Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

aragón

La prórroga de los presupuestos del Estado bloquea la cesión de 180 millones para Aragón

Hacienda espera que la liquidación de los tributos estatales de 2018 sea favorable para la Comunidad.

Imagen 46740885134_618036a664_c
Antonio Suárez y los diputados populares durante la comparecencia de Francisco Pozuelo, este lunes.
Cortes

Aragón podría recibir 180 millones de euros más si se desbloqueara la prórroga de los Presupuestos Generales del Estado en 2019. El Impuesto de la Renta de las Personas Físicas, el IVA y los tributos especiales reportarían 150 millones, que se sumarían a 30 más por la reforma del de hidrocarburos que ha entrado en vigor este año. Esta es la previsión que defendió este lunes en las Cortes el director general de Tributos del Gobierno aragonés, Francisco Pozuelo, que alertó del efecto que la reducción de ingresos por Sucesiones puede tener en las cuentas autonómicas, también prorrogadas, si se confirman los 40 millones. Sí se mostró satisfecho Pozuelo de la ejecución tributaria en 2018, que se tradujo en unos ingresos de 51,6 millones de euros adicionales respecto al año anterior.

El portavoz de Hacienda del PP, Antonio Suárez, volvió a acusar a la DGA de presupuestar a la baja como "estrategia" para disponer de un "colchón" que le permita dar la impresión de una gestión "aparentemente buena" y ocultar así "los excesos de una subida fiscal que afecta principalmente a las clases medias". Más que por "prudencia", Suárez consideró que se trata de una práctica "tramposa", que es, dijo, "lo que hace con naturalidad muy bien el consejero Fernando Gimeno".

Pozuelo, en su comparecencia ante la Comisión de Hacienda, trató de rebatir los argumentos del diputado popular, resaltando que una ejecución presupuestaria del 101,4% y un incremento del 4,42% respecto a 2017, que se traduce en 155,6 millones, son unos datos que "malos no son". En su opinión, es el fruto que se extrae de una previsión presupuestaria "prudente", de un buen trabajo en gestión tributaria y de las actuaciones de investigación que se llevaron a cabo el año pasado. No tienen incidencia en esta mejora los cambios en el marco normativo. La subida impositiva que impulsó la DGA en 2015, y que le reporta cien millones de euros más al año, está consolidada.

El efecto de la reforma de Sucesiones, con un coste recaudatorio de 40 millones, se empezará a notar este año. Menor será el impacto, según Pozuelo, de la Ley 3/2019, por la que se suprimió el Impuesto de la nieve que nunca se aplicó, y de la Ley 15/2018 sobre la fiducia, una norma que el Gobierno central podría recurrir ante el Tribunal Constitucional porque "la capacidad competencial de la Comunidad es discutible".

El director general de Tributos se mostró optimista respecto a la liquidación de los ingresos estatales de 2018, pues la recaudación por IRPF creció un 8%; la del IVA, un 4,3% y la de impuestos especiales, un 1,2%, y se espera una liquidación favorable a la DGA.

También resaltó el incremento de la recaudación de Transmisiones Patrimoniales, un impuesto que se nutre de la compraventa de pisos usados, que creció un 12% en número y un 14% en recaudación. Pozuelo achacó, además, la mejora de Actos Jurídicos Documentados al aumento de las ventas de pisos nuevos y a un incremento de los préstamos hipotecarios, que crecieron en número un 8% y en recaudación un 35% ya que se hicieron más operaciones de promoción inmobiliaria el año pasado. Estos dos impuestos son, precisamente, los que reflejan "una buena marcha" en lo que va de años, según confirmó este lunes Francisco Pozuelo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión