Despliega el menú
Aragón

terrorismo 

La etarra Itxaso Zaldua niega que estuviera en Zaragoza el día del atentado de Giménez Abad

Solo respondió a su abogado Aiert Larrarte al comunicarle el procesamiento el juez Pedraz y apunta que cree que aquel 6 de mayo por la tarde estuvo en el cine.

Itxaso Zaldua tras ser detenida
Itxaso Zaldua tras ser detenida
HA

La etarra Miren Itxaso Zaldua ha negado este lunes por la mañana ante el juez Santiago Pedraz, titular del Juzgado Central de Instrucción 1 de la Audiencia Nacional, que estuviera en Zaragoza el 6 de mayo de 2001, el domingo por la tarde (entre 18.00 y 18.30) en el que se produjo el atentado del presidente del PP de Aragón, Manuel Giménez Abad, cuando iba con su hijo Borja al partido de fútbol Real Zaragoza-Numancia en la Romareda. 

La declaración de la etarra se ha producido por videoconferencia desde la prisión de Soto del Real, durante la comunicación del procesamiento dictado por el juez después de su detención que se produjo la semana pasada en la localidad de Hernani (Guipúzcoa). Itxaso Zaldua se ha negado a responder a las preguntas de la fiscal Ángeles Gómez Rodolfo y la abogada Carmen Ladrón de Guevara, en representación de la familia de Giménez Abad, y solo ha contestado a su abogado defensor Aiert Larrarte. 

"No estuve en Zaragoza en ese día y haciendo un ejercicio de memoria creo que estuve en el cine", ha manfiestado la etarra detenida por la Policía Nacional y trasladada la semana pasada a la Audiencia Nacional. Esta declaración puede suponer que la defensa alargue el proceso y aporte nuevos testigos para intentar confirmar la versión de la procesada, aunque no habrá más movimientos hasta después del mes de agosto.    

El juez Santiago Pedraz ha decretado prisión provisional comunicada y sin fianza para Miren Itxaso Zaldua por su presunta implicación en el atentado del presidente del PP en Aragón, Manuel Giménez Abad, después de acudir el pasado jueves a prestar declaración en la Audiencia Nacional.

El auto de prisión considera que "al menos" intervino "como colaboradora" en el asesinato, tal como se prueba en un reconocimiento fotográfico que un testigo protegido hizo ante la Policía y ratificó el pasado día 7 de julio en el Juzgado Central de Instrucción 1 de la Audiencia Nacional. Considera que ese reconocimiento se realizó de manera libre, y fue seguro y espontáneo.

De acuerdo con el relato de hechos del auto de procesamiento, entre las 18 y las 18.30 del 6 de mayo de 2001, Giménez Abad se dirigía con su hijo al estadio de La Romareda de Zaragoza cuando Mikel Carrera Sarobe, alias Ata, le abordó por la espalda y le disparó tres veces en la cabeza.

A continuación, el autor de los disparos huyó corriendo del lugar de los hechos, cruzándose por el camino con varios testigos a los que apuntaba con la pistola, mientras el hijo de Giménez Abad le increpaba al grito de "cabrón me has jodido la vida; ETA asesina".

Durante su huida, continúa el auto, en un determinado momento Ata se cruzó con una mujer "bajita, de mofletes rollizos, ojos negros" que vestía de color oscuro y con gorro tipo bombín y abrigo largo a pesar del mes de mayo.

El tetigo apuntó que Ata le entregó un objeto a la etarra Itxaso Zaldua (según el testigo), que pudo ser el arma, esa pistola fue la misma que sirvió para asesinar a Joseba Pagazaurtundua en el año 2003 en Hernani (la misma localidad donde residía la etarra que en esos años, en los que no había sido identificada como miembro de ETA).

Etiquetas
Comentarios