Despliega el menú
Aragón

Gimeno no admite condiciones y dice que solo queda un mes para negociar los presupuestos

PSOE y CHA apelan a la responsabilidad y piden a Podemos que deje la “liturgia de confrontación” y no hable “a través de tuits”

El consejero Gimeno, en el centro, solo se reunió ayer con Sada (PSOE) y Briz (CHA)
Gimeno no admite condiciones y dice que solo queda un mes para negociar los presupuestos
Oliver Duch

Las posibilidades de que Aragón acabe con una prórroga presupuestaria aumenta conforme pasan los días. Esta es la conclusión tras la reunión que mantuvo ayer el consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, con los portavoces de los dos partidos de la coalición de gobierno, Javier Sada (PSOE) y Gregorio Briz (CHA), tras no lograr convencer a sus socios de la izquierdas, Podemos e IU, de acudir a la cita para hablar de las cuentas. Lejos de tender puentes, aseguró que no piensa admitir "condiciones previas" para negociar y les advirtió de que solo queda un mes para poder pactar.

Pese al plantón del resto de la izquierda, los socios de gobierno mantuvieron la cita monográfica sobre los presupuestos, que se acabó convirtiendo una puesta en escena de apenas 20 minutos para atender luego a los periodistas. Todos los partidos dan por hecho que en 2019 no habrá presupuestos y el Gobierno de Lambán ni ha hecho el mínimo ademán de presentar un borrador o de afrontar el debate previo del techo de gasto.

Gimeno recurrió a hablar de los exiguos plazos que quedan para la disolución de las Cortes, prevista en cinco meses, para alertar de que apenas queda tiempo para negociar como en años anteriores. Aunque consideró que los planteamientos de Podemos son "perfectamente viables", insistió en que no acepta condiciones y apeló a la "reflexión y la responsabilidad".

No obstante, también aludió a la dificultad añadida que supone que el PP y C’S se opongan en el Congreso a relajar el objetivo de déficit para 2019 del 0,3% al 0,1%, como ha autorizado Bruselas.

La misma apelación a la responsabilidad al resto de la izquierda recurrió el portavoz de CHA, Gregorio Briz, quien instó a superar la "liturgia de la confrontación" porque los planteamientos de Podemos no son "tan complicados". En la misma línea se pronunció su homólogo del PSOE, Javier Sada, aunque elevó el tono de la crítica al reclamar a Podemos que abandone su política de hablar "a través de tuits y titulares".

En la misma línea, el presidente Lambán insistió en que la única posibilidad pasa por pactar con la izquierda y pidió que se dejen de "escenificaciones".

Sus palabras, sin embargo, no surtieron efecto. El secretario general de Podemos-Aragón, Nacho Escartín, insistió en que Lambán no ha asumido que debe hablar con ellos "de tú a tú" y en que no habrá negociación hasta que no se acepten sus cinco propuestas, mientras que IU cree que no es serio que se les llame a negociar tras recortar el presupuesto en curso. Para Marián Orós (PP), Lambán es "el único responsable de este teatro".

Etiquetas
Comentarios