Despliega el menú
Aragón

Huerto quiere recuperar su castillo... y convivir en paz con las cigüeñas

La llegada del matadero de Pini en 2019 cambiará la fisonomía de la localidad y de toda la comarca, que ultima el aumento de sus recursos educativos y sanitarios, y demanda una mejora en las comunicaciones viarias.

Dos vecinos disfrutan de la vista de los alrededores de Huerto desde el área del castillo.
Dos vecinos disfrutan de la vista de los alrededores de Huerto desde el área del castillo.
Laura Uranga

Huerto es un paraíso para las cigüeñas. No es broma: están por doquier en los tejados, desde la iglesia a edificios particulares e incluso institucionales. Solamente en la techumbre y torre de la iglesia parroquial de Santa Cruz se han contado 25 nidos de distintos tamaños. El alcalde, Francisco Biela, agricultor, se declara amante de los animales... pero alza la ceja izquierda con preocupación al abordar el tema. "Con las cigüeñas tenemos un problema; algún nido hemos quitado de la iglesia, con cuidado de no causar daños, pero la verdad es que se están convirtiendo en una plaga; parece que les gusta nuestro clima. Es algo que no puede resolver el pueblo por sí solo; requiere la intervención de una institución superior, ya sea la comarca, la diputación provincial o el servicio de medio ambiente de la DGA".

A Francisco Biela le gusta hablar claro, y su principal reto es frenar la despoblación, en este caso de humanos, para lo que usa un ejemplo muy gráfico entre bromas y veras. "Cuando se casa la gente no lo celebramos del todo, porque suele ser uno más que se va. Las cosas se van compensando. Tenemos el colegio abierto con ocho chavales, seis de aquí y dos de Usón, porque han venido familias de fuera, incluyendo varios extranjeros; no son autóctonos, pero para mí son tan vecinos de Huerto como los que llevamos toda la vida; no todos piensan lo mismo pero yo lo tengo claro, siempre y cuando todos convivamos en paz y sin sobresaltos".

Francisco lleva once años en la alcaldía, es decir, las tres últimas legislaturas. "A las preocupaciones de mi cargo se unen las de la faena; hoy mismo en Sariñena arreglando maquinaria antes de veros. Este es un pueblo agrícola y muy ganadero, aunque la gran mayoría del ganado produce y vende ‘in situ’ en sus explotaciones. Casi todas son de cerdos; empiezan con 2.000 cabezas y enseguida llegan al máximo de 7.200. El agro va bien gracias al regadío; el municipio tiene bastantes tierras, sobre todo secano, pero la mayoría son tozales no cultivables. En la última Femoga de Sariñena fuimos el municipio invitado".

Huerto

En Huerto hubo asociación cultural, pero desapareció. "La asociación Altarriba trabajaba mucho, pero fue decayendo la actividad –apunta el alcalde– y se llamaba así por el apellido de la que fuera familia más poderosa del pueblo desde la Edad Media. Fíjate que la tradición dice que en nuestra iglesia se guardan reliquias de Santa Engracia porque dice un señor de Altarriba las trajo, y las encontró un sacristán por casualidad. Los descendientes de la familia viven en el centro de Sicilia, en la ciudad de Riesi".

El castillo

El castillo de Huerto, del siglo XII, es patrimonio del Estado, y actualmente está vallado en su parte superior, a la espera de emprender una restauración formal "Actualmente no es visitable, la parte de arriba está cerrada por seguridad; la de abajo se arregló y consolidó, porque estaba a punto de caerse. Si lo conseguimos será algo digno de admirarse, como nuestros torrollones, porque los más famosos están en nuestro término municipal", explica Francisco.

De información sobre castillos y muchos otros temas está bien surtida la biblioteca local, que lleva Emilia. "Hace un gran trabajo –apunta el primer edil– y también hay que citar al bar Mariano, de gestión privada, que hace un buen servicio al pueblo. Otros que trabajan muy bien son los hermanos Lóriz, carpinteros, que extienden su radio de acción a los pueblos cercanos".

En Huerto gustan de mantener sus tradiciones. "Nuestra ermita octogonal de Santo Domingo de Guzmán nos recibe el 8 de mayo; vamos con palos, porque la leyenda dice que se conmemora una batalla entre moros y cristianos y los pobladores de la época subieron a apoyar al ejército cristiano. El 16 de abril está la romería de Santa Engracia que hacemos junto a los de Usón y Alberuela de Tubo; luego venimos aquí para la celebración

Loli Alquézar es de Huerto y lleva la tienda multiservicio local desde hace un lustro. "Volví con la crisis, vine a reinventarme, porque a ciertas edades tienes que buscar alternativas a lo que te ofrece el mundo laboral. La tienda llevaba unos meses cerrada y me lancé. Aquí vendemos de todo un poco, es la típica tienda de pueblo, también traigo cosas por encargo que no tengo habitualmente; me las piden por teléfono o mensaje y, sobre todo a la gente mayor, las llevo incluso a domicilio. Abro martes, miércoles, viernes y sábados por las mañanas, para economizar gastos. Yo me fui de Huerto, pero siempre había pensado en volver, y lo de regentar una tienda es una maravilla, me encanta tratar con la gente. Como negocio no tanto, porque baja la población; Huesca está a 33 kilómetros, Sariñena a 17 y la gente se va para allá, pero lo tengo claro; me quedo".

Usón y Venta de Ballerías echan de menos la silueta de sus respectivos castillos

Usón y Venta de Ballerías son los otros dos núcleos poblacionales del municipio de Huerto. El gran imán visual de Usón es su castillo, del que actualmente solo quedan restos; tiene unas curiosas inscripciones árabes en la base de su torreón de vigilancia. Recibe el nombre de la Iglesieta, es de pequeño tamaño y se llega fácilmente a él desde el embalse de Torrollón.

La historia del castillo-palacio de Venta de Ballerías es más triste. En enero de 2006, su dueño (un particular) derribó la parte de ladrillo de la edificación, catalogada como Bien de Interés Cultural, alegando que amenazaba ruina y podía caer sobre tres casas cercanas. En 2010, el Juzgado de Primera Instancia número 69 de Madrid condenó al propietario a pagar 27.302,99 euros por responsabilidad civil al Gobierno de Aragón, que le había denunciado. El ayuntamiento de Huerto le instó a que lo rehabilitara o demoliera, y el dueño optó por la segunda alternativa.

Los imprescindibles

Laparroquia de Santa Cruz

De grandes proporciones, es de nave única dividida en tres tramos y cabecera poligonal de tres lados. En la clave de la bóveda de la cabecera y del primer tramo de la nave aparece escudo de los promotores, la familia Altarriba.

La panadería

Huerto puede presumir de panadería, empezando por el producto primigenio, un pan de excelente calidad, y siguiendo por los exquisitos empanadones; también destacan las magdalenas, farinosos y brazos de gitano.

La fuente

Tiene casi mil años; de ahí se abastecía el pueblo; el agua llega ahora del Cinca, pero antes era del Guatizalema y hasta que se hizo Vadiello, como el río se secaba en verano, no había agua. No está tratada, pero es potable.

- Ir al especial Aragón, pueblo a pueblo.


Etiquetas
Comentarios