Despliega el menú
Aragón

La muerte de dos jóvenes en la autovía de Huesca confirma el repunte de los accidentes

El vehículo en el que viajaban chocó por alcance contra un camión en las Canteras de Almudévar. La cifra de fallecidos este año en las carreteras aragonesas casi iguala ya la de 2017.

El accidente ha tenido lugar en el kilómetro 346 de la A-23.
El accidente ha tenido lugar en el kilómetro 346 de la A-23.
Rafael Gobantes

Dos jóvenes de 23 y 24 años fallecieron este miércoles al chocar el vehículo en el que viajaban con un camión en la autovía A-23, a la altura de Almudévar. El siniestro ocurrió hacia las 6.30 cuando, por causas que se desconocen, el coche colisionó por alcance con el vehículo pesado. Ambos vehículos circulaban en dirección Zaragoza. Con la muerte de estos dos vecinos de Huesca, Andrei Riza y Julián Piracés, son ya 57 las personas que han perdido la vida este año en accidentes de tráfico registrados en las carreteras aragonesas. Esta cifra es especialmente nefasta, porque, a falta de mes y medio para que acabe 2018, casi alcanza la estadística de siniestralidad de 2017, que se cerró con 58 víctimas mortales en vías interurbanas de las tres provincias.

El accidente ocurrido este miércoles ha provocado una profunda consternación en la capital oscense, donde los dos jóvenes eran muy conocidos. Este miércoles, decenas de personas se acercaron hasta el Tanatorio de Huesca, en el cual estaban los cuerpos de ambos, para mostrar su dolor a las familias. Andrei Riza, de 23 años, será incinerado este jueves por la mañana en el cementerio municipal. El funeral por Julián Piracés, de 24, se celebrará este jueves a las 16.30 en la iglesia de Santo Domingo y San Martín.

Iban a trabajar

La colisión mortal se produjo en el kilómetro 346. El vehículo, un Range Rover 4x4 que conducía el más joven, se empotró contra la parte trasera de un camión, informó la Subdelegación del Gobierno en Huesca. Los dos ocupantes fallecieron en el acto. El conductor del transporte pesado resultó ileso. Los jóvenes se dirigían a su trabajo, en una empresa de aires acondicionados de San Mateo de Gállego.

Las condiciones en las que quedó el coche dificultaron las labores de excarcelación de los cuerpos por parte de los Bomberos de Huesca. Durante las tareas de rescate, el carril izquierdo de la calzada permaneció cerrado al tráfico en dirección Zaragoza. Se reabrió a media mañana, una vez retirado el Range Rover. Hasta el lugar del siniestro se desplazaron efectivos de la Guardia Civil y ambulancias.

El suceso tuvo lugar en el tramo de la A-23 conocido como las Canteras de Almudévar. La colisión se produjo cuando el camión, que pertenece a una empresa de Huesca coronaba la subida, según indicaron algunos testigos. En los últimos cuatro meses han sido varios los accidentes de tráfico ocurridos en esta zona de la autovía A-23. El 22 de agosto una persona murió y otras cuatro resultaron heridas a consecuencia de la colisión frontolateral de dos vehículos que iban hacia la capital oscense.

La subdelegada del Gobierno de España en Huesca, Isabel Blasco, comentó este miércoles que la ciudad estaba "convulsionada" por el fallecimiento de los dos jóvenes. Animó a los oscenses a participar en los actos organizados este domingo y el lunes con motivo del Día Mundial en recuerdo de las víctimas de accidentes. El día 18 habrá una concentración a las 12.00 en la plaza de Navarra, y el 19, a la misma hora, se guardará un minuto de silencio en la plaza Cervantes.

Según los datos facilitados por la Delegación del Gobierno en Aragón, la Comunidad Autónoma cerró el año pasado con 57 víctimas mortales en las carreteras. De ellas, 19 personas fallecieron en siniestros ocurridos en la red viaria de la provincia de Huesca, 25 fueron en la de Zaragoza y 14 en Teruel.

Solo la provincia bajoaragonesa se mantiene por debajo de las estadísticas de 2017, de acuerdo con los datos que maneja la Delegación del Gobierno. En las carreteras oscenses han perdido la vida en lo que llevamos de año 22 personas (tres más que en todo el ejercicio pasado), mientras que en Zaragoza han fallecido 27 y en Teruel, 8.

Etiquetas
Comentarios