Despliega el menú
Aragón

El anuncio de Sánchez coge a las fuerzas políticas aragonesas con las listas sin hacer

Los principales candidatos al Congreso y el Senado aseguran estar dispuestos a repetir a expensas de ser confirmados.

El Congreso, durante el debate de las enmiendas a la totalidad al presupuesto de Sánchez.
El Congreso, durante el debate de las enmiendas a la totalidad al presupuesto de Sánchez.
Efe/Fernando Villar

El adelanto electoral anunciado este viernes por Pedro Sánchez ha cogido a contrapié a los partidos aragoneses, que aún no han elegido a sus candidatos al Congreso y al Senado. Solo Podemos sabe quiénes optarán a un escaño por Zaragoza, Huesca y Teruel. No obstante, la lista se verá alterada si finalmente concurre en confluencia con IU y Equo.

Los cabezas de lista de PP, PSOE y Ciudadanos aseguran estar "a disposición de sus partidos", pero no aclaran su futuro. Ocurre con Eloy Suárez, número uno al Congreso del PP por Zaragoza en 2015, que recalca que serán Beamonte y Casado quienes tendrán que elegir a los mejores candidatos; y con Susana Sumelzo (PSOE), que pese a mostrarse dispuesta a repetir, recuerda que serán el partido y sus militantes quienes tendrán la última palabra. En Podemos, los nombres están claros. Por Zaragoza liderarán la lista Pablo Echenique (Congreso) y José Antonio Fatás (Senado). En el PAR, en cambio, la decisión de ir o no con el PP comenzará a debatirse el lunes. No obstante, el adiós de la senadora Rosa Santos obligará a buscar nuevos nombres.

Rodrigo Gómez, diputado de Ciudadanos por Zaragoza, aseguró estar dispuesto a continuar, aunque, al igual que Sumelzo, subrayó que la decisión queda en manos del partido y sus integrantes. CHA comenzará a perfilar su estrategia el lunes e IU, el martes. Ese día, explicó su coordinador general, Álvaro Sanz, activará un proceso interno que derivará en unas primarias exprés.

Los nombres de los tres diputados y los cuatro senadores de Huesca tampoco están claros. La secretaria de organización del PSOE-Alto Aragón, Elisa Sancho, recalcó que "todavía no se ha puesto en marcha la maquinaria electoral". No obstante, es muy probable que los socialistas altoragoneses vuelvan a depositar su confianza en Gonzalo Palacín (diputado en el Congreso) y Begoña Nasarre (Senado).

En el PP, Ana Alós fue la número uno al Congreso en 2016. En estos momentos, la diputada es además candidata a la alcaldía oscense y se ha mostrado dispuesta a compatibilizar ambos cargos en caso de ser elegida.

La dinámica de la representación de PSOE y PP en el Congreso cambió en 2015 con la irrupción de las confluencias. Jorge Luis, de Alto Aragón en Común, logró el tercer escaño de la provincia, que siempre estaba en discordia, pero la situación de las fuerzas de izquierda en este momento en el Alto Aragón, con la unión de Podemos y Equo para las municipales y la incertidumbre de lo que pueda decidir IU, hace muy difícil aventurar un candidato.

En Teruel, los principales partidos mantendrán, previsiblemente, sus cabezas de lista. Parece poco probable, por ejemplo, que Manuel Blasco e Ignacio Urquizu sean sustituidos al frente de las candidaturas de PP-PAR –si se reedita la coalición– y PSOE, respectivamente. En Podemos, Blanca Villarroya y María Yolanda Vellisca ocupan el primer puesto por la provincia al Congreso y el Senado, pero sus candidaturas, como ocurre en Huesca y Zaragoza, quedan sujetas a la posible confluencia. Más abierta parece la decisión sobre la cabeza de la lista de Cs, que en los últimos comicios lideró la alcañizana Nomaya Prats.

Etiquetas
Comentarios