Aragón

El colegio de Zaragoza que cambia su nombre de un militar franquista a una científica

El antiguo Eliseo Godoy ya se llama oficialmente Margarita Salas, tras el cambio aprobado por el consejo escolar.

Colegio Margarita Salas (antes, Eliseo Godoy), en Zaragoza.
Colegio Margarita Salas (antes, Eliseo Godoy), en Zaragoza.

Un colegio de Zaragoza acaba de cambiar de nombre: el antiguo Eliseo Godoy pasa a llamarse Margarita Salas. El consejo escolar del centro aprobó el cambio el 1 de junio y tras recibir el visto bueno del Departamento de Eduación, se ha publicado este viernes en el BOA. El nuevo nombre es oficial desde este sábado. El colegio ya ha empezado a cambiar su nombre en las redes sociales y en su documentación.

"El cambio de nombre surgió de la comunidad escolar y lo debatimos durante todo el curso pasado. Barajamos varias propuestas, tanto de hombres como de mujeres. Valoramos la trayectoria profesional y los valores personales de Margarita Salas relacionados con la educación. Además, estamos en un momento en el que hay que empoderar a las mujeres", explican desde el centro.

Margarita Salas, asturiana, es una de las científicas españolas más destacadas. Es doctora en bioquímica, fue discípula de Severo Ochoa y es miembro de la RAE desde 2003. Varios colegios en otras comunidades autónomas llevan su nombre.

Eliseo Godoy Beltrán fue maestro y militar franquista. Nació en 1912 en el municipio zaragozano de Moyuela, donde su padre ejerció como maestro. Él estudio Magisterio y Derecho, y fue profesor en varios colegios de Zaragoza. En 1936 se presentó voluntario al Ejército franquista, en el que llegó a capitán, participó en el Frente de Teruel y murió en combate el 12 de mayo de 1938. En 1941 le fueron concedidas la Cruz Laureada de San Fernando y la Cruz al Mérito Militar, según recoge la web de la Real Academia de la Historia. Una calle del barrio de las Fuentes llevaba su nombre, y en 2009 el Ayuntamiento lo cambió por Madrina Salinas, una partera del siglo XV.

Un grupo de padres y madres del colegio ya había propuesto cambiar el nombre del colegio hace varios años, pero la iniciativa no había salido adelante. Ahora, se ha conseguido con consenso de la comunidad escolar (familias y profesores).

Menos del 10% de los colegios tienen nombre femenino

Menos del 10% de los colegios con nombre propio en Aragón lo tienen de mujer. El Departamento de Educación lanzó hace unos meses la campaña 'Escuela con A' para intentar aumentar la presencia de mujeres. A partir de ahora para los nuevos centros se eligen preferentemente nombres de mujer, como el instituto Martina Bescós de Cuarte o el colegio Soledad Puértolas de Zaragoza (antes Valdespartera 4).

Educación también quiere facilitar el cambio a los que quieran tener un nombre femenino. De momento no hay más solicitudes de cambio además del de Margarita Salas. Para los centros de nueva creación la Administración elige los nombres. Pero un cambio de nombre no puede ser impuesto. Tiene que ser aprobado en el consejo escolar del centro y luego Educación ratifica la decisión.

En los últimos años, varios colegios que nacieron con nombres referidos a su ubicación han aprobado cambiar a referentes personales, como el Marie Curie (inicialmente, Marqués de la Cadena), el María Moliner de Fraga (antes Fraga 3), el Julio Verne (que sustituyó a Miralbueno 2) o el San Jorge (Valdespartera 2).

Etiquetas
Comentarios