Despliega el menú
Aragón

El granizo daña cerca de 300 hectáreas de cultivos en El Frasno y Sabiñán

Los agricultores valoran los cuantiosos daños en cerezos y viñas causados por la piedra que cayó el martes.

El agricultor Jesús Romero muestra los daños en los cerezos, con mucha de la fruta por el suelo
El agricultor Jesús Romero muestra los daños en los cerezos, con mucha de la fruta por el suelo
Macipe.

La tromba de agua que el martes por la tarde descargó con fuerza en Calatayud y alrededores se cebó especialmente con las cercanas localidades de El Frasno y Sabiñán. Según una primera estimación del Servicio Provincial de Zaragoza del Departamento de Desarrollo Rural de la DGA, realizada este miércoles, ha podido verse afectada una superficie aproximada de 300 hectáreas de cultivos. Las mismas fuentes apuntan que el principal destrozo se ha dado en cerezos, aunque también en viñedos y otros frutales. Los registros en el pico del Rayo de la sierra Vicor marcaron cerca de 35 litros por metro cuadrado en poco más de 45 minutos.

Para una valoración más exacta de cómo afecta este episodio a las cifras de producción, desde Desarrollo Rural señalan que habrá que esperar un tiempo. Sin embargo, Jesús Romero, uno de los agricultores de El Frasno, en una primera valoración considera que han podido verse afectados entre “el 80 y el 90% de los productores” y que los daños en las zonas castigadas pueden ser “muy grandes”. Por su parte, también explicaba que algunas partes aisladas se han podido salvar del granizo, pero que en estos casos el agua está haciendo que se abran los frutos. De igual forma, en el caso de los viñedos, será necesario esperar unos días, porque los daños se han producido sobre las hojas.

Por su parte, la alcaldesa de la localidad, Raquel Naranjo, detallaba que la afección a la producción es “del 100%” tras acercarse a una de las principales zonas afectadas, toda la parte que va desde la A-2 hacia Paracuellos de la Ribera y Sabiñán en la que se sitúan según sus cálculos el 75%. “Ha sido un desastre. Tenemos muchos caminos cortados, por los que no se puede pasar de ninguna manera”, indicaba resignada.

Asimismo, ha comentado que ya se han puesto en contacto con la Diputación de Zaragoza para que una pala mixta pueda despejar provisionalmente las vías y que de igual forma, asegura, recurrirán a las ayudas recientes de la institución provincial para reparar caminos y que también piensan hacerlo con las ayudas del Gobierno de Aragón.

Además, las consecuencias también se dejaron notar en la vecina localidad de Sabiñán, precisamente en las fincas también de cerezo de la zona colindante con El Frasno. Según el alcalde de la localidad, Ignacio Marcuello, la tromba afectó en parte a algunos caminos del término municipal, aunque la mayoría han resistido al estar arreglados de forma reciente también recurrirán a la línea de ayudas de DPZ. Por su parte, ha criticado que la CHE siga sin limpiar el cauce del Jalón tras la crecida de abril, ya que en el puente de Piedra de Sabiñán han quedado embarrancados grandes maderos que retienen más suciedad y dificultan el paso del agua.

Etiquetas
Comentarios