de vuelo se detectó una habituación del rebaño a la presencia del dispositivo. “Así que le añadimos el sonido del ladrido del perro”, añade el responsable de la empresa operadora de los drones.

Uso del dron en pastos de montaña

El también investigador del CITA, Javier Ferrer, explica las ventajas del uso de estos aparatos. “Nosotros nos hemos centrado en elementos muy básicos, y no por ello menos importantes, para buscar alternativas que minimicen y ayuden el duro trabajo del ganadero. En los puertos de montaña, donde la vigilancia del rebaño supone un mayor trabajo, hemos podido realizar la revisión de unas 500 hectáreas de pasto en apenas una hora, lo que con desplazamientos a pie habría llevado una jornada de diez horas de trabajo. Con esto se ha controlado el propio estado de los pastos, verificando que hubiera sal y agua corriente para el ganado en sus distintos puntos de ubicación, así como el buen estado de los perímetros o lindes de pasto, que en nuestro caso están delimitadas con hilos de pastor eléctrico”, detalla Ferrer.

Por otro lado, se pudo visualizar el estado general del rebaño de ovejas y movilizarlo entre distintas áreas del pasto, comportando un ascenso de más de 600 metros y un desplazamiento de dos kilómetros. La conducción de los animales se realizó sin dificultad, emulando los acercamientos que realizaría un perro pastor por detrás del rebaño para empujarlo y cortando el paso cuando la dirección que tomaba no era la deseada.

No sustituye al pastor

Tanto desde el CITA como desde Delsat coinciden en que esta herramienta no es un sustituto del pastor, sino que es una ayuda: "Se trata de todo lo contrario. Son los pastores los que tienen que usar los drones. Son particularmente interesantes en los pastos de montaña, que generalmente se aprovechan de manera comunitaria por varios ganaderos", asegura Javier Ferrer.

"El pastor seguiría estando, pero la figura del pastor que conocemos quizá debería cambiar, porque se asocia a un trabajo muy duro con jornadas larguísimas y con estas herramientas al pastor a lo mejor le da tiempo de llegar a casa a preparar migas a su familia. Se trata de ser eficientes en el trabajo acercándonos a las nuevas tecnologías sin anclarnos al toda la vida se ha hecho así y en un futuro seguir viendo en nuestras montañas al pastor con la vara de avellano, el perro y el dron colgado de la mochila", afirma el investigador del CITA. 

Etiquetas
Comentarios