Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Universidad de Zaragoza

¿Cómo afectarán los cambios en las becas a los aragoneses?

Al menos, 62 estudiantes más habrían obtenido una ayuda económica en el actual curso académico.

Sandra Lario

Un 5 para acceder a una beca general y dinero extra para las mejores notas son algunas de las novedades que se implantarán en el próximo curso académico (2018-2019). Así lo anunció el anterior ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, y lo confirmó posteriormente su sucesora, Isabel Celáa. Desde el curso 2012-2013, para acceder a una beca general (es decir, el pago de la matrícula) era necesario cumplir una serie de requisitos económicos (una condición que siempre ha existido); pero también tener una nota media superior al 5,5. De este modo, los universitarios que teniendo unos recursos insuficientes no habían conseguido alcanzar esta calificación se quedaban sin opciones para ir a la universidad.

Tras la publicación del nuevo Real Decreto, más universitarios podrán acceder al sistema de becas nacional. Según los datos facilitados por la Universidad de Zaragoza, durante este curso académico hasta 62 alumnos de primero de carrera no han recibido una beca solo por tener una nota media inferior al 5,5. No hay que olvidar que este sistema se lleva aplicando seis años, por lo que muchos alumnos (conocedores de la situación), ni siquiera presentarán la solicitud de la beca y, por lo tanto, no están incluidos en este cálculo.

Así que, como mínimo, 62 estudiantes se beneficiarían; pero la realidad podría ser mucho mayor. De hecho, según los datos históricos recopilados por el campus público aragonés, del curso 2011-2012 al 2012-2013 (en el que se impuso la nueva normativa), hubo un incremento de 400 becas denegadas (no se especifica las razones); lo que podría dar una idea más real de cuál sería el volumen de población afectada. Por su parte, se mantendría en un 6,5 la nota necesaria para obtener los otros componentes de la beca dineraria en el primer curso del nivel universitario y los requisitos académicos para obtener la beca en segundo curso y posteriores.

En la actualidad, según los estudios que se estén cursando se debe tener un porcentaje de aprobados mínimo para mantener la beca. En el caso de las ciencias sociales, jurídicas, artes y humanidades es necesario aprobar el 90% de los créditos en los que están matriculados, mientras que esta cifra baja al 80% si se estudia alguna carrera de ciencias de la salud y al 65% si se está matriculado en una carrera de ciencias, en una ingeniería o en una arquitectura. Desde el campus público aragonés siempre se han criticado las medidas adoptadas en 2012, que dejaron fuera del sistema de becas a alumnos con una calificación inferior al 5,5. Tal y como han destacado en varias ocasiones, se estaba trabajando en la dirección equivocada: “Lo que se necesita es ayudar a las familias para que puedan cursar estudios superiores y no ponerles barreras”.

El sindicato Estudiantes en Defensa de la Universidad (EDU) valora de manera positiva el descenso de la calificación media, aunque considera que la medida es insuficiente. “Es algo que se venía pidiendo desde hace tiempo, pero es injusto que no se pueda acceder a los complementos de la beca. El objetivo de este programa es que todos tengan las mismas oportunidades para poder estudiar y poniendo una limitación de nota, no se consigue”, recalca José Antonio Gadea, representante de este colectivo. Tal y como destaca, las propuestas impulsadas en los últimos años han provocado la salida de muchos estudiantes del sistema universitario: “Si compaginas estudio y trabajo (porque no cuentas con recursos suficientes), es probable que no se alcancen los requisitos académicos necesarios (hasta el 90% de aprobados según la rama de conocimiento)”.

200 euros “a la excelencia”

Otra de las grandes novedades que se prevé que incluya el nuevo decreto de becas es que los alumnos con una calificación superior al 8 recibirán entre 100 y 200 euros más. "Nuestra idea es conjugar la igualdad de oportunidades con premiar la excelencia", apostilló el ministro. Esta medida, al igual que el resto, se aplicará a todos los estudiantes de estudios postobligatorios, tanto universitarios como no universitarios

Desde EDU lamentan esta decisión del Gobierno de España que busca “premiar” en vez de dar igualdad de oportunidades. “Si se quiere premiar el buen rendimiento académico, que se organice otro modelo; pero que no se utilice un sistema cuya finalidad es asegurar que todos puedan cursar estudios postobligatorios (independientemente de su nivel económico)”, recriminan. Gadea resalta que 200 euros no afectan en exceso al futuro de un estudiante, pero que, con el cúmulo de cinco "notas excelentes"; una persona puede tener una beca de matrícula y, por lo tanto, acceder a la universidad.

Un “tratamiento específico” para los becados que hayan sido víctimas de violencia de género, un aumento económico para el programa Erasmus+ (el incremento será de un 16% hasta los 206 millones de euros, de los cuales 30 millones serán cofinanciados por España) y la puesta en marcha de las becas para la investigación Beatriz Galindo (dotadas con 10 millones de euros y cuya finalidad es permitir que aquellos que han estudiado fuera vuelvan y dar continuidad a profesores universitarios) son otras de las novedades que se pondrán en marcha el próximo curso. Asimismo, los Presupuestos Generales del Estado para 2018 incluyen 50 millones de euros más para destinarán a becas y ayudas al estudio.

100 euros más para las rentas más bajas

Junto a todas estas novedades, la actual ministra de Educación y Formación Profesional anunció la pasada semana un incremento de 100 euros a la cantidad fija de la ayuda que recibirán los becarios de las familias con rentas más bajas, hasta alcanzar un máximo de 1.600 euros. En este umbral se incluyen las familias de tres miembros con unos ingresos netos anuales de 10.606 euros y de 13.909 si son cuatro personas.

Según han especificado desde el Ministerio, la intención es que se revise el plan de becas actual, con el objetivo de mejorarlo para el curso 2019-2020. Todavía se desconoce en qué línea irán estos cambios, pero es probable que sean más similares al sistema existente durante el Gobierno de Zapatero. En la convocatoria que se publicará el próximo mes, se pueden obtener ayudas para pagar la matrícula (exención de tasas), por la renta del alumno (hasta 1.600 euros), por movilidad (1.500), por excelencia (entre 100 y 200 euros) y una parte variable (hasta 2.500). En términos generales, un alumnos de Aragón puede obtener un máximo de 5.900 euros, más el pago de las tasas universitarias.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo