Despliega el menú
Aragón

Salud pública

Aragón confinará en tres centros a los ancianos que den positivo en residencias

La DGA está buscando los equipamientos, uno por provincia, y empieza a contratar al personal con la intención de abrirlos la próxima semana.

La consejera de Ciudadanía, Mariví Broto, y el director del IASS, Joaquín Santos, han comparecido este sábado para detallar las medidas adoptadas sobre las residencias.

El Gobierno de Aragón trasladará a los ancianos que den positivo en residencias y no requieran hospitalización a tres centros asistenciales aún por elegir, que estarán listos a lo largo de la próxima semana. Así lo ha anunciado este sábado la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, Mariví Broto, quien ha apuntado que ya se ha empezado a contratar al personal que atenderá a los mayores contagiados, que tendrán a su disposición de un centro por provincia. Lo único decidido es que uno de ellos estará en la capital aragonesa.

Broto ha comparecido junto al gerente del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), Joaquín Santos, para lanzar un mensaje de tranquilidad a las familias, a las que ha garantizado que un equipo sanitario específico del Salud se encargará a partir de ahora de “coordinar” la asistencia y hacer un seguimiento en la red pública y privada, formada por 350 centros. “Se va a hacer lo mismo que hasta ahora, pero bajo una misma coordinación”, ha valorado.

La consejera de Ciudadanía ha señalado que la apertura de estos centros pretende aliviar a las residencias que tienen problemas de espacio para aislar a ancianos contagiados. Al menos, una docena de equipamientos ya habían contabilizado 103 contagios el pasado jueves, el último dato disponible ante la negativa de la DGA a actualizar la cifra. Según el boletín epidemiológico emitido ese día, se contabilizaban 69 internos infectados, 11 trabajadores sociosanitarios y otros cuatro sanitarios.

Estos tres centros no solo acogerán a los enfermos leves afectados por coronavirus, que estarán atendidos tanto por personal asistencial y sanitario. Allí también ingresarán los mayores que sean dados de alta en un hospital. Y ninguno podrá volver a sus residencias sin someterse a la preceptiva cuarentena de 14 días, permanecer las últimas 48 horas sin presentar síntomas y dar negativo en las pruebas. “Salud Pública será la que decida los traslados”, ha apostillado Broto.

El Gobierno de Aragón también ha decidido que el personal de las residencias reciba el mismo trato que el sanitario al ser considerado igualmente “esencial” en esta crisis sanitaria. La consejera ha explicado que esta medida se traducirá en que los trabajadores tendrán las mismas medidas de autoprotección. De hecho, una de las principales preocupaciones de los centros es la falta de protección por carencia de mascarillas y batas.

Para atender a los gastos, la Consejería de Ciudadanía dispondrá de una inyección de 9,9 millones de euros del Gobierno central, que procedió a repartir los 300 millones anunciados a las autonomías en la conferencia sectorial celebrada este viernes.

Etiquetas
Comentarios