Despliega el menú
Aragón

cáncer infantil

Aragón, a la vanguardia en el tratamiento del cáncer infantil

Aspanoa ha becado a dos cirujanos del Infantil para que amplíen en otros hospitales españoles su formación sobre el tratamiento del tumor de Wilms y el neuroblastoma.

Ainara González Esgueda y Paolo Bragagnini, cirujanos becados por Aspanoa.
Ainara González Esgueda y Paolo Bragagnini, cirujanos becados por Aspanoa.
Tino Gil/Aspanoa

Aragón diagnostica entre 30 y 35 nuevos casos de cáncer infantil cada año. La aplicación de los últimos tratamientos o intervenciones quirúrgicas y, por supuesto, la investigación son algo primordial para tratar esta enfermedad, que actualmente cuenta con una supervivencia en menores de cerca del 80%. Consciente de esta realidad, Aspanoa –asociación de padres de niños con cáncer– ha becado a dos cirujanos pediátricos del hospital Miguel Servet de Zaragoza para aumentar su formación en otros centros sanitarios españoles y poder importar todo ese conocimiento adquirido a Aragón.

"Siempre tenemos como objetivo mejorar la calidad de vida y la atención a niños con cáncer y su familia. Por eso, consideramos tan importante financiar y becar la formación continuada de los profesionales", explica el vicepresidente de Aspanoa, Gabriel Tirado, que destaca, no obstante, la "excelente atención" que ya se ofrece en el hospital Infantil de Zaragoza. "Estamos orgullosos de Aragón, pero en medicina siempre se necesita una formación continua y, por ello, queremos ayudar a los profesionales en este intercambio de conocimiento con otros centros", añade el representante de la entidad.

Las ayudas a la formación de la primera convocatoria recayeron en estos dos cirujanos del Infantil de Zaragoza. Recibirán cada uno hasta 8.000 euros para formarse durante un año en técnicas contra el tumor de Wilms y neuroblastoma. "Aquí ya tratamos esta patología, pero es importante que nos formemos y podamos aplicar lo aprendido a los casos que tengamos en Aragón. Así, podremos estar a la vanguardia", explica Paolo Bragagnini, que es uno de los cirujanos pediátricos becados por Aspanoa desde el pasado mes de febrero.

Tumor de Wilms

En concreto, este facultativo se formará sobre el tumor de Wilms en el hospital La Paz de Madrid. Este es un cáncer que afecta a niños de hasta 4 años y que se localiza en el riñón. La tasa de supervivencia es próxima al 90% en gran parte de los casos. La intervención quirúrgica practicada consiste en extirpar directamente el órgano afectado. Sin embargo, en los últimos años, se ha desarrollado la "cirugía de preservación renal" que permite, en algunos casos, salvar la parte del riñón que no está afectada por el tumor. La conservación del órgano tiene importancia ya que implica mejorar la calidad de vida del menor.

Aunque el tratamiento ya se hace en el Miguel Servet, Bragagnini recuerda que La Paz dispone de un servicio pionero de Urología Pediátrica. "Es importante conocer más en profundidad las técnicas más innovadoras", afirma el profesional, que hace hincapié en que lo importante es la seguridad del paciente y recuerda que hay casos en los que esta cirugía no se recomienda por el riesgo de recidiva que existe (repetición de la enfermedad tras un periodo de tiempo).

Por su parte, la otra facultativa becada, Ainara González Esgueda, ampliará su conocimiento sobre uno de los cánceres infantiles más frecuentes: el neuroblastoma. Afecta a casi el 10% de los niños con enfermedad oncológica. La doctora ha elegido para formarse el hospital La Fe de Valencia, centro de referencia en el tratamiento de neuroblastoma, tanto en el ámbito de la cirugía pediátrica como en lo referente a anatomía patológica e investigación. "Estas becas nos están permitiendo ganar años de experiencia en los casos menos frecuentes y más complejos de esta patología. Mantener una formación continuada es esencial para obtener siempre los mejores resultados", concluye la profesional sanitaria.

Próxima convocatoria

Con estas ayudas, la asociación Aspanoa financia viajes y manutención de estos dos cirujanos cuando se trasladen a Madrid y Valencia para formarse en las últimas técnicas quirúrgicas. En esta misma línea, la entidad lanzó el pasado mes de mayo una nueva convocatoria de subvenciones a la formación de profesionales sanitarios en el ámbito del cáncer infantil, dotada en esta ocasión con 30.000 euros. Pero no es la única línea de ayudas que Aspanoa ha promovido en los últimos meses. También ha vuelto a convocar ayudas a la investigación contra el cáncer infantil, por un valor de 60.000 euros.

Etiquetas
Comentarios