Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Sanidad

Sanidad busca un acuerdo con la MAZ para aliviar la saturación del Royo Villanova

Intenta encontrar una solución a la falta  de camas en la margen izquierda de Zaragoza. Ante la congestión de Urgencias, el centro tuvo que derivar ayer a siete pacientes a otros hospitales.

C. F. B. 08/11/2018 a las 05:00
Imagen del hospital de la MAZ, en Zaragoza.Raquel Labodía

Sanidad busca una solución a la falta de espacio y continua saturación del hospital Royo Villanova de Zaragoza, que con 260 camas tiene asignada una población de más de 160.000 personas de la margen izquierda de la capital aragonesa y localidades cercanas. Busca un nuevo centro sanitario para poder derivar a más pacientes y descongestionar las instalaciones. En estos momentos, su principal apuesta sería la MAZ, según algunas fuentes sindicales consultadas.

Actualmente, el Royo Villanova de Zaragoza es el hospital de la capital aragonesa con más problemas de espacio. Los usos se han multiplicado en los últimos años. Si 2005 cerró con 51.613 urgencias atendidas, 2016 lo hizo con cerca 80.000, con una media de 218 cada día. Sus pacientes residen en barrios de la margen izquierda de la capital aragonesa, pero también acuden a él residentes de municipios como Bujaraloz, Villamayor, Alfajarín o Zuera. Con, además, una peculiaridad añadida: en la zona hay un gran número de residencias con población envejecida, que requieren con una mayor frecuencia de ingreso hospitalario.

Los problemas radican principalmente en la falta de camas disponibles para atender a la población asignada. De hecho, esta es una de las principales causas por las que se satura Urgencias. Al no haber habitaciones libres, se crea un cuello de botella en el servicio que es imposible de despejar hasta que no se agilizan las altas o se derivan a enfermos a otros centros. Ayer mismo, hubo hasta 10 pacientes pendientes de ingreso, según fuentes sindicales.

Desde el lunes se han tenido que trasladar más de una veintena de enfermos a otros centros. Principalmente, al hospital Nuestra Señora de Gracia (Provincial), pero también se han usado los recursos de San Juan de Dios (fuera de la red del Servicio Aragonés de Salud). Con las últimas siete derivaciones de ayer, se consiguió normalizar el servicio, pero el personal hace hincapié en que solo son "parches puntuales" que no atajan el problema.

Convenios o acuerdos

Sanidad trabaja ya desde hace meses en buscar una solución a la falta de camas en esa zona. Descarta la construcción de un nuevo hospital en la capital aragonesa y aboga por utilizar los recursos disponibles de otros centros. Esta es la fórmula que eligió para intentar descongestionar el Miguel Servet. Firmó un convenio con el Ministerio de Defensa para utilizar más recursos del hospital Militar y que fuera de referencia para cerca de de 90.000 zaragozanos. Ahora, según algunas fuentes sindicales, la principal opción para despejar el Royo Villanova sería poder usar la MAZ. Un hospital que cuenta con un centenar de camas disponibles, pero que tiene "personalidad jurídica propia" y su "tutela" depende del Ministerio de Trabajo. Su colaboración con la Seguridad Social se centra en atender las contingencias laborales. No obstante, hace años el Salud tenía acuerdos con la MAZ para que esta asumiera parte de la asistencia, especialmente de Traumatología, de algunos pacientes. Sin embargo, el anterior Ejecutivo del PP rescindió la colaboración y conciertos que se mantenían con la mutua. De momento, desde Sanidad solo se confirma que se están buscando alternativas para poder derivar a pacientes a otros centros, pero no se da por cerrado ningún acuerdo.

El personal del centro y los sindicatos exigen una "solución inmediata" a la escasez de camas y la continua saturación del Royo Villanova. Aseguran que la situación es "insostenible" desde hace meses. Evangelino Navarro, de CSIF, recrimina que de momento la única reforma prevista en el hospital sea la del servicio de Urgencias, pendiente desde hace más de cinco años. Recuerda que este proyecto solo contempla la ampliación de la sala de espera "unos 15 o 20 metros cuadrados, lo que no aliviará los problemas del centro". Apostó por habilitar más salas preingreso, abrir la cuarta planta o incluso construir un edificio anexo con el que se consiga ampliar el número de camas. "Tiene las mismas desde hace años y las asistencias se han multiplicado", censura Navarro.

Aunque recuerda que la primera opción del sindicato es "invertir y utilizar los centros públicos", reconoce que otra de las soluciones sería llegar a acuerdos con hospitales como la MAZ, con camas disponibles en la margen izquierda.

En los últimos días, el sindicato CC.OO. también ha denunciado la continua saturación de este hospital y ha pedido medidas para paliar la situación. Ha recriminado que ante la escasez de camas todavía se mantenga cerrada la cuarta planta, reservada a posibles casos de ébola, y achacan esta decisión a una medida de ahorro.

 





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo