Aragón

Aragón

Analistas de conducta: buscadores de incongruencias

La escuela de comunicación no verbal ‘Código no verbal’ regresa a Zaragoza con un taller sobre análisis de conducta.

Sonia El Hakim, analista de conducta y comunicación no verbal.
Sonia El Hakim, analista de conducta y comunicación no verbal.
C.I.

¿Cuántas veces ha escuchado eso de que mirar hacia otro lado durante una conversación es síntoma de que nuestro interlocutor miente? ¿Y aquello de que una persona con los brazos cruzados está incómoda? Se trata de lugares comunes en el ámbito del análisis de conducta pero que, ciertamente, no se corresponden con la realidad.

Pero, ¿qué es eso de la comunicación no verbal y cuáles son sus aplicaciones prácticas? Hay que tener en cuenta que se trata de un ámbito que engloba muchos canales expresivos, no solo el gestual. “Encontramos desde posturas o el estudio de la expresión facial, hasta el canal háptico –el tacto-, la proxémica –o distancia que guardamos en según qué situaciones-, así como la apariencia”, explica Sonia El Hakim, analista de conducta especializada en comportamiento no verbal y fundadora de escuela ‘Código no verbal’, que regresa a Zaragoza con un taller sobre análisis de conducta y comunicación no verbal que se desarrolla en el hotel Diagonal Plaza del 10 al 12 de mayo.

Esta valenciana, hija de padre sirio y madre zaragozana que colabora con numerosos medios de comunicación y lleva a cabo formaciones en toda España, se ha formado con las unidades de análisis de conducta de la Policía Nacional y la Guardia Civil. “Se trata de un estudio con numerosas posibilidades, que incluye hasta el análisis de determinados elementos fisiológicos como el rubor o la sudoración, e, incluso, la pupilometría”, explica. Otra faceta a estudio se basa en el denominado para-lenguaje, es decir, todo aquello que tiene que ver con la expresión oral excepto las palabras: tono, volumen, contenido emocional…

Sin embargo, la experta asegura que a la hora de analizar la comunicación no verbal de cualquier individuo es necesario seguir una norma fundamental: la regla del conjunto. “Lo que decimos es tan importante como lo que no, pero quizás, lo primero es más fácil de controlar. Cuando una persona se contradice pueden detectarse estas mentiras que intentan mantenerse ocultas”, explica El Hakim.

A lo largo de su dilatada experiencia, la experta lo tiene claro: una incongruencia siempre acaba saliendo a la luz, siempre y cuando esté sometida a la mirada adecuada: “Existen un sinfín de reacciones inconscientes debido a la enorme cantidad de canales expresivos que entran en juego al mismo tiempo. Al final, no somos más que buscadores de incongruencias”, resume. Se trata, además, de una prueba que, aunque no es determinante en un juicio, puede aportar algo de luz en forma de un informe de credibilidad.

En cuanto a las aplicaciones prácticas de esta disciplina en nuestro día a día, El Hakim advierte que el estudio de la comunicación no verbal es una destreza poco valorada hoy en día, a pesar de las múltiples aplicaciones que ofrece. “Cada vez son más los padres que lo utilizan para llevarse mejor con sus hijos, ya que cuanto más pequeña es una persona, menos habilidades tiene para comunicarse, por ejemplo”, afirma.

Además, se trata de una aplicación verdaderamente útil en según qué edades, “sobre todo en aquellos casos en las que los niños no quieren decir lo que ocurre a sus padres para no molestar o ser motivo de preocupación, o en la etapa adolescente; en la cual un acto de rebeldía puede ser algo normal, o estar ocultando un problema más grave”, asegura El Hakim. Por eso, es en estos casos en los que ser capaces de detectar aquello que no se verbaliza puede ser trascendental.

Otro sector que demanda este tipo de conocimientos es el de la abogacía, o las personas que están en búsqueda activa de empleo. “Cuando vamos a una entrevista, el seleccionador ya ha tomado una decisión a los pocos segundos de entrar por la puerta. Se trata de una cuestión relacionada con la supervivencia del hombre desde una perspectiva evolutiva, entonces es necesario tener herramientas para darle respuesta”, explica la analista, que asegura que a través de la formación y la toma de conciencia pueden ir controlándose este tipo de situaciones.

Falsos mitos de la comunicación no verbal

Sin duda, el de la comunicación no verbal es un ámbito que cuenta con numerosos ejemplos cuando se trata de falsos mitos, como el hecho de que una persona mire al otro lado indica que está mintiendo. “Se trata de una afirmación que no está validada científicamente y que se desmontó a través de un estudio científico en 2012 que demostró que no se puede tomar un único dato sin analizar el conjunto”, destaca.

“El hecho de que una persona esté con los brazos cruzados puede significar muchas cosas, puede que tenga frío, que esté molesta o incluso que se sienta muy segura; por eso es tan importante analizar otros factores”, añade. En su opinión, el hecho de simplificar una realidad tan compleja como es el estudio de la conducta entraña una serie de riesgos como la expansión de este tipo de mitos.

El Hakim asegura que hoy en día no se ha podido desarrollar una clasificación de gestos que guarden un significado cerrado u otro. “Cuando leemos un artículo que habla de ‘10 gestos para averiguar si te están engañando’ nos alarmamos porque verdaderamente es una irresponsabilidad hablar de algo que no existe”, admite.

Etiquetas
Comentarios