Despliega el menú
Aragón

El manuscrito de Sijena se queda en depósito en el Archivo Provincial de Huesca

La decisión de la magistrada cumple la petición del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena y el Gobierno de Aragón. La obra se encontraba en manos de una editorial de Pamplona.

Códice de Doña Blanca de Aragón de Sijena
Códice de Doña Blanca de Aragón de Sijena
Heraldo

La magistrada del juzgado de Instrucción número 4 de Huesca ha resuelto que el códice de doña Blanca de Aragón que forma parte del tesoro artístico del monasterio de Sijena permanezca en depósito en el Archivo Provincial de Huesca, sin perjuicio de que pueda abrirse un nuevo procedimiento civil para dirimir su propiedad.

El manuscrito, del siglo XIV, fue intervenido por la Brigada de Patrimonio de la Policía Nacional de Zaragoza en febrero de 2019, después de que una editorial de Pamplona ofreciera su compra por 40.000 euros al Gobierno de Aragón a través del Archivo Provincial de Huesca.

La decisión de la magistrada cumple en parte con la petición de los letrados del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena y de la DGA así como con la postura expuesta por la Fiscalía Provincial de Huesca. De hecho, aunque no se pronuncia sobre la propiedad del manuscrito, dando opción al último poseedor a abrir la vía civil y reclamar su recuperación, lo deja bajo la custodia del Archivo Provincial de Huesca, aceptando indirectamente los criterios expuestos por los letrados aragoneses, que recuerdan que la obra forma parte del un enclave declarado Monumento Nacional en 1923 y en consecuencia, conjunto indivisible, lo que impide la disgregación de sus bienes así como la comercialización de los mismos.

La denuncia inicial fue interpuesta por el historiador Juan José Nieto y la vía penal abierta por el Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, después de la investigación llevada a cabo por la Policía Nacional de Zaragoza. La magistrada dictó el archivo de la causa penal, al entender que no existe delito por parte de los implicados, ya que considera que ni la editorial de Pamplona ni los anteriores poseedores del manuscrito pueden ser considerados responsables de su salida ilegítima del monasterio de Sijena. En concreto, se cree que el códice desapareció del cenobio en el año 1936, en plena Guerra Civil española, según señala el letrado del consistorio monegrino, Jorge Español, que atribuye este hecho al funcionario de la Generalitat de Cataluña José Gudiol, el mismo que después arrancó de forma ilegal las pinturas murales de la Sala Capitular de Sijena.

A la causa iniciada por el Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, se sumó el Gobierno de Aragón, que, al igual que el primero, de ser necesario, está dispuesto a litigar en la vía civil.

Tras la resolución de la magistrada, la editorial de Pamplona, que ha visto obviada su petición de devolución de la obra, dispone de un plazo de tres días para presentar un recurso de reforma. El tiempo comenzará a correr legalmente cuando finalice el actual Estado de Alarma. También dispone de cinco para presentar un recurso de apelación.

El códice, de gran valor, está en perfecto estado. De tapas de madera y realizado en pergamino, suma 187 hojas (originariamente 195). Respecto a su contenido, hay un documento firmado por la priora Blanca de Aragón y Anjou, una copia latina de la regla de Sijena y un breviario en el que explican costumbres litúrgicas del monasterio.

 

Etiquetas
Comentarios