Despliega el menú
Aragón

elecciones autonómicas 

Cs exige a Lambán que sea un “disidente claro” del sanchismo para pactar

El candidato a la DGA, Daniel Pérez Calvo, asegura que “en absoluto” habrá acuerdo si el PSOE-Aragónno se desmarca de la subida fiscal y de las alianzas con nacionalistas y populistas.

El candidato de Ciudadanos a presidir la DGA, Daniel Pérez Calvo, ha exigido este martes al presidente aragonés, el socialista Javier Lambán, que se convierta en un “disidente claro” del sanchismo si quiere llegar a acuerdos tras las elecciones del 26-M. Pérez Calvo ha subrayado que “en absoluto” está claro un pacto con los socialistas en Aragón mientras Lambán no se desmarque del “rejonazo” fiscal de 26.000 millones anunciado por Pedro Sánchez, del acuerdo electoral PSOE-ERC e en Baleares y del “acuerdo ya hecho” con el “populismo de Podemos” para asegurar la Moncloa.

El cabeza de lista naranja se ha mostrado así de contundente en la presentación oficial de la candidatura en la terraza del acuario de Zaragoza, donde se ha fijado el reto de convertir Aragón en “dique y cortafuegos”, de modo que se pueda afrontar “los cuatros años de sanchismo” con una “verdadera alternativa”. Y se ha arrogado la iniciativa porque, ha defendido, su partido es “la única opción y verdadera alternativa para construir un Aragón sólido”.

Pérez Calvo ha endurecido su mensaje tras las declaraciones del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, quien no solo rechaza facilitar la investidura de Pedro Sánchez como planteó el presidente de PP, Pablo Casado, sino la posibilidad de facilitar gobiernos autonómicos y locales. “No me basta con las declaraciones de Lambán a favor de la unidad de España y con que abomine de Puigdemont y compañía. Me gustaría que fuera un disidente claro con el sanchismo. Sería más factible para llegar a acuerdos”, ha remarcado.

El candidato de Ciudadanos ha subrayado que sus condiciones no suponen un veto ni un cordón sanitario al PSOE, sino la necesidad de saber qué piensa Lambán de una subida fiscal que afecta de lleno a las clases medias y trabajadoras. “Si la comparte, al igual que volver a pactar con nacionalistas y populistas, tendremos que actuar en consecuencia pensando en los intereses de Aragón y de los aragoneses”, ha apostillado.

Arropado por parte de sus compañeros de lista electoral, ha prometido hacer un cambio en la forma de hacer política, “con muchos proyectos e ideas novedosas” que no llegó a desgranar en la puesta de largo de la candidatura en Ranillas. “Vamos a cambiar los modos, a desbloquear y a empezar a gobernar para la gente pero con la gente, contando con las personas del territorio”, ha añadido.

También se ha desmarcado de un posible acuerdo con Vox, rechazando cualquier acuerdo con partidos “populistas” que dan soluciones sencillas, “de un cuarto de hora”, a problemas complejos.

Etiquetas
Comentarios