Aragón

aragón

Cañete investiga ya la compra de energía contaminante, pero no da soluciones

Dice, sin concretar cuándo, que la UE "dará una respuesta". Mientras, España sigue importando electricidad marroquí.

El comisario de Energía y Cambio Climático de la UE, Miguel Arias Cañete.
EFE

La Unión Europea (UE) sigue sin poner freno a la compra de energía contaminante a Marruecos, circunstancia que se produce en pleno cierre de las centrales térmicas y para la que todavía no hay solución. El comisario europeo de Energía, Miguel Arias Cañete, asegura estar investigando ya la polémica y promete que "pronto" habrá una respuesta, pero no concreta en qué consistirá.

España comenzó a comprar energía ‘sucia’ hace ya cinco meses, una auténtica paradoja para partidos políticos y agentes sociales que ha llevado a la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, y a la consejera de Economía, Marta Gastón, a exigir la ‘mediación’ de Europa.

La explicación está en que las centrales marroquíes no están sujetas al sistema europeo de derechos de emisiones, de ahí que su energía resulte más barata y que se reclame una tasa o impuesto que iguale las reglas del juego, proteja la libre competencia y ayude a preservar el medio ambiente.

Arias Cañete reconoce que esta preocupación "no es exclusiva del Gobierno de España", sino que la comparten "otros países de la Unión Europea y otros de fuera que ya han solicitado su entrada y que tienen fronteras con terceros en los que la generación de energía no presenta las características por las que se rige la UE". También que, una vez recibida la carta que le envió la ministra Ribera en febrero, se ha abierto "un periodo de reflexión" que tratará de resolver a la mayor brevedad.

Nueva reunión en Madrid

Los sindicatos, por su parte, se entrevistaron este miércoles en Madrid con representantes de la secretaría de Estado de Energía con motivo de la tercera reunión de seguimiento del Acuerdo Marco de la Minería del Carbón 2019-2027. El Ministerio, según fuentes consultadas, volvió a dejar "muchas cosas en el aire". Sí reconoció, de acuerdo con las mismas fuentes, que los convenios de transición justa "van más despacio de lo previsto" y que, aunque el de Andorra sería el primero en firmarse, sus medidas no se ejecutarán hasta que no haya presupuesto.

La intención es ir adelantando la tramitación de los proyectos que se acuerden con el territorio para que puedan ejecutarse una vez que se aprueben las cuentas de 2020. El convenio, en todo caso, está sujeto a las elecciones.

Continúan las reivindicaciones

 Los trabajadores de las subcontratas de la central térmica de Andorra mostraron este miércoles su "satisfacción" por el compromiso adquirido por el secretario de Estado de Energía, José Domínguez, a petición de la consejera Gastón, que aseguró que serán prioritarias dentro del convenio y de cara a la formación.

Su prioridad ahora es reunirse con Endesa para trasladarle de primera mano sus reivindicaciones, encuentro que, a priori, no entra dentro de los planes de la eléctrica, que insiste en que la plataforma, que representa a alrededor de 400 empleados, tendría que verse con cada una de estas empresas.

Etiquetas
Comentarios