Despliega el menú
Aragón

política

Hacienda da a Aragón 220 millones menos de los previstos en las cuentas de la DGA

El cuatripartito recalca que es una asignación inicial y da por hecho que se corregirá al alza. El PP alerta de que el "agujero" llega a 350 millones si se suma el ajuste por incumplir el objetivo de déficit en 2019.

María Jesús Montero, centro, tras el Consejo de Ministros que aprobó hace dos semanas las entregas a cuenta a las autonomías.
María Jesús Montero, centro, tras el Consejo de Ministros que aprobó hace dos semanas las entregas a cuenta a las autonomías.
Efe

El Ministerio de Hacienda ha asignado a Aragón 220 millones de euros menos de los presupuestados por el Gobierno de Javier Lambán para este año. El Consejo de Ministros comunicó el pasado 21 de enero la previsión inicial que recibirá cada territorio a cuenta del sistema de financiación autonómica, que en el caso de Aragón asciende a un total de 3.734 millones. Esta cifra incluye los ajustes y la estimación del dinero que se ingresará por la liquidación de 2018, lo que supone que las arcas aragonesas empiezan el año con un considerable agujero en comparación con los 3.954 millones con los que el cuatripartito elaboró sus cuentas.

La ministra, María Jesús Montero, aclaró en su comparecencia que las cuantías se actualizarán cuando se conozcan las previsiones de ingresos de este año para la elaboración de los Presupuestos Generales del Estado. A esto se agarra el Ejecutivo autonómico para minimizar el impacto, puesto que da por hecho que la cifra final que comunique Madrid se ajustará a la que los propios técnicos estimaron para elaborar los presupuestos de Aragón en vigor.

El actual déficit de ingresos de 220 millones es significativo para la DGA si se tiene en cuenta que las inversiones de todos los departamentos se limita a 500 millones o que todos los fondos con los que cuenta Vertebración del Territorio para conservar carreteras, financiar rutas de autobús rural, cubrir las ayudas de alquiler y pagar a sus funcionarios asciende a 141 millones.

Fuentes oficiales de la Consejería de Hacienda sostuvieron que el Ministerio aprobó la previsión inicial de entregas a cuenta con el fin de que las arcas autonómicas no estén "asfixiadas" por tensiones de tesorería, para lo que recurrió al mejor escenario posible: hacer los cálculos con valores de 2019 y no con los de 2018 y liberar los fondos que mensualmente reciben las comunidades. Así, hicieron hincapié en que la ley de financiación autonómica impide adelantar fondos a los territorios teniendo en cuenta la cuantía real del ejercicio mientras no esté elaborado el anteproyecto de presupuestos estatales.

Igualmente, defendieron que era "mejor" que Aragón dispusiera de presupuestos desde el 1 de enero que esperarse a conocer la estimación inicial de las entregas a cuenta o, aún peor, a la definitiva que figure en el proyecto económico que presente finalmente el Gobierno de Sánchez.

Con el reparto aprobado, a Aragón le corresponden este año un 9,16% más de fondos que con las entregas a cuenta de 2019 tras su actualización al alza en el último trimestre del año: 3.734 millones frente a 3.583. El porcentaje se reduce al 4,64% si la comparación se hace con la estimación inicial.

El problema radica en que el Ejecutivo aragonés ha previsto recibir un 11% más del Estado cuando la propia Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) estima que los ingresos provenientes del sistema de financiación autonómica solo crecerán un 8%, como recoge en su informe sobre las cuentas de la DGA.

Advertencia del PP

La portavoz parlamentaria del PP en la comisión de Hacienda, Mamen Susín, advirtió de que el "agujero presupuestario" será mucho mayor y superará incluso los 350 millones cuando el cuatripartito presente antes de abril el preceptivo plan de ajuste por haber incumplido la regla de gasto y el objetivo de déficit en 2019.

Susín recordó que el último desfase publicado entre ingresos y gastos corresponde al pasado mes de octubre y ascendía a 304 millones, superando en 267 el límite autorizado para todo el año. A su juicio, esta cifra podría ser con la que se acabe el ejercicio, en la línea de la estimación de la Airef, por lo que Aragón tendrá que recortar la misma cantidad en dos años. "El Gobierno de Lambán va a volver a defraudar las expectativas de los aragoneses y convertirá su presupuesto en papel mojado porque los ingresos están hinchados, como ya advertimos cuando lo presentaron en noviembre y corroboró la Autoridad Fiscal", añadió.

Etiquetas
Comentarios