Despliega el menú
Aragón

Forrajes

De mercados, drones, semillas... y hasta virus

Con evidente éxito se ha cerrado en Zaragoza la primera Jornada Española del Cultivo de la Alfalfa.

[[[HA REDACCION]]] eqgkotjvuaictls.jpg
Varios expertos disertaron sobre las más diversas cuestiones que afectan al cultivo.
Aefa

España es el primer productor europeo de alfalfa deshidratada y el segundo exportador del mundo, solo por detrás de Estados Unidos. El cultivo ocupa una superficie de 250.000 hectáreas de la que se obtiene una producción de 1.350.200 toneladas, que se deshidratan en 57 plantas repartidas esencialmente en Aragón (el principal productor del país con 57.588 hectáreas y una producción de 750.000 toneladas), Cataluña y Castilla-León. Los mercados exteriores son sus principales clientes, a los que se dirigen casi el 80% de la producción, que tiene como destino esencial a los Emiratos Árabes y China.

Son las cifras que muestran el poderío de este sector, que también exhibió fortaleza en Zaragoza, donde productores e industriales llenaron el Palacio de Congresos de la Expo. Los más de mil asistentes que congregó con evidente éxito la primera Jornada Española del Cultivo de Alfalfa (JECA) no se movieron de sus asientos (excepto en la pausa programada) durante todo el intenso encuentro en el que un amplio abanico de expertos analizó las posibilidades del "magnífico" futuro del sector y detalló cómo hacerlo realidad con los servicios logísticos, las ayudas públicas, las herramientas agronómicas (semillas y prácticas agrarias), o las innovadoras tecnologías.

Muy interesados en la exportación, los asistentes a esta jornada, que será bienal y no tendrá sede fija, no perdieron detalle de la intervención de Paco Yglesias, economista y director de Agro Fundamenta, que explicó la situación de los mercados de materias primas agrícolas y recomendó a los productores no perder de vista a Indonesia como un más que apetecible destino para la alfalfa española.

No son las puertas de este mercado asiático las únicas a las que puede llamar esta producción. María Naranjo, directora de Alimentos, Vinos y Gastronomía del ICEX, insistió además en la conveniencia de buscar clientes en el sudeste asiático, especialmente en Japón y Corea del Sur. Y al hablar de mercados y de Asia, los participantes quisieron saber cómo afrontar la situación que vive China, mercado en el que se concentra buena parte de sus ventas. Era el momento de hablar del coronavirus. Naranjo reconoció que el escenario es complicado, que hay incertidumbre, pero llamó a la tranquilidad asegurando que "es una pequeña piedra en el camino". Eso sí, dijo, evidencia la necesidad de diversificar mercados.

La voz a las ayudas de la PAC la puso Paz Fentes, subdirectora adjunta de cultivos herbáceos e industriales del Ministerio de Agricultura, aunque lo cierto es que no pudo concretar demasiado porque la reforma está todavía en negociación y todo está por definir. Como mucho avanzó que la nueva Política Agraria Común experimentará una importante «ecologización» y ahí es donde la alfalfa (y sus muchas cualidades medioambientales) debe buscar su sitio (y sus apoyos económicos).

Logística y tecnología

Ahora que el mercado es el mundo, como repiten constantemente los expertos, cobra más importancia que nunca la logística, no solo para llegar más lejos sino además para hacerlo con el mejor coste y con el transporte más sostenible. De estos servicios habló el subdirector general de la Autoridad Portuaria de Barcelona. Santiago García-Milà, que sacó pecho del éxito de la colaboración público-privada que ha conseguido convertir la Terminal Marítima de Zaragoza en "todo un referente de transporte de mercancías", recordó que el flujo del comercio mundial se ha desplazado al sur y al este "y allí es donde hay que estar".

Y como no podía ser de otra manera se habló de tecnología. De la que ya pisa tierra en los cultivos de forraje o los controla desde el aire y de la que todavía estar por llegar y se hace cada vez más necesaria. Lo explicó detalladamente Alfredo Gómez, de Itainnova, que fue muy explícito al recordar que el proceso de digitalización es como una riada. "Si te pones a favor de la corriente te empuja y te hace avanzar, pero si pones de lado o a contracorriente te arrastra", dijo.

La jornada no olvidó la importancia de las semillas, de la sanidad vegetal o de las técnicas de cultivo y, mucho menos, de las cualidades medioambientales de esta producción.

Etiquetas
Comentarios