Despliega el menú
Aragón

Dos importantes golpes permiten incautar cinco toneladas de droga en Aragón

Este fin de semana se han conocido dos importantes operaciones de la Guardia Civil y de la Policía Nacional que han permitido incautar 1.600 kg de hachís y 3.500 de marihuana, respectivamente.

Combo de fotos de la droga incautada en Gallur y la plantación de marihuana encontrada entre Agüero y Murillo de Gállego
Combo de fotos de la droga incautada en Gallur y la plantación de marihuana encontrada entre Agüero y Murillo de Gállego
Guardia Civil/Policía Nacional

La operación 'Marwone' y la operación 'Copitos', dos importantes golpes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional al narcotráfico, han permitido incautar en Aragón más de cinco toneladas de droga, además de motivar la detención de ocho personas, dos de ellas en Gallur, y las otras seis entre Murillo de Gállego y Agüero.

Este sábado, la Guardia Civil informaba de un importante dispositivo antidroga que ha permitió incautar 1.650 kilos de hachís en Gallur, en el que es ya el mayor alijo de esta droga en Aragón. La intervención, en la que se detuvo también a dos personas de nacionalidad francesa, se enmarca en la denominada operación Marwone, que se inició el pasado mes de mayo Málaga y con la que se desarticuló una organización delictiva que se dedicaba a transportar grandes cantidades de estupefacientes desde la Costa del Sol a Francia. En total, el número detenidos en el conjunto de España por esta operación asciende a siete y la cantidad de hachís aprehendida ronda las 4,5 toneladas.

Según fuentes de la Comandancia de Zaragoza, el hachís intervenido en Gallur a mediados de julio viajaba oculto en una furgoneta que iba escoltada por otros cuatro vehículos. Así, uno de estos coches circulaba por delante a modo de lanzadera para avisar de potenciales controles. Al parecer, la Guardia Civil tenía controlado el convoy y decidió interceptarlo cuando circulaba por la AP-68 a su paso por Tudela. Sin embargo, uno de los coches y la furgoneta que transportaba los 1.650 kilos de hachís se dieron a la fuga, siendo posteriormente detenidos ambos conductores en Gallur.

No consta que la organización criminal contase con más infraestructura en la Ribera Alta del Ebro o en la provincia de Zaragoza. Como ha sucedido en otras ocasiones, todo apunta a que los traficantes cruzaban Aragón de camino a Francia.

La Guardia Civil ha desarticulado una organización delictiva dedicada al tráfico de hachís entre España y Francia.

Una banda albanesa, 'okupa' entre pinares

Tan solo 24 horas después de que se informara de esta operación, la Policía Nacional difundió los datos de otra importante redada antidroga en la Comunidad. Esta vez entre las localidades de Agüero y Murillo de Gállego. En esta ocasión, el trabajo de unos 70 agentes permitió desmantelar la mayor plantación de marihuana localizada en las provincias aragonesas. Un total de 16.000 plantas, que arrojan un peso de 3.500 kilos, se hallaban ocultas en una zona de pinares de difícil acceso. 

Un grupo de origen albanés, al que también se considera responsable de varios robos con fuerza en establecimientos de Huesca, había creado una desarrollada infraestructura en una zona en medio del bosque a la que se llegaba tras media hora en vehículos todo terreno y otra media hora a través de veredas abiertas para ello. 

Esta red había talado grandes superficies de pinares aprovechando al máximo el terreno para cultivar la marihuana y había alterado los barrancos para poder almacenar agua, que después era conducida hasta las plantaciones con mangueras, movidas con bombas de agua alimentadas por generadores de energía eléctrica.

Esta plantación contaba con vigilancia continua, ya que habían instalado campamentos con tiendas de campaña para controlar la mercancía. La Policía Nacional detuvo a seis personas.

Se encontraba en una zona boscosa de difícil acceso, en los pinares de Agüero y Murillo de Gállego
Etiquetas
Comentarios