Aragón

26-M

El PSOE insiste en que todo está abierto y en que los bloques "no son compactos"

Los socialistas convocan a su ejecutiva regional para comenzar a buscar apoyos de cara a la formación de gobierno

Lambán, en la sede del PSOE durante la noche electoral
Lambán, en la sede del PSOE durante la noche electoral
Oliver Duch

El PSOE insistió ayer en que "todos los escenarios están abiertos" y recalcó que los bloques "no son compactos", por lo que entre las "muchas combinaciones sobre la mesa" podría haber alguna en la que inicialmente no se había pensado. Lo dijo su secretario de Organización, Darío Villagrasa, que reivindicó el derecho del PSOE a gobernar tras haber conseguido más de un 30% de los votos.

Los socialistas convocarán hoy a su ejecutiva regional para analizar los resultados y diseñar el calendario de "trabajo y actuaciones" de cara a la búsqueda de apoyos para formar gobierno, por lo que los primeros contactos con otras formaciones podrían producirse esta misma semana.

Villagrasa criticó, sin citar siglas, que algunos partidos reaccionaran el domingo a los resultados "con no toda la prudencia debida", y subrayó que "todos tendrán que definirse y aclarar qué piensan hacer con la ultraderecha". "Guste o no guste es necesaria para que gobierne el centroderecha. Nadie tiene que caer en eufemismos, se van a tener que apoyar en ella", manifestó.

Respecto a las negociaciones, aseguró que aunque hay partidos que las centralizan en Madrid, el PSOE-Aragón "tiene plena autonomía como federación" y que actuará en coordinación con Ferraz. Sí se anunció, en todo caso, que la dirección nacional constituirá una comisión para analizar los pactos postelectorales a todos los niveles. De ella formará parte la aragonesa Susana Sumelzo, secretaria de Política Municipal del PSOE de Pedro Sánchez.

Villagrasa reconoció que la negociación por el Pignatelli se abordará junto a otras como las del Ayuntamiento de Zaragoza, las de las diputaciones o las de las comarcas. Aunque la izquierda no sume, el secretario de Organización del PSOE-Aragón recordó que el partido consiguió seis escaños más que en 2015 y cerca de un 10% más de votos, datos que, en su opinión, avalan la gestión realizada y dan al PSOE un papel "aglutinador" en un escenario marcado por una fragmentación "muy importante".

Ayer no cerró ninguna puerta, ni a Ciudadanos ni a un posible gobierno en minoría con apoyos puntuales de otros partidos. "En estos días se irá viendo por dónde va todo", afirmó. La intención, recalcó, es formar un Ejecutivo centrado en el PSOE y basado "en la centralidad del tablero político".

En relación al hecho de que Cs vaya a negociar caso por caso, lamentó que en determinados territorios se haya lanzado un mensaje preventivo contra los socialistas cuando, a su juicio, el PSOE ha sido "cumplidor".

Etiquetas
Comentarios