Despliega el menú
Aragón

aragón

Renfe no da marcha atrás con el tren AV City y asegura que recibe más viajeros

En la primera semana de funcionamiento hubo un incremento de 100 pasajeros. 

Re: Huelga Renfe / 15-07-2019 / Foto: Daniel Marzo [[[FOTOGRAFOS]]]
Vista de la estación de Delicias.
Daniel Marzo

Renfe no dará marcha atrás con el tren AV City. La compañía defiende la sustitución del AVE y asegura que en la primera semana de funcionamiento el número de pasajeros se ha incrementado en unas cien personas respecto al mismo periodo del año pasado. Según sus datos, en la misma semana de 2018 hubo 21.400 viajeros, una cifra que contrasta con la registrada desde el pasado martes por la línea que conecta Zaragoza y Madrid, utilizada por 21.500 personas. "No perdemos pasajeros y subimos con nuevos", resumió Antonio Carmona, portavoz de Renfe.

El AVE que realizaba la conexión Zaragoza-Madrid a las 7.05 tenía una media de ocupación de 265 viajeros de un total de 339 plazas y en los cinco días que lleva en marcha el tren AV City, que ofrece 282 asientos y precios más bajos, fue casi lleno pese a tardar diez minutos más que el anterior.

"Aunque es pronto todavía, tenemos claro que no se pierden pasajeros, sino que se ganan. Las encuestas realizadas a los viajeros han servido para atraer a nuevos clientes que antes iban por carretera con sus vehículos privados", señaló Carmona. "La decisión del cambio obedece a los estudios realizados de las ofertas comerciales. Buscamos que el tren llegue a más público, como los jóvenes, y sea utilizado para el ocio o el turismo", añadió.

Un plazo de veinte días

En la reunión celebrada el pasado miércoles en la Cámara de Comercio entre representantes de Renfe e instituciones aragonesas (Cámara, CEOE, Ayuntamiento de Zaragoza y Gobierno de Aragón) no se llegó a ningún acuerdo. Los aragoneses plantearon volver a recuperar el AVEantes de cambiarlo por el AV City y la compañía ferroviaria ofreció salir 15 minutos antes de Zaragoza para llegar a las 8.40 como ocurría anteriormente, pero no salieron satisfechos y las partes se dieron un plazo de veinte días.

Las instituciones aragonesas esperarán tres semanas para recibir más información de Renfe que pueda justificar o no el cambio. En todo caso, el director general de Transporte del Gobierno de Aragón, Gregorio Briz, se inclinó por favorecer la "negociación" con Renfe, ya que está camino de la liberalización y queda la opción de reclamar si el tren va lleno "para que pongan más convoyes". "Tenemos que ver a Renfe como un interlocutor, porque tenemos otros casos como el del Canfranc. Por este motivo, prefiero no ir al maximalismo", incidió el director general.

Por su parte, el secretario general de la Cámara de Comercio de Zaragoza, José Miguel Sánchez, señaló que la ciudad ha cambiado el primer AVE por un tren de menos calidad. También criticó que Renfe actuara "sin consultarlo". "No es solo llegar más tarde a Madrid, sino la calidad del tipo de tren que se ha perdido. Somos una ciudad de primera y nos hemos quedado con un tren de segunda", criticó Sánchez en referencia al tren Alvia AVCity. Aun así, esperará a los datos de Renfe para retomar la mesa de negociación.

Billetes de 21 a 33 euros con "anticipación y flexibilidad"

Los billetes para los AV City que conectan Zaragoza con Madrid y Barcelona –los primeros trenes del día y los últimos que regresan– pueden adquirirse por un rango de precios de 21 a 33 euros siempre que se compren con anticipación suficiente, ya que si se espera a la víspera pueden llegar a costar hasta 47. En la primera semana, el viaje de Zaragoza a Madrid a las 7.05 ha rondado los 33,40 euros y el de regreso desde Madrid hasta Zaragoza a las 21.30 se ha ofertado por 21€.

El debate está más en el primer tren del día que en el último, ya que los empresarios consideran que se puede regresar en los AVE a lo largo de la jornada una vez terminado el trabajo. De hecho, las instituciones no ven problema en este último.

Renfe valora sobre todo la "flexibilidad" y el "adelanto" de los viajeros en la adquisición de los billetes. La compañía pretende "testar a los nuevos viajeros" y "sumarlos" a sus trenes y defiende que su oferta para un destinatario global se hace "con criterio comercial". Y todo, a 14 meses de la liberalización de la alta velocidad, que se producirá a finales de 2020.

Etiquetas
Comentarios