Despliega el menú
Aragón

Los ponentes de un seminario nacional organizado por la DGA critican los impagos

Fuentes del Gobierno aseguran que "ya se han firmado las órdenes de pago", pero este lunes seguían sin llegar los ingresos. Los honorarios de cada uno de los 35 ponentes alcanzan o superan los 500 euros.

Mayte Pérez, Nacho Escuín (derecha) y Manuel Ortuño, presidente de la Asociación de Revistas Culturales de España (ARCE), en una muestra en la que se enmarcaba el seminario.
Mayte Pérez, Nacho Escuín (derecha) y Manuel Ortuño, presidente de la Asociación de Revistas Culturales de España (ARCE), en una muestra en la que se enmarcaba el seminario.
Gobierno de Aragón

La DGA organizó los días 3 y 4 de mayo un seminario sobre crítica cultural en el que congregó a varios primeros espadas a nivel nacional. Las ponencias se enmarcaron en una exposición en el museo Pablo Serrano comisionada al alimón con la Asociación de Revistas Culturales. Siete meses después, varios de los 35 escritores, poetas, profesores universitarios, gestores culturales y periodistas han denunciado públicamente el impago de los honorarios acordados, de al menos 500 euros por participante.

Fuentes del Ejecutivo reconocen la importante demora, si bien aseguran que "ya se han firmado todas las órdenes de pago" y que "ya se pagó a las empresas, mientras que en los otros pagos la tramitación se ha dilatado". El director general de Cultura y Patrimonio, Nacho Escuín, trató de zanjar la polémica interviniendo en la publicación de Facebook en la que se desvelaron los impagos: "Estimados compañeros: el pago se ha tramitado con retrasos que son imperdonables, pero lo vamos a subsanar. Parta de aquí mi máximo respeto y pesar por la tardanza. Gracias a todos". Los más de siete meses de tardanza superan con creces los 30 días de dilación que la ley permite a las administraciones.

El más crítico entre los críticos culturales es el sevillano Fran García Matute, quien desgrana la cronología del desencuentro con la DGA: "Cuando se nos contacta para la celebración del congreso se nos comunican los emolumentos, unos 500 euros de media, aunque no se dan plazos. Nos dicen que los pagos se harán ‘vía resolución’, por lo que no hacemos facturas".

La primera reclamación no llegó hasta pasados 3 meses. "Después del verano comenzamos a ponernos en contacto con el Gobierno de Aragón y uno de nosotros recibe un mail en el que se comunica que hay una partida presupuestaria bloqueada y que los emolumentos se pagarán tarde, pero se pagarán".

Tras un largo intercambio de mensajes con la consejería, "en el que el tono fue subiendo paulatinamente", se comunica a los ponentes que "se pagaría al concluir noviembre", según relata García Matute, algo que no ha ocurrido. "Por si fuera poco, el viernes pasado nos indica una jefa de servicio que los pagos se han tramitado, pero que tenemos que esperar 60 ó 70 días. Esto nos lleva a pensar que quieren recurrir al presupuesto de 2019", afirma el crítico cultural, quien apunta que "un compañero que facturó a través de una sociedad sí ha cobrado". Varios de los afectados piensan reclamar los intereses de demora.

Etiquetas
Comentarios