Aragón

Aragón, un país de montañas

Qué ver en Roda de Isábena, el último Pueblo Más Bonito de España

Esta localidad ribagorzana será oficialmente dentro de un mes uno de Los Pueblos Más Bonitos de España. Aunque su catedral de San Vicente es el monumento más conocido, cuenta con otros grandes atractivos.

La catedral de San Vicente, de estilo románico, de Roda de Isábena.
La catedral de San Vicente, de estilo románico, de Roda de Isábena.
Javier Blasco

A partir del 1 de enero, Roda de Isábena pasará a formar parte del exclusivo club de Los Pueblos Más Bonitos de España. La noticia ya ha supuesto la llegada de periodistas y cámaras de televisión a esta población ribagorzana y ahora el alcalde de Isábena, Joaquín Montanuy, espera que lo hagan también los visitantes. Lo mismo declara Alberto Lamora, de la Hospedería de Roda, un edificio que apenas dista unos metros las escaleras de entrada a la catedral, el atractivo turístico más conocido de esta población.

Con sus 30 habitantes, Roda se vanagloria, con razón, de ser "la localidad más pequeña de España con una catedral". Este templo, dedicado a San Vicente, es también la seo más antigua de Aragón y uno de los ejemplos más singulares del estilo románico lombardo de esta zona. Comenzó a construirse en el siglo XI y ha pasado por diversas rehabilitaciones y ampliaciones. La iglesia tiene tres naves que culminan en tres ábsides y cuenta también con una cripta. Las visitas corren a cargo de la guía M.ª Ángeles Alins, que atiende diariamente en el teléfono 974 454 535.

El claustro es el otro elemento singular de este complejo religioso y seguramente uno de los puntos más fotografiados. Recoleto y sencillo, su planta rectangular cuenta con ocho arcadas en los dos lados menores y once en los dos mayores, mientras que la parte central se encuentra abierta y dispone de un aljibe. Sus columnas, de piedra arenisca, se encuentran decoradas con inscripciones, y ofrece el mejor marco para un paseo apacible.

La hospedería se ubica en la antigua Casa Badía, junto a la fachada de la seo, a la que dan dos de sus diez habitaciones, mientras que las otras miran a las montañas de la sierra de Güel. Desde el restaurante de la hospedería se puede acceder, libremente, al claustro de la catedral, de cuyo conjunto forma parte ya que era el antiguo refectorio abacial. "Nuestros platos se sirven en un lugar que lleva 800 años siendo comedor", enfatiza Alberto Lamora. El establecimiento dispone de menú diario y carta. Lamora explica que el turismo que les visita es "sobre todo cultural, pero también de viajeros que buscan tranquilidad y silencio". De eso hay mucho para disfrutar en esta localidad y, cuando se desea más acción, desde la hospedaría se organizan visitas a bodegas del Somontano y, en estas fechas, salidas al monte a buscar trufas silvestres.

Casa Simón y Casa La Colomina son los otros restaurantes de Roda. En Serraduy se puede comer en Casa Peix, mientras en La Puebla se encuentran los restaurantes Paloma, Custodio y Prao de Vidal. El camping Isábena ofrece también alojamiento.

En la población se puede visitar también el Museo Catedralicio, y la colección particular La Era de Vicén, de miniaturas navales. El medievo fue la época de esplendor de Roda de Isábena y parte de ese pasado se conserva en su casco urbano y en la muralla que aún mantiene. De esa época es también la ‘Torre Gorda’, parte del desaparecido castillo, mientras que el palacio abacial data ya del siglo XVI. Joaquín Montanuy anuncia la futura puesta en marcha de una nueva variante del camino de Santiago, que pasaría por este municipio tras llegar a Bonansa desde el valle de Arán.

Puente medieval de Serraduy

Roda es una de las localidades que forma parte del municipio de Isábena, al que da nombre este río ribagorzano. El núcleo poblacional de Serraduy se ve atravesado por su cauce que es salvado por un puente medieval de hermosa factura y perfecto estado de conservación, y que es otro de los enclaves de este término municipal que merece una detenida visita. Allí se encuentra igualmente la ermita de Nuestra Señora de Feixas, un bello conjunto románico, cobijado al pie de una peña inaccesible. También La Puebla de Roda, capital del municipio de Isábena, cuenta con su puente medieval, de tres ojos.

En la localidad de Merli se encuentra uno de los elementos más pintorescos: el menhir que ubica a las afueras de este núcleo en el que también destacan algunas casas nobiliarias.

Fuera ya del municipio, pero a menos de 20 km de Roda remontando el Isábena, se encuentra el monasterio de Obarra, otro ejemplo relevante de las iglesias del románico lombardo.

Está comenzando a descubrirse la riqueza geológica de este municipio, que cuenta con yacimientos de "los últimos dinosaurios de Europa, como los aparecidos en Arén", afirma el paleontólogo Juan Ignacio Canudo, uno de los que ha investigado la zona. También señala la presencia de "numerosos fósiles de invertebrados: cangrejos, moluscos... que pueden verse paseando por la zona. En Serraduy, cuando baja el Isábena, queda a la vista un estrato de erizos", explica.

Etiquetas
Comentarios