Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Ribera traslada a Aragón que la transición del carbón será "sensible con el territorio"

La ministra y el consejero Olona abordarán la polémica en una reunión bilateral.

Olona, en el Consejo Consultivo de Política Medioambiental que presidió ayer Ribera
Olona, en el Consejo Consultivo de Política Medioambiental que presidió ayer Ribera
Enrique Cidoncha

La nueva ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, trasladó ayer a Aragón su compromiso de abordar el fin del carbón "con sensibilidad" hacia la sociedad y el territorio. Así se lo hizo saber al consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, en el Consejo Consultivo de Política Medioambiental, celebrado en Madrid.

El consejero aseguró que Ribera se mostró "accesible y abierta al diálogo" y que ambas partes acordaron mantener una reunión bilateral en cuanto sea posible. La ministra reconoció que el proceso se prevé "complejo", ya que existen "distintas posiciones de partida", por lo que "habrá que llegar a acuerdos y a soluciones que verdaderamente lo sean".

Olona sostiene que la transición energética "no se puede abordar únicamente desde un enfoque conservacionista", ya que eso "iría en contra" del signo del nuevo Gobierno de Pedro Sánchez "y de la propia sostenibilidad". Aragón exige que para avanzar hacia una economía en la que la dimensión ambiental tenga mayor presencia hay que integrar "las dimensiones social, territorial y económica".

"Es una cuestión estratégica tanto para España como para la Comunidad", afirmó el consejero. Pese a la dureza mostrada por Ribera, que en sus primeras declaraciones como ministra aseguró que el carbón tiene "poco futuro", Olona cree que su compromiso expreso con la sociedad y el territorio hace que este sea "un excelente punto de partida", ya que, según sus palabras, el Ministerio posee "una visión horizontal e integradora".

Nada se habló, en todo caso, sobre la ‘fecha de caducidad’ del carbón o los 4.000 empleos directos e indirectos que se perderían con el cierre de la térmica de Andorra.

El consejero no pudo abordar la polémica suscitada por recrecimiento de Yesa –cuyo sobrecoste, cifrado en más de 140 millones por el Tribunal de Cuentas, ha llevado al Parlamento navarro a solicitar la paralización de las obras y a encargar un estudio sobre su seguridad. Cree, no obstante, que "no hay motivos de preocupación". "Pude hablar la semana pasada con la consejera navarra y ya me anunció su intención de solicitarlo. Es una cuestión que no comparto", explicó.

Pese a que para tratar este tema habrá que esperar a la reunión bilateral con el Ministerio, el titular de Desarrollo Rural dice no tener dudas sobre el futuro de esta obra hidráulica. "Me preocupa más Almudévar, que apenas ha iniciado las obras", subrayó. Olona también aprovechará el encuentro para reivindicar los 80 millones del plan integral del Ebro. Tendría que haberlo hecho el día 12 en una reunión con la secretaria de Estado de Medio Ambiente, pero la moción de censura obligó a cancelar la reunión.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión