Despliega el menú
Aragón

La DGA condiciona la tramitación del presupuesto de 2019 a tener “los apoyos suficientes”

Gimeno insta de nuevo a Podemos a negociar “sin líneas rojas ni condiciones” y achaca su negativa a las primarias.

El consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, en la sala reuniones junto a su despacho, este viernes.
El consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, en la sala reuniones junto a su despacho, este viernes.
José Miguel Marco

El consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, ha condicionado la tramitación de los presupuestos para 2019 a disponer de los “apoyos suficientes” para sacarlos adelante. Tras el plantón de los socios, Podemos e IU, a la reunión convocada la semana pasada, Gimeno ha reiterado este viernes su petición de que se sienten a negociar “sin líneas rojas ni condiciones”.

El responsable socialista ha achacado la negativa de la formación morada a su proceso de primarias para elegir a sus candidatos a las elecciones autonómicas, por lo que confía en que acepten hablar cuando acabe su proceso interno, a finales de mes.

Gimeno ha insistido en que este año hay mucho menos margen, dado que las Cortes se disolverán en marzo y, “técnicamente”, debería contar con un borrador antes de diciembre. El año pasado, se presentó el proyecto de presupuestos el 28 de diciembre y se acabó aprobando a principios de marzo, por lo que ya se estaría en tiempo de descuento.

El consejero de Hacienda tampoco ha puesto fecha para llevar una propuesta de techo de gasto a las Cortes de Aragón y aludió a las “incertidumbres” que dependen del Estado. Así, ha aludido a la negativa de la oposición a aprobar la ampliación del objetivo de déficit autorizado por las autoridades comunitarias, cuyo límite pasaría del 0,1% al 0,3% del PIB, que en el caso de Aragón suponen unos 75 millones de euros de margen. En este sentido, ha apuntado que podría incluso tramitar “dos techos de gasto”, condicionándolo a lo que se apruebe finalmente en Madrid.

Gimeno ha aludido a la negociación en una rueda de prensa en la que ha vendido que Aragón está por debajo de la media autonómica en presión fiscal, según los datos oficiales de la Intervención General del Estado de 2017. Así, ha explicado que la recaudación supuso un 5,13% del Producto Interior Bruto (PIB), lo que sitúa Aragón como la octava autonomía. Lo que no ha dicho es que la coalición PSOE-CHA, con el respaldo de Podemos e IU, sacó adelante en 2015 la mayor subida fiscal en España.

También ha incidido en que prevé cerrar el año con una deuda de 8.144 millones, 185 más que el año pasado, aunque ha subrayado que el ritmo de crecimiento se ha ido reducido anualmente a lo largo de la legislatura: de 920 millones adicionales en 2015, a 556 millones en 2016, 473 en 2017 y los citados 185 al cierre del presente ejercicio. El endeudamiento seguirá creciendo en 2019 y la previsión oficial es que empiece a reducirse en términos absolutos a partir de 2020.

El consejero de Hacienda tampoco ha pasado por alto el último dato de déficit, el correspondiente a agosto, que se cerró con un 0,01% del PIB y que, a su juicio, es compatible con el cumplimiento del objetivo de estabilidad fijado para todo el ejercicio, del 0,4%. No obstante, habrá que hacer recortes adicionales, estimados en 16 millones, como advirtió hace meses la interventora de la DGA, Ana Gómez, y asumió el propio Gimeno.

Etiquetas
Comentarios