Despliega el menú
Aragón

política

Lambán y la derecha aplauden la defensa de la unidad y la Constitución que hizo el Rey

Beamonte, Pérez Calvo, Aliaga y Morón ensalzan y suscriben un discurso "serio, "acertado y sensato" de Felipe VI, al que critican con dureza Podemos, CHA e IU.

El rey, durante el mensaje de Nochebuena de 2019
El rey, durante el mensaje de Nochebuena de 2019
HERALDO

PSOE, PP, Cs, PAR y Vox quisieron destacar ayer el discurso "sensato, necesario y acertado" que ofreció el rey Felipe VI en Nochebuena, sobre todo por sus referencias a Cataluña, a la "necesaria" unidad del país y a la defensa de la Constitución. Distó mucho su interpretación de la que ofreció la izquierda radical y nacionalista, que censuró su "autocomplacencia institucional", que Aragón "no tuviera hueco" en su alocución y el "anacronismo" que supone "escucharle hablar de quienes sufren la pobreza".

Coincidieron el secretario general del PSOE-Aragón, Javier Lambán, y el líder regional del PP, Luis María Beamonte, al ensalzar el papel que desempeña el Rey como "árbitro moderador para el normal funcionamiento de las instituciones" y como "referente" imprescindible de la "estabilidad de España y de los españoles". Hizo hincapié el presidente del PP-Aragón en que el discurso, que refleja "el conocimiento que tiene el Rey de la realidad de nuestro país", fue "acertado y necesario" en la defensa de la "Constitución y de la convivencia pacífica".

En similares términos se manifestó Daniel Pérez Calvo, portavoz de Cs en las Cortes, que se mostró convencido de que "no hay reto que España no pueda superar desde la unidad, la ilusión y el esfuerzo de todos, con la Constitución como manual de instrucciones del Estado". No le extrañó que al líder de ERC, Gabriel Rufián, le irritara el contenido de un discurso que para el de Cs fue "impecable en el fondo y en la forma".

El presidente de Vox en Zaragoza, Santiago Morón, quiso poner el acento en la llamada a la unidad que formuló el monarca y en su discurso "sensato y templado, en momentos de incertidumbre". Para el representante de la formación de Santiago Abascal en la provincia, "España es mucho más fuerte y grande de lo que algunos de sus enemigos ni siquiera sospechan".

Con atención siguió la alocución de Felipe VI el presidente del PAR y vicepresidente del Gobierno aragonés, Arturo Aliaga, que confesó que suscribe "íntegramente" el contenido e instó a "pensar a lo grande" para garantizar un futuro mejor.

El discurso del Rey reflejó la disparidad de criterios que se da en el cuatripartito que gobierna Aragón. Así lo reflejaron Nacho Escartín, de Podemos Aragón, y Carmen Martínez, secretaria general de CHA, que criticaron las inexistentes referencias a Aragón y la "autocomplacencia institucional" que, en su opinión, mostró el Jefe del Estado. El podemista se mostró crítico con la "desvinculación de la monarquía con el pueblo al que quiere representar" y criticó al Rey por "ponerse el traje de ‘coach’ emocional", pero "sin aportar una sola propuesta útil para mejorar la vida de los españoles". Martínez, desde las "profundas convicciones republicanas" de CHA, censuró sus contracciones. También Álvaro Sanz, de IU, denunció que resulta "anacrónico e indignante" escuchar al Rey opinar sobre asuntos políticos "en los que debería callar por respeto a la democracia". 

Etiquetas
Comentarios