Despliega el menú
Aragón

Semana Santa 2019

El fiscal Javier Zaragoza recupera, de cofrade en Alcorisa, la "tranquilidad" y la "paz" después de "complicado" trabajo

Reconocido este año el Premio Aragón 2019 ha asistido junto al presidente de la Comunidad, Javier Lambán, a alguno de los actos que se celebran en la ruta del Tambor y el Bombo del Bajo Aragón turolense.

Zaragoza, junto a Lambán, este jueves en Alcorisa
Zaragoza, junto a Lambán, este jueves en Alcorisa
DGA

 El fiscal de la Sala del Tribunal Supremo Javier Zaragoza regresa estos días a su localidad natal, Alcorisa (Teruel), donde vive la Semana Santa como un cofrade más, lo que le aporta la tranquilidad y la paz después de la "difícil y complicada" labor que ejerce en este órgano judicial.

Así lo ha reconocido el Premio Aragón 2019 ante los medios de comunicación junto al presidente de la Comunidad, Javier Lambán, quien ha querido asistir a alguno de los actos que se celebran en la ruta del Tambor y el Bombo del Bajo Aragón turolense.

Zaragoza ha reconocido que la concesión de este premio le hace sentirse "en la estratosfera". "Que te premien en tu tierra y el Gobierno de Aragón con la máxima distinción, por ser aragonés, ejercer de aragonés, por mis raíces y mi trayectoria profesional, es la distinción que más me ha llenado de orgullo, satisfacción y que más me ha ilusionado", ha subrayado.

El fiscal del Tribunal Supremo expresado su agradecimiento por el premio al Gobierno de Aragón y a la alcaldesa de Alcorisa, Julia Vicente, y ha aprovechado para explicar que cuando regresa hasta su localidad natal en Semana Santa la vive "como un cofrade más".

"Tengo mi túnica, tercerol y tambor, romperé la hora y estaré con los amigos" ha informado Zaragoza quien ha asegurado que este es "un momento de tranquilidad y paz después del trabajo tan complicado y difícil que a veces tenemos los que estamos en ese órgano judicial que es el Tribunal Supremo".

Por su parte, Lambán ha destacado que la Semana Santa del Bajo Aragón es uno de los momentos "más conmovedores del año para un aragonés y para cualquiera que venga de fuera y que merece la pena visitar", no solo por su arte y gastronomía sino también por cómo se recrea la pasión y muerte de Cristo.

Pero además ha destacado que este año la celebración tenía como "valor añadido" la declaración de Patrimonio de la Humanidad por parte de la Unesco de las tamborradas, en las que están incluidas nueve localidades del Bajo Aragón, y la presencia del fiscal Javier Zaragoza, a quien el próximo 23 de abril, Día de Aragón, se le entregará la máxima distinción de la Comunidad.

"El Gobierno de Aragón no le puede dar la espalda a nada que ocurra de relevancia en el mundo de la cultura en Aragón y pocas cosas tienen más relevancia que la Semana Santa y en concreto la de Alcorisa", ha resaltado Lambán.

Una de las peculiaridades de la Semana Santa de Alcorisa es la representación del 'Drama de la Cruz', que comenzó a representarse el Viernes Santo de 1978 en el escenario natural del Monte Calvario para recrear la pasión de Cristo con la participación de más de 300 actores. 

Etiquetas
Comentarios