Despliega el menú
Aragón

Polémica por el examen para ser pinches del Salud: ¿deben saber los embalses del Júcar?

Algunos de los opositores del pasado domingo denuncian la  complejidad del examen y aseguran que varias de las preguntas están fuera del temario.

Los aspirantes, en el aulario B de la Facultad de Medicina de la Universidad de Zaragoza.
Más de 1.800 personas se presentaron a las oposiciones de pinche del Salud.
Oliver Duch

Los futuros pinches del Salud deben saber qué es la operación de ‘desbarasar’ en una cocina, pero también cuántos embalses existen en la cuenca del Júcar o qué órgano estatal cuenta con potestad para establecer los tributos. Al menos estas fueron algunas de las preguntas a las que tuvieron que responder las 1.841 personas que el pasado domingo se presentaron al examen para conseguir una de las 81 plazas de pinche que ha ofertado el Servicio Aragonés de Salud.

Algunos de los asistentes ya han mostrado su voluntad de presentar una queja a la dirección general de Función Pública y al Justicia de Aragón, Ángel Dolado, por el nivel y complejidad del cuestionario de 110 preguntas (diez de reserva) que tuvieron que responder. Consideran que algunas están fuera del temario y no son acordes a la categoría de la titulación que se exige para acceder al examen, el certificado de escolaridad.

El escrito de queja que han presentado algunos de los aspirantes denuncia por ejemplo que una de las preguntas hace referencia a una ley ya derogada. En concreto, recriminan que la número 25 alude a la clasificación de los empleados públicos según la Ley 7/2007 del Estatuto Básico del Empleado Público, cuando, según aseguran los opositores, hoy está sustituida por el decreto legislativo 5/2015.

Los aspirantes a pinche también afirman que otras preguntas elegidas están fuera del temario publicado en el Boletín Oficial de Aragón (BOA) para la oposición. Es el caso del primer enunciado del test, que se interesa sobre el órgano que cuenta con potestad para establecer los tributos: el Senado, el Congreso de los Diputados, el Gobierno o el Estado mediante Ley. "Están preguntando por una frase contenida en el artículo 133 de la Constitución española dentro del título VII que no está en el temario publicado el 18 de abril", censuran.

Entre el listado de preguntas, hay otras sin duda llamativas que versan sobre las reservas naturales de Aragón, la definición de desierto demográfico según los criterios de la Unión Europea o las funciones del Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el trabajo. "Los tribunales deberían respetar a los opositores que se juegan su trabajo, su dinero, su tiempo y su ilusión para conseguir una plaza de personal estatutario fijo", lamentan algunos de los participantes, que han adelantado que se reservan el derecho a interponer un recurso administrativo contra el procedimiento.

Cambio de criterios

Desde el sindicato CSIF también lamentan el nivel del cuestionario seleccionado. Reconocen que es normal que los tribunales seleccionen diferentes tipos de preguntas (según la categoría, de cultura general y de la Comunidad aragonesa), pero consideran que el nivel de algunas es superior al certificado de estudios primarios que la Administración exige para la prueba.

Ante las quejas y consultas recibidas por parte de afiliados en los últimos días, el portavoz de Sanidad de CSIF, Evangelino Navarro, quiso tranquilizar a los opositores. Recordó que a principios de año, el Salud modificó los criterios para superar una oposición con el objetivo de "evitar que queden plazas vacantes al no haber un número suficiente de aprobados". Así, la nota de corte se baja hasta conseguir que el número de aprobados sea de tres por cada una de las plazas convocadas.

 

Etiquetas
Comentarios