Aragón

estrategias y pactos

Malestar en el PAR por la estrategia de Aliaga de cara a los pactos

Cargos aragonesistas cuestionan que se cierre la puerta a un acuerdo de centroderecha porque "limita la negociación".

Arturo Aliaga
Arturo Aliaga
José Miguel Marco

La postura del presidente del PAR, Arturo Aliaga, de cerrar la puerta a un acuerdo de centroderecha en Aragón ha generado un "profundo malestar" en el partido. Dirigentes y cargos públicos subrayaron el viernes a este diario que en la comisión permanente del jueves se decidió "esperar a los movimientos del resto de partidos y quedarse quietos" y no fijar una posición que les pudiera desarmar de cara a la negociación.

En la reunión de la permanente se "exploraron" todas las posibilidades de acuerdo en el Gobierno de Aragón, analizando detenidamente "los pros y contras" para el partido. Y se acordó que no había que "adelantarse a los acontecimientos, ni en una u otra dirección", porque eso limitaría la fuerza de negociación de cara a la próxima semana, apuntaron varios responsables.

Sin embargo, Aliaga subrayó a los medios de comunicación en un receso de la comisión permanente que sería "kafkiano" que el PAR avalara pactos de "bloques" y que lo "lógico" era que PSOE y Ciudadanos intentaran un acuerdo "de moderación y amplia base social" al que pudiera sumarse el PAR. Y descartó con claridad sumarse a un gobierno de centroderecha con PP y Cs por su dependencia de Vox.

Distintos cargos aragonesistas consultados no salían de su asombro por la postura del líder del partido, ya que entendían que precisamente la "fuerza de negociación" estaba en la necesidad que tienen PP y Cs de los votos del PAR para conformar un gobierno alternativo al de Javier Lambán. "Eso nos puede hacer valer, aunque como todas las opciones tiene sus contraindicaciones, como es el hecho de depender de los tres votos de Vox para lograr la investidura", apuntaron.

Otros remarcaron que la formación naranja, que con sus 12 diputados sí puede por sí sola dar la mayoría necesaria a los 24 del PSOE, no tiene por qué aceptar un tripartito como plantea Aliaga. "En ese escenario no somos necesarios de por sí y lo que toca es sacar partido a nuestros tres parlamentarios", añadieron.

Etiquetas
Comentarios