Despliega el menú
Aragón

El desconcertante equipaje de Igor el Ruso

Norbert Feher llevaba consigo mucho peso e infinidad de productos y utensilios de todo tipo. Algunos absolutamente inesperados.

Recreación del suceso.
Recreación del suceso.

Norbert Feher dijo en su declaración ante la jueza de Alcañiz que se movía por el territorio "en bicicleta". Esta afirmación queda más que en evidencia una vez se conocen todos los objetos que el criminal portaba consigo. Nada menos que 24 bolsas, que contenían absolutamente todo tipo de productos: desde armas y utensilios básicos de supervivencia hasta cuatro rosarios o una Biblia, pasando por elementos de ocio como un Tamagochi, cartas de Dragon Ball, nuerosa ropa, mantas, colchonetas o dos reproductores de CD.

La despensa inagotable de Feher

Además, el asesino llevaba multitud de material tecnológico, entre el que destacan un ordenador portátil, dos teléfonos móviles y tres USB. Sin lugar a dudas, estos hallazgos no hacen sino acrecentar la hipótesis de que Feher se movía por la zona con apoyo de algún vehículo a motor. Resulta materialmente imposible que transportara semejante cantidad de objetos en una simple bicicleta. Otra suposición que cobra fuerza es la de que Igor el Ruso pudiera tener algún tipo de escondite, en el que almacenaría todos estos productos.

Un amplísimo arsenal

En el momento de su detención, Feher portaba consigo multitud de utensilios: cuatro pistolas, varias navajas, dos radios, recortes de prensa, un folleto de Motorland, una cámara GoPro, documentación falsa y robada a Víctor Romero, pastillas con fecha de caducidad en octubre de 2019, dos placas solares, perfume, varias gafas graduadas y de sol y alimentos no perecederos.

Muchos objetos coinciden con los robados en las masías de la zona y otros los habría traído consigo.

Etiquetas
Comentarios