Despliega el menú
Aragón

discurso del presidente de henneo Y WAN-IFRA

"Estamos orgullosos de nuestro país"

Por
  • Fernando de Yarza López-Madrazo
ACTUALIZADA 16/09/2020 A LAS 22:39
Fernando de Yarza López-Madrazo, durante su discurso.
Fernando de Yarza López-Madrazo, durante su discurso.
G. Mestre/T. Galán

Majestades, Presidente del Gobierno de Aragón, Ministro de Fomento, Autoridades, Consejero delegado de la asociación mundial de Periódicos WAN IFRA, Editores, Señoras y Señores, queridos amigos.

Muchas gracias por estar hoy aquí con nosotros, en estos tiempos difíciles que nos esta tocando vivir por culpa de la pandemia, por eso, con mas motivo todavía, gracias por acompañarnos en un acto tan importante y emotivo para HERALDO DE ARAGÓN, HENNEO y la Asociación Mundial de Periódicos y Editores de Noticias, la WAN-IFRA.

Permítanme que estas primeras palabras vayan dirigidas a nuestra anfitriona de hoy, Pilar de Yarza, que nos acaba de anunciar que en próximas fechas cederá la Presidencia de Heraldo de Aragón a mi hermana Paloma, que se convertirá así, en la sexta mujer que de manera ininterrumpida durante los últimos 80 años, estará al frente del diario.

Querida Pilar, nos hemos convertido en un grupo grande, con esfuerzo y humildad , hemos diversificado la compañía y somos ya más de 2.000 personas, pero seguimos teniendo ADN de empresa familiar, y es por eso, en nombre de mis hermanos y en el mío propio, quiero decirte, a ti y a nuestro padre y vicepresidente Fernando de Yarza Mompeón, que ha sido todo un privilegio trabajar con vosotros codo con codo todos estos años, asumiendo los valores por los que habéis luchado y que nos habéis transmitido.

Tenemos bien presente el compromiso con nuestra tierra, Aragón.

Estamos orgullosos de nuestro país, España, defendiendo siempre la solidaridad entre sus pueblos y gentes, y por supuesto, su unidad.

Y ejercemos una lealtad tan sólida como reflexiva, hacia nuestra monarquía constitucional, magníficamente representada por sus majestades los Reyes Don Felipe y Doña Leticia.

Quiero felicitar a los premiados de hoy, tanto por Heraldo de Aragón como por la asociación mundial de editores, que ha tenido la deferencia de celebrar en Zaragoza, la concesión de su mas prestigioso galardón.

Jineth Bedoya, periodista colombiana y activista en favor de los derechos de las mujeres, representa la esencia de la profesión; valentía, determinación y rigor, caracterizan a esta extraordinaria profesional que encarna a la perfección, los valores que el Golden Penn busca reconocer.

El premio de Valores Humanos ha sido recogido por la Presidenta del colegio de médicos y el presidente del colegio de enfermeros de Zaragoza, en representación de todos los colectivos, públicos y privados, que han estado en primera línea de combate en la lucha contra la covid, aún a riesgo de sus propias vidas.

En un año tan especial para Heraldo, su premio de periodismo que honra la memoria de quien hizo grande al diario, Antonio Mompeón, tiene a un auténtico póker de ases en sus premiadas. Cuatro editoras de tradición y vocación.

Las hermanas Luca de Tena, y su ABC de siempre, han proyectado en la era digital el periódico más antiguo de ámbito nacional de nuestro país, y como se encargaba de recordar hace pocos días Catalina en un valiente artículo, siendo siempre fiel a los valores y principios que lo han hecho perdurar en el tiempo

Carmen Serra, que les tengo que confesar que por tozudez y determinación, parece más aragonesa que mallorquina, también recogió el testigo de su padre, el añorado Don Pedro Serra.

Junto a su otro Pedro, Pedro Rullán Serra, y el resto de familia, demuestran una vocación de servicio inquebrantable con la sociedad balear, a través de multitud de publicaciones escritas en varios idiomas, con el periódico Última Hora como buque insignia del grupo.

Blanca García Montenegro es también ejemplo de compromiso con su tierra, y como reza el nombre de su cabecera, con El Progreso de Lugo. Junto a su hija Blanca de Cora, confirman que en plena era de internet, el periodismo de proximidad cuenta con la confianza y el respaldo de lectores y anunciantes. Las Blancas de Galicia son otra admirable saga de mujeres editoras con las que estamos muy unidos y compartimos una visión romántica de entender el periodismo.

Hace poco más de un año, tuve el honor de suceder en la Presidencia de la asociación mundial de periódicos y editores, a mi amigo y admirado maestro Michael Golden Sulzberger, propietario del New York Times.

Este tiempo no ha sido fácil. Durante los últimos meses, hemos sufrido la desgracia de una epidemia de carácter más bien medieval, que nos ha hecho ver nuestra fragilidad.

La covid 19 ha segado la vida de cientos de miles de personas, está desmoronando la economía del mundo, y agudiza las dificultades para ejercer el periodismo libre.

Hoy, la libertad de prensa, un derecho fundamental, es ignorada y perseguida en muchos países, incluso en algunos que presumen ser democracias sólidas. En lo que llevamos de año, más de 30 periodistas han sido asesinados, 80 permanecen desaparecidos, y más de 500, encarcelados.

Todo esto, en unos momentos en los que proliferan medios especializados en distribuir mentiras y bulos, con el fin de manipular a los ciudadanos e incluso, a los gobiernos, para convertir la democracia en un teatro de títeres.

Los periodistas y editores nunca habíamos tenido que pelear con tanto esfuerzo para ofrecer un periodismo veraz y de calidad, y mantener así nuestra credibilidad y la confianza de los ciudadanos. Pero ganaremos esta batalla frente al engaño y la vileza. No les quepa ninguna duda.

El papel de WAN-IFRA en defensa de la libertad de prensa y en la búsqueda de modelos sostenibles de periodismo de calidad es imprescindible. Y en estas condiciones de contorno tan extremas, quiero felicitar al equipo de Wan, liderado por Vincent Peyrègne, a sus consejeros y los colaboradores, presentes en los cinco continentes, que hacen de esta organización un fantástico grupo humano que tengo el orgullo de presidir.

Heraldo de Aragón cumple este domingo 125 años. Durante 3 siglos ha navegado con cinco generaciones de la familia Yarza Mompeon por una república, dos monarquías, tres golpes de estado, cuatro gravísimas crisis económicas y cinco guerras. El mundo ha vivido en estos años los cambios más inimaginables, el mayor progreso y también, terribles tragedias.

Nuestro periódico, ha seguido saliendo todos los días, gracias a una voluntad que se ha mantenido siempre intacta: la de contar la verdad de lo que pasa con rigor y con valentía.

Para mi familia, la información no es solamente un derecho, una forma de entender la vida. Quiero agradecer también a Ibercaja, socios y compañeros de viaje durante los últimos 20 años, su compromiso y lealtad con el proyecto.

Somos independientes pero no neutrales, y para nosotros, el secreto de la pervivencia del periódico es tan sencillo de formular como difícil de cumplir.

Se trata de mantener siempre vivas, las señas de identidad de la empresa, sus objetivos, sus principios, sus ideales.

Una de esas señas de identidad, es la búsqueda mediante el buen periodismo, del progreso material y moral de la sociedad, de la concordia de los ciudadanos y de la estabilidad institucional de nuestro país.

Por eso, tenemos muy claro que uno de los cimientos indispensables de esa prosperidad, es la monarquía parlamentaria que hoy encarnan, señor y señora, vuestras majestades. Un pilar esencial de la democracia española, de su estabilidad y de su futuro.

Sabemos que su majestad sois ante todo, un hombre ejemplar. Un hombre preocupado por desempeñar bien su labor, convencido de que lo que hace es lo justo y lo correcto. Una labor que ejercéis con tenacidad, prudencia, fiel al espíritu de la Constitución que le consagra como jefe del Estado, símbolo de su unidad y permanencia.

Lo apuntaba al principio de mi discurso y lo remarco al final, que sin ningún tipo de duda o reserva, Heraldo de Aragón quiere expresar su sólida y reflexiva lealtad con Vuestra Majestad, con vuestra familia, y con la institución que encabezáis, que ha conducido a nuestra nación, a los mejores tiempos que hayamos conocido jamás.

Muchas gracias

Etiquetas