Despliega el menú
Aragón

La Diputación de Teruel mantiene el dispositivo especial por los desprendimientos en carreteras

El Servicio de Vías y Obras desplegó el pasado mes de abril cuatro brigadas para atender estas actuaciones urgentes pero se ha mantenido este mes de mayo al continuar las lluvias.

Trabajos realizados por el operativo desplegado por la DPT en el desprendimiento del pasado domingo en la carretera de Berge a Alcorisa
Trabajos realizados por el operativo desplegado por la DPT en el desprendimiento del pasado domingo en la carretera de Berge a Alcorisa
DPT

La Diputación de Teruel (DPT) ha mantenido durante todo el mes de mayo el dispositivo especial de cuatro brigadas puesto en marcha en abril para arreglar desprendimientos y afecciones que requieren actuaciones urgentes en medio centenar de carreteras. La previsión era revisar en mayo la situación de las vías y decidir entonces si continuaban los trabajos, pero dado que ha seguido lloviendo con intensidad en buena parte de la provincia los desprendimientos han seguido produciéndose y por ello se ha decidido extender el trabajo de las cuadrillas todo el mes.

"Ha sido un invierno con intensas precipitaciones, como las que dejó la borrasca Gloria, pero es que además también lo estásiendo la primavera, tanto abril como el mes de mayo, por lo que el trabajo no ha cesado lo que demuestra que el trabajo que realizandesde el Servicio de Vías y obras de la Diputación es esencial, también en estos tiempos de crisis sanitaria" ha destacado elvicepresidente de la DPT y diputado delegado de este servicio, Alberto Izquierdo.

Las especiales condiciones meteorológicas de este invierno y la primavera han complicado la situación de las carreteras y, en algunos casos, han tenido que actuar durante bastantes jornadas en una misma vía, ante actuaciones urgentes porque suponían un peligro para la circulación y también en emergencias porque se bloqueaba totalmente el paso.

Un ejemplo de ello ha sido la carretera TE-V-8215 de Berge a Alcorisa, en la que el Servicio de Vías y Obras tuvo que desplegar maquinaria el pasado fin de semana para actuar ante la emergencia provocada por dos desprendimientos, después de haber estado trabajando durante toda la semana anterior en esta misma vía para despejar de piedras la calzada en otros puntos. La vía quedó abierta a la circulación el pasado domingo después de trabajar toda la jornada pero con precaución por estrechamiento de la calzada, y ayer lunes continuaron los trabajos para terminar de retirar las piedras caídas a la calzada.

Para poner en marcha estas brigadas se reorganizó el trabajo del personal y los medios del servicio, estableciendo un calendario de trabajo tras inspeccionar el estado de las vías de titularidad provincial, después de que en marzo se registrara un incremento de los desprendimientos.

Esta planificación atiende situaciones urgentes, sin olvidar la respuesta ante las actuaciones de emergencia, es decir, aquellas querequieren una intervención más rápida cuando se producen desprendimientos de mayor magnitud que cortan la circulación en la vía, como el caso del desprendimiento del pasado domingo en la carretera de Berge, o de otras como el caso de las carreteras TE-V-3005 y TE-V-3004, en Ráfales y La Portellada.

Etiquetas
Comentarios