Aragón

palacio de la Aljafería

Las Cortes despiden a Chesús Bernal, exdiputado y cofundador de CHA

Falleció este viernes, a los 59 años, tras una larga lucha contra el cáncer. Más de mil personas acudieron a la capilla ardiente instalada en la Aljafería.

"Quienes se queden, cuiden y mimen el Parlamento". Con estas palabras se despidió Chesús Bernal de las Cortes de Aragón en 2011, tras cuatro legislaturas como diputado autonómico. El Salón San Jorge de la Aljafería, que durante 16 años fue su "primera casa", acogió este viernes su capilla ardiente, por la que pasaron más de mil aragoneses que brindaron una emocionada despedida al exparlamentario aragonés, uno de los cofundadores de CHA, que murió a los 59 años de edad por un cáncer que no pudo superar. Su fallecimiento causó conmoción entre los líderes políticos, que destacaron su talante y su pasión por el aragonesismo y el parlamentarismo. Y también en la Universidad de Zaragoza, en la que, como doctor en Filología Románica, fue profesor titular y director de cursos extraordinarios.

La confirmación de su fallecimiento llegó a las Cortes durante la celebración del último pleno ordinario de la IX Legislatura. El ambiente en el hemiciclo se congeló. Los parlamentarios transmitieron sus condolencias al actual presidente de CHA, José Luis Soro, y a los diputados Carmen Martínez y Gregorio Briz, que a duras penas lograban contener las lágrimas. Y reconocieron la impronta que dejó en las Cortes con un sentido y emocionante aplauso, y todos en pie. Los políticos más veteranos también recordaron la vehemencia con la que Chesús Bernal defendía sus ideas, aunque reconociendo que siempre estaba dispuesto a tender la mano para llegar a acuerdos.

El propio Bernal se definió como un "firme defensor de la política, de la representación pública y del parlamentarismo". De su faceta política, Soro expresó que, sin su mentor, el Aragón que conocemos "probablemente no sería el mismo". También quiso poner en valor el "vacío enorme" que deja en él una persona que "hasta su último aliento se comió la vida".

Aragón rinde homenaje a Chesús Bernal en la capilla ardiente instalada en las Cortes

Como un hombre "de convicciones, brillante, que quería a Aragón por encima de todo" describió el presidente de la DGA, Javier Lambán, a Bernal, al que incluyó entre los dos o tres oradores más brillantes de las Cortes autonómicas. El portavoz del PSOE, Javier Sada, rememoró que fueron "vecinos de escaño y de pueblo" y ensalzó el optimismo que destilaba Bernal, a pesar de la cruel enfermedad a la que plantaba cara.

El popular Antonio Suárez despidió a "un gran adversario político, pero gran compañero y amigo", y Susana Gaspar, de Cs, a un "magnífico orador y negociador". En aragonés, el podemista Nacho Escartín destacó su lucha por un "Aragón libre, solidario y socialista", y el presidente del PAR, Arturo Aliaga, su "generosidad". Para Álvaro Sanz fue una "persona honesta" que hacía "grande la política".

Por la capilla ardiente pasó también el rector de la Universidad de Zaragoza, José Antonio Mayoral, pues Bernal dejó una profunda huella en la Universidad. "Quizás tus alumnos no sabíamos que fuiste un histórico dirigente y fundador de CHA. Pero sí sabíamos que eras un gran profesor y que eras una grandísima persona", tuitearon desde la Casa del Estudiante.

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ensalzó la importancia de que figuras como Bernal "levantaran un partido como CHA, que cubrió ese espectro del aragonesismo de izquierdas". También mostraron sus condolencias a la familia el Justicia de Aragón, Ángel Dolado; la delegada del Gobierno, Carmen Sánchez; Manuel Pizarro e históricos líderes políticos como Hipólito Gómez de las Roces y José Ángel Biel, entre otros. Además de decenas de militantes de CHA, que desde antes de que la capilla ardiente abriera sus puertas arropaban a sus allegados a las puertas de la Aljafería. Su viuda, sus tres hijos y demás familiares despedirán este sábado a Chesús Bernal en la intimidad en Valtorres.

Chesús Bernal, en una de sus intervenciones.
Chesús Bernal, en una de sus intervenciones.
José Miguel Marco

El portavoz de una época

Chesús Bernal (Valtorres, 1960) puso voz y pasión al arranque y a la consolidación de CHA. Casado con Elena Bandrés y padre de tres hijos, fue el referente del aragonesismo de izquierdas en las Cortes autonómicas desde 1995 a 2011. Buen orador, de firmes convicciones, apasionado, visceral, duro con sus adversarios y leal hasta el extremo con los suyos, Bernal dio un paso atrás y facilitó en 2012 una profunda renovación en su partido consciente de las dificultades por las que atravesaban las fuerzas territoriales en todo el Estado.

De sólida formación, doctor en Filología Románica, profesor titular y director de los cursos extraordinarios de la Universidad de Zaragoza, Chesús Bernal destacó por su capacidad de trabajo y rigor en sus intervenciones parlamentarias. Y siempre con la entrega de un "servidor público", como él mismo señalaba, consciente de la importancia de la política como vía para beneficiar al conjunto de los aragoneses.

Dejó el primer plano de la política sin aspavientos. Ha luchado durante años contra el cáncer con el tesón y la esperanza que siempre le caracterizó en su trayectoria. El fallecimiento de Chesús Bernal, este viernes, conmocionó a toda la sociedad aragonesa.

Etiquetas
Comentarios