Aragón

Heraldo Saludable

salud

El personal del Salud ya aplica la jornada de 37 horas semanales

Sanidad marca algunas pautas a sus casi 25.000 trabajadores, pero pueden variar por las necesidades asistenciales.

Mercedes Ortín quiere mejorar las condiciones económicas y laborales de los médicos.
Mercedes Ortín es la secretaria autonómica del sindicato Cemsatse.
Raquel Labodía

Los cerca de 25.000 empleados del Salud, según los últimos datos del Gobierno de Aragón, han reducido ya su jornada laboral pasando de trabajar 37,5 horas semanales a 37, tal como determinó la DGA hace algunas semanas.

Esta jornada ha llegado al Servicio Aragonés de Salud de diferente manera y su aplicación varía en función de los turnos y lugar de trabajo, ya que en los centros sanitarios de Atención Primaria está más estipulado (se añaden dos horas más a una jornada habitual de 7 horas durante un día para hacer que las 35 semanales lleguen a 37), mientras que en atención especializada es la dirección de cada centro la que puede escoger cómo aplicarla dependiendo de las necesidades asistenciales (trabajando seis horas un sábado de cada tres semanas, cuatro horas cada dos semanas, entrando y saliendo 24 minutos antes o más tarde, etc).

Lo que sí que está claro es que el acuerdo de la Mesa Sectorial de Sanidad por el que se modifica la jornada (publicado hace dos días en el BOA) establece que las 37 horas semanales deben realizarse en horario de mañanas o de tardes, que contempla 7 horas (de 8.00 a 15.00 o de 15.00 a 22.00), por lo que las dos horas residuales deben compensarse.

Tras los primeros días de aplicación de la nueva jornada laboral, la secretaria autonómica del sindicato Cemsatse, Mercedes Ortín, mostró su satisfacción y la consideró un "logro". No obstante, la representante sindical confió en que sea un paso para continuar las negociaciones en los próximos meses con el objetivo de alcanzar la jornada de 35 horas por la que llevan luchando los últimos años y que ya disfrutan algunos países europeos. Para hacer frente a la crisis económica el Gobierno central fue aumentando la jornada de los funcionarios hasta las 37, 5 horas.

"Estamos satisfechos porque en este primer acuerdo hemos conseguido la modificación de la tabla de ponderación de nocturnos y ahora cada vez que trabajamos una noche se reduce la jornada de manera proporcional, algo que antes no ocurría", reconoció Mercedes Ortín.

Etiquetas
Comentarios