Aragón
Suscríbete

turismo

La DGA abre negociaciones con dos aerolíneas para nuevos vuelos con Alemania y Francia

Vertebración del Territorio quiere cubrir los destinos más solicitados. Debe decidir qué hace con las rutas estivales de Múnich y Venecia, que cubre Volotea y vencen este año.

Aterriza el primer vuelo que conecta Zaragoza y Gran Canaria
Aeropuerto de Zaragoza.
TONI GALAN

El Gobierno de Aragón ha aprovechado la Feria Internacional de Turismo de Madrid (Fitur) para intensificar sus contactos con las empresas del sector aéreo para ampliar la oferta de vuelos regulares del aeropuerto de Zaragoza. Con este fin, un equipo de la Consejería de Vertebración del Territorio mantuvo reuniones con dos aerolíneas europeas que no operan en la capital aragonesa con el fin de abrir negociaciones para lograr nuevas rutas con Alemania y Francia.

El secretario general técnico del departamento, Juan Martín, se mostró muy prudente y no quiso levantar expectativas, pero sí confirmó los contactos y el interés de la DGA en conseguir que la ciudad finalmente disponga todo el año de una conexión con alguno de los aeropuertos alemanes, el destino más solicitado por el tejido empresarial aragonés.

La encuesta sobre movilidad aérea de las empresas aragonesas, elaborada hace dos años, constató que Alemania concentra un tercio de la demanda de viajes, un destino aportado por el 76,7% de las 176 compañías que contestaron el cuestionario.

La única opción que tienen ahora para volar de forma directa desde la ciudad se reduce al periodo de verano, entre junio y septiembre, cuando Volotea fleta un vuelo los lunes y jueves. Su explotación se reduce a tres meses, desde el 4 de junio al 5 de octubre.

Diez años sin vuelo regular

Zaragoza tuvo tradicionalmente un enlace con Fráncfort, muy utilizado por trabajadores de Opel, que desapareció cuando acabaron las ayudas a Air Nostrum. Luego llegó el vuelo regular que Ryanair puso con el aeropuerto de Weeze, en el entorno de Düsseldorf, que eliminó hace ahora una década cuando no había cumplido un año. Entonces, achacó la decisión a la implantación de una tasa al turismo impuesta por el Gobierno alemán.

La DGA también tiene un especial interés por lograr una conexión permanente con Francia, que es el siguiente país que requiere más salidas, con casi un 16% de las empresas. Y en este caso, el problema es muy parecido: Ryanair recortó hace cuatro años la ruta regular que tenía con el aeropuerto de Beauvais, en el entorno de París, con el argumento de que no era rentable pese a su elevada ocupación, y la convirtió en estacional. En este caso, los aragoneses pueden volar los martes y sábados desde el 31 de marzo hasta el 24 de octubre.

El problema es que la conexión con Beauvais no responde a la demanda y el objetivo es lograr una ruta con el gran aeropuerto de París, el Charles de Gaulle, que garantiza un importante volumen de conexiones con el resto de Europa y del mundo.

Igualmente hay interés en el Ejecutivo autonómico por recuperar una ruta regular con la capital italiana, que se perdió en 2012 junto a las de Bolonia, Tenerife, Las Palmas y Lanzarote por el recorte de las subvenciones Ryanair. Poco le importó entonces a la aerolínea irlandesa que el vuelo a Roma tuviera demanda.

El aeropuerto de Zaragoza mantiene la conexión anual con el aeropuerto de Bérgamo, situado a 59 kilómetros de Milán, que explota Ryanair, y la estival con Venecia de Volotea.

Precisamente, la DGA tiene previsto reunirse con la aerolínea española para decidir qué hace con los vuelos de Múnich y Venecia, que salieron a concurso por tres años y cuyo contrato expirará el próximo mes de octubre. Se da la circunstancia de que la subvención por viajero que cobra Volotea es, con diferencia, la más elevada de toda y supera los 20 euros, sin que se cubra realmente las necesidades del mercado.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión