Despliega el menú
Aragón

coronavirus

La crisis, desde los hospitales: consultas virtuales y limitación de acompañantes

Con las críticas de fondo por la falta de medidas de protección, los profesionales sanitarios han tomado una serie de decisiones.

Varias ambulancias, en la entrada del hospital Clínico de Zaragoza.
Varias ambulancias, en la entrada del hospital Clínico de Zaragoza.
Guillermo Mestre

Los profesionales sanitarios afrontan desde dentro del sistema la crisis epidemiológica más importantes de los últimos años. Algunos con preocupación y otros con la reivindicación de fondo de que se adopten más medidas preventivas intentan hacer frente al trabajo diario en centros de salud y hospitales de la Comunidad aragonesa.

Aunque de manera anónima por las connotaciones que conlleva este tema, trabajadores de los hospitales recuerdan que como personal de riesgo viven de manera especial esta situación al ser posibles portadores del virus, pero también al multiplicarse las posibilidades de contraer la enfermedad. De hecho, algunos censuran que no se hagan más pruebas de diagnóstico a los facultativos con riesgo de infectarse o incluso a los que están en cuarentena.

Son varios los profesionales clínicos que critican que el Departamento de Sanidad no haya implantado "mucho antes" medidas preventivas más contundentes para garantizar que el sistema sanitario esté preparado para atender los casos. Algunos consideran imprescindible que se aplacen operaciones no urgentes de lista de espera, por ejemplo aquellas que se hacen en horario de tarde, para reservar camas libres en los centros sanitarios pero también material para cuando se pueda necesitar. Una decisión que el gerente del Servicio Aragonés de Salud, Javier Marión, tomó el viernes, junto a la de suspender vacaciones y permisos del personal sanitario, y que se comenzará a aplicar desde la próxima semana.

"Si bajamos la actividad quirúrgica, no decimos la urgente sino la que puede esperar, se deja de ingresar a pacientes y, por lo tanto, dispondremos de más habitaciones.Pero también al anular esas operaciones se reservan mascarillas, guantes o calzas que posiblemente necesitemos para otros momentos, con otras personas graves", aseguraba un facultativo, que también apuesta por que se reorganicen las agendas de las consultas para evitar la aglomeración en las salas de espera y, por lo tanto, se multipliquen las posibilidades de contagio.

Algunos servicios de los principales hospitales de Aragón han decidido adoptar por su cuenta medidas ya implantadas en otras comunidades. Entre otras, invitar a los pacientes a lavarse las manos antes de entrar a la cita con el médico, fomentar la consulta virtual en las revisiones o pedirles que entren solos o con solo un acompañante por paciente.

Algunos médicos, además, han extremado las medidas de higiene. Usan guantes y mascarillas durante la exploración de enfermos, aunque, denuncian, "se está notando el desabastecimiento que hay de estos artículos". En las últimas semanas, para evitar problemas, los coordinadores o jefes los han suministrado "bajo petición". Incluso hay dificultades, insisten, en gestionar pedidos al almacén central que el Salud tiene en Plaza. Esta nave hace acopio de la mayoría de productos fitosanitarios y los centros sanitarios los van solicitando conforme los necesitan. Algunos reconocen que usan la misma mascarilla durante todo el turno y hacen un llamamiento a que la gente que hizo acopio de ellas como medidas de precaución las done a los hospitales. 

En los centros de salud

En el ámbito de Atención Primaria, además de sentirse "desbordados" por el incremento de atenciones, consideran que deberían haberse "coordinado y consensuado" todas las medidas. Ante el miedo al contagio, a mitad de semana, el personal de Admisión e Información de algunos centros de salud optó por poner plásticos delante del mostrador o una fila de sillas, que garantizase la distancia mínima entre pacientes y profesionales. Las gerencias de algunos sectores sanitarios ya mostraron su malestar por esta medida.Según ha podido saber este periódico, en algunos ambulatorios se ha prometido la instalación de mamparas de manera inmediata.

Algunos de estos profesionales abogan por tomar medidas que ya se han aplicado en otras comunidades, como suspender las revisiones de pediatría, salvo aquellas totalmente imprescindibles o las que coinciden con una dosis de vacuna. Además, los trabajadores de los centros de salud aconsejan a la población llamar por teléfono antes de acudir a las instalaciones para no sobresaturar las consultas y evitar el contagio.

Últimas noticias sobre el coronavirus

Apúntate a nuestro boletín y recibe en tu correo las últimas noticias, claves y datos sobre el coronavirus.

Etiquetas
Comentarios