Despliega el menú
Aragón

Las Cortes no logran un texto unánime con propuestas para impedir el cierre de la Central Térmica de Andorra

Todos los portavoces parlamentarios han comparecido después para informar de que sí ha habido consenso en mostrar la oposición al cierre de la térmica.

Imagen de archivo de la central térmica de Andorra
Endesa comunica al Gobierno el cierre de la central térmica de Andorra
Heraldo

Los siete grupos y agrupaciones parlamentarias de las Cortes de Aragón no han logrado pactar un texto unánime con propuestas que pudieran impedir el cierre de la Central Térmica de Andorra anunciado la semana pasada por Endesa para 2020.

Tras dos reuniones este miércoles y el intercambio de textos, en continuidad con el encuentro mantenido este martes en sede parlamentaria por todos los grupos con la consejera de Economía, Industria y Empleo del Gobierno de Aragón, Marta Gastón, no ha sido posible pactar un texto conjunto.

Todos los portavoces parlamentarios han comparecido después para informar de que sí ha habido consenso en mostrar la oposición al cierre de la térmica turolense en 2020, reclamar su "paralización inmediata" y exigir a la empresa inversiones suficientes para una transición en la zona.

Sin embargo, el escollo para acuerdo se ha producido en un segundo punto, en el que se exigía al Gobierno de España "medidas para una transición justa", incluyendo las legislativas con carácter urgente y todas aquellas que se consideraran oportunas para paralizar el cierre en 2020, oponiéndose Ciudadanos.

Su portavoz, Susana Gaspar, ha indicado que "no estamos de acuerdo en solicitar medidas legislativas que impidan el cierre unilateral por parte de la empresas porque eso choca frontalmente con las directivas de la Unión Europea y con los requerimientos que ya ha hecho a España".

Gaspar ha subrayado que el cierre unilateral de una instalación de generación eléctrica "solo puede ocurrir en caso de haya peligro para la seguridad de suministro" y Europa "ya ha dicho que no es así" en esta situación.

La propuesta de acuerdo incluía un tercer punto que instaba al Gobierno de España a que asumiera el liderazgo para exigir a Endesa medidas para aumentar el horizonte de apertura de la central, en el que había discrepancias sobre la fecha que se podía fijar, bien 2025 o 2030, aunque no se ha llegado a debatir en profundidad ante la falta de acuerdo en el punto anterior. También se pedía un plan alternativo que permitiera a medio plazo mantener la actividad en la zona.

Etiquetas
Comentarios