Despliega el menú
Aragón

laboral

CSIF reclama mejoras para los carteros rurales y destaca su labor

La mayoría de los 140 carteros rurales tienen que utilizar sus vehículos particulares ya que solo disponen de 6 vehículos.

Coche particular con cartas.
Coche particular con cartas.
CSIF

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) reclama mejoras laborales para los carteros rurales y exige a Correos que no haya recortes en el medio rural “para poder seguir prestando un servicio de calidad hasta en los pueblos más pequeños”. En la provincia de Zaragoza hay unas 30 oficinas técnicas, de las que dependen otras oficinas más pequeñas (satélites y auxiliares). Unas 140 personas trabajan en funciones de reparto por los pueblos de la provincia.

Una de las reivindicaciones es la necesidad de dotar de más vehículos de reparto y de actualizar el pago del kilometraje. Solo hay 6 vehículos de reparto de Correos en el medio rural en toda la provincia. La mayoría de los carteros tienen que usar sus vehículos particulares para llevar las cartas y paquetes a los clientes. Correos les paga 23 céntimos por kilómetro al día, y esta cifra no se actualiza desde 2011.

“Esta cifra es muy escasa y hay que revisarla. Los carteros rurales tenemos que asumir el coste de la gasolina, así como de las revisiones y averías de nuestros coches. Correos debería disponer de más vehículos para el reparto. Cada vez repartimos menos cartas y más paquetes. Nuestros vehículos particulares no están preparados. Como dice el slogan de Correos, tenemos que adaptarnos a los nuevos tiempos. La gente cada vez compra más por internet y gran parte de nuestro trabajo es llevar paquetes de compra online”, explica Carlos Fuertes, representante de Correos de CSIF Zaragoza y cartero rural.

Los carteros rurales tienen asignadas distintas rutas y pueden llegar a cubrir una decena de pueblos. Algunos recorren hasta 100 kilómetros diarios para repartir. También hacen labores de “oficina al paso”: recogen cartas y pedidos de los vecinos de los pueblos por los que pasan.

“En algunas oficinas rurales está habiendo recortes: como jubilaciones que no se cubren o reducción del horario de atención al público. Pedimos que no haya más recortes y recordamos la gran labor social que realizan los carteros en el medio rural. Estamos en contacto diario con la gente de los pueblos. No solo llevamos cartas y paquetes, también hacemos una labor de acompañamiento y prestamos otros servicios. Aunque no sean plazas rentables económicamente, hay que destacar su importancia social”, subraya Carlos Fuertes.

Etiquetas
Comentarios