Aragón
Suscríbete por 1€

El turismo encara el verano con un descenso de reservas, pero espera salvar la temporada

El Pirineo prevé alcanzar el 65% de ocupación este mes de julio, aunque las capitales siguen sin despegar. Las previsiones serán durante todo el año especialmente "variables" por el temor permanente a nuevos contagios.

Turistas en el centro de Jaca ayer por la tarde.
Turistas paseando por el centro de Jaca ayer por la tarde.
Rafael Gobantes

Aragón encara los meses de julio y agosto con un descenso de reservas turísticas, pero con la esperanza de salvar la temporada. No será el mal verano que se preveía en abril, pero tampoco se alcanzarán los registros de 2019. En zonas como Benasque y Sobrarbe confían en rebasar el 60% de ocupación a partir del día 15. El turismo de ciudad, por contra, no termina de arrancar. El problema, coinciden las asociaciones consultadas, es que las reservas serán este año "altamente variables", ya que muchos turistas esperarán "hasta ultimísima hora" para preparar sus vacaciones.

El presidente de la Confederación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Aragón, Luis Vaquer, confirmó que la situación de partida es difícil. "Las zonas rurales y el Pirineo tienen ya ocupaciones aceptables en fin de semana, pero entre semana está todo muy flojo. Zaragoza capital está aún bajo mínimos, con porcentajes que en ningún caso llegan al 50%", indicó. Añadió, en este sentido, que la facturación del sector turístico está todavía "muy tocada". "La realidad es dura, pero hay que arrancar y poner la mejor cara a nuestros clientes. Esperamos que la actividad se reactive de cara a agosto", dijo Vaquer.

El principal miedo del sector son los rebrotes. Los detectados en las comarcas de La Litera, Cinca Medio, Bajo Cinca, y Bajo Aragón-Caspe paralizaron durante los primeros días las reservas y provocaron las primeras anulaciones, aunque ahora han vuelto a animarse. "Un foco en un municipio termina afectando a todo Aragón aunque haya provincias que no tengan ninguno", afirmó Juan Ciércoles, presidente de Teruel Empresarios Turísticos.

Por el momento, la mayor parte de las llamadas proceden de la Comunidad Valenciana, Madrid y Cataluña, representando el turismo extranjero un porcentaje testimonial. José María Ciria, presidente de la Asociación Turística Empresarial del Valle de Benasque, espera que este mes se llegue al 65% de ocupación, y que en agosto el porcentaje crezca hasta el 75%. "Vamos a trabajar, no va a ser un mal verano. Todo dependerá del tiempo y de las reservas de última hora", razonó.

En el Valle del Aragón se espera una ocupación de entre el 50% y el 55% para la segunda quincena de julio. "Va a ser un verano atípico. Habrá caídas de en torno al 10%, aunque agosto empieza a tener buena pinta y esperamos que la temporada pueda alargarse prácticamente hasta las fiestas del Pilar", explicó Ángel Bandrés, director-gerente de la Asociación Turística Valle del Aragón. En el Sobrarbe, las previsiones más optimistas apuntan a registros de hasta el 70%. "Creemos que el Pirineo va a ser un destino puntero este verano", aseguró Paz Agraz, presidenta de la Asociación Empresarial Turística de Sobrarbe. Tanto es así que Aragón, junto a Castilla y León y Castilla-La Mancha, es una de las comunidades más buscadas en internet para estos meses de verano.

El objetivo: mantenerse

Recuperar las pérdidas de estos últimos meses será "imposible", ya que, como recordó Agraz, el coronavirus "ha puesto todo patas arriba". "Hemos perdido todos mucho. Ya no es cuestión de recuperar, sino de mantenerse y de salvar el año con dignidad", dijo.

En el Valle de Tena, se prevén buenos porcentajes en cámpines y apartamentos, pero no tanto en los hoteles, que no se acercarán a los niveles de otros años. "La gente quiere seguridad y, en este sentido, se ha hecho un esfuerzo muy grande", manifestó Sandra Lecina, gerente de la Asociación Turística Valle de Tena. También se notará la falta de grandes eventos como Pirineos Sur, que restarán afluencia.

En la provincia de Teruel, las previsiones también cambian "prácticamente de un día para otro". "En las zonas de naturaleza y los hoteles con encanto hay más movimiento, pero en Teruel capital todavía hay establecimientos cerrados, cuando hace un año estaban al 75% o el 80%", dijo el presidente de Teruel Empresarios Turísticos. La parte positiva, añadió Ciércoles, está en que la oferta de la provincia coincide con lo que la gente está demandando.

Los rebrotes empañan las ventas en las agencias

Los rebrotes registrados en España y otras partes del mundo han provocado importantes caídas de ventas en las agencias de viajes de la Comunidad. Durante la primera semana de la nueva normalidad, explicó Jorge Moncada, presidente de la asociación que las agrupa, se vendió "de una manera no pensada". Fueron días de optimismo para agencias y clientes, pero con los primeros focos llegó "el golpe de realidad".

"Viajes cerrados en mayo y junio se han vuelto a cancelar. No se está facturando lo previsto. A estas alturas, esperábamos no solo estar vendiendo Península, sur de Francia y Portugal, sino Europa y otros destinos internacionales como India o Bali de cara a agosto, pero la realidad está siendo muy dura. No hay certezas de dónde se puede ir ni de cuándo empezarán a estabilizar sus rutas las aerolíneas", apuntó Moncada.

La valoración, por el momento, es "bastante negativa" debido al "estado de incertidumbre y desasosiego" provocado por los rebrotes. Tanto es así que negocios que esperaban facturar en junio la mitad que en 2019 se han quedado finalmente por debajo del 20%.

A esto hay que añadir las cancelaciones de los últimos meses, que han dinamitado los viajes que se venían apalabrando desde finales de 2019. "Estamos ante una situación sin precedentes. Es imposible hacer comparativas con otros años", reconoció.

El sector pide generar "un estado de relativa confianza" que permita viajar. "Tenemos que empezar a ser conscientes de que hasta que no haya una vacuna va a haber rebrotes y tenemos que aprender a convivir con ellos. Toda esta situación está haciendo mucho daño no solo a Aragón, sino a todas las comunidades", manifestó.

Quienes ya han reservado sus vacaciones han elegido, sobre todo, Baleares, Canarias, Península y Portugal. Todos, con tarifas reembolsables. "No puede ser de otra manera. Aquellos hoteles y aerolíneas que no den esta opción lo van a tener muy complicado", comentó el presidente de la Asociación de Agencias de Viajes.

La principal duda ahora es qué ocurrirá en agosto. Los vuelos internacionales no están cancelados, aunque empresas y clientes tendrán que estar especialmente atentos a la evolución de la pandemia en las próximas semanas.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión